Imagen de perfil de Manuel del Campo
La opinión de
Manuel del Campo

Darksiders II, Assassin´s Creed III, Halo 4, GTA V, Resident Evil 6…

imagen por defecto contenido opinión

Resulta más que curiosa esta ordenada secuencia numérica que acompaña a los grandes videojuegos que llegarán este año. ¿Y que pasa con la nuevas franquicias? Nadie se atreve, por lo que veo.

Por supuesto, he nombrado solo a los más populares, pero podríamos seguir, ya sin ese orden numérico tan estricto, con Mass Effect 3, Max Payne 3, Final Fantasy XIII-2, Tomb Raider (sin número, pero con infinidad de entregas detrás), los que no están anunciados pero se da por seguro que llegarán (Call of Duty, FIFA, Pro), y así un largo etc…

En los tiempos que corren, es muy raro que compañía se arriesgue a lanzar un juego –y me refiero a una gran producción, esas a las que ellos llaman AAA, con una inversión muy fuerte detrás- que suponga crear una nueva franquicia, nuevo protagonista, nuevo estilo… Tan solo Rockstar nos deleitó al año pasado con el excelente L. A. Noire, en el que además se desmarcaron con una nueva mecánica apoyada en las posibilidades de las nuevas tecnologías. Bien por ellos.

Puedo entender la situación. No están los tiempos para invertir decenas de millones de euros en un producto nuevo sin garantías de que vaya a funcionar. Sobre todo, cuando lo que tienes va razonablemente bien: no hay más que ver el revuelo que se ha armado con el anuncio de Assassin´s Creed III, y antes con los de Resident Evil 6 o GTA V, más allá de que nos gusten más o menos sus nuevas propuestas, todos nos emocionamos con tan solo oír sus nombres.

En el momento económico actual, no me inquieta en exceso, pero sí estoy convencido de que, en un futuro, este anquilosamiento creativo (perdón por el taco) puede pasar factura a una industria que aún tiene muchos pasos que dar. ¿Os imagináis que en el cine, en los últimos 5 años, las únicas grandes producciones que hubiéramos degustado hubieran sido secuelas y secuelas de, por ejemplo, Transformers, Batman y Resacón en las Vegas (que mira que tienen ciudades para hacer películas)? No me cabe duda de que estaríamos más que hartos y la industria cinematográfica lo habría pagado muy caro.

Rockstar ha demostrado con L. A Noire que la innovación y éxito no están reñidos. Pero es necesario que tengan como base el talento y la calidad (mirad lo que ha sucedido en el cine este año con una película muda y en blanco y negro). Por mi parte, encantado de seguir deleitándome con las nuevas entregas los Assassins, Residents y Uncharteds. Pero cuando tuve que recordar lo mejor de 2011, lo primero que se me vino a la mente fue el soplo de aire fresco que supuso L.A Noire.

Lecturas recomendadas