Uno de naves manejado por la voz

PewPewPewPewPewPewPewPewPew parece cualquier cosa menos un título para un juego. Sin embargo, es uno de los más descriptivos desde Head over Heels. ¿En qué consiste? Pues en algo tan sencillo como hacer onomatopeyas y que el personaje de la pantalla se ponga a disparar.

Un juego de disparos controlado por la voz, para el que sólo hace falta un micrófono y una Xbox 360. Pero, claro, algo así sólo está en el bazar Indie de la consola y con un precio de 240 Microsoft Points. Eso sí, es cuestión de tiempo que alguien como Tetsuya Mizuguchi adapte la idea a una de sus extravagantes producciones.