Imagen de perfil de JeezyDrvggz
Análisis de Sleeping Dogs
JeezyDrvggz

Venganza en Hong Kong

Lo siento de verdad, chicos. Soy un puto fanboy de este juego. De veras. Estamos hablando de uno de mis juegos favoritos, el cual me he comprado 3 veces y me he pasado 4 veces, debido a que está disponible en diversas plataformas. Pero sin duda, la versión que recomiendo es la llamada 'Definitive Edition', cuya edición de Xbox One viene con una caja especial, e incluye todos los DLC que sacaron para el juego. Si anteriormente intenté evitar que compraseis Just Cause 3, hoy os invito a comprar Sleeping Dogs. Lamento decir que al igual que muchos juegos en los que Square Enix está de por medio, el juego en su versión de 360 tenía muchos DLC estúpidos. Cuando supe que la versión de Xbox One los traía de serie, tuve que comprarme el juego de cabeza. Al llegar a mi casa y abrir el cartucho, y encontrarme con un libro de ilustraciones, me motivé. Un auténtico detalle para fanboys de este videojuego como yo. Y es que de hecho soy un fanboy de Sleeping Dogs.
El protagonista, Wei Shen, está ideado como si fuera un héroe de acción.
Su personalidad hace que te identifiques con él: Algunas veces te sentirás como si pudiera haber un Wei Shen en tu barrio, un sociópata buscavidas capaz de tumbar a 20 personas en una pelea. En este juego, controlas a un policía infiltrado, cuya tarea es investigar a los distintos criminales infiltrándose en las organizaciones criminales desde dentro.
Recuerda a la película llamada Donnie Brasco (la cual recomiendo muchísimo por cierto) sólo que con chinos bastante canis y ciclados. Las tríadas del juego en realidad son una parodia de tríadas que existen en la realidad: nuestro personaje se relaciona con miembros de la 'Sun On Yee' y en determinadas misiones nos enfrentamos a una tríada rival llamada '18K' en referencia a las tríadas existentes en la vida real Sun Yee On y 14K.
Pero nuestro protagonista no es como esos mafiosillos de la tríada y eso es algo que podemos notar desde el principio del juego. El personaje es carismático, noble e inteligente, lo cual hace que le cojas cariño al juego, y convierte a Wei Shen en un protagonista inolvidable. El punto fuerte de este juego son las peleas cuerpo a cuerpo. Los movimientos que realiza el personaje son espectaculares. Os invito a buscar en Youtube 'Sleeping Dogs Combat Gameplay' y ver un par de vídeos, os aseguro que no os arrepentiréis. La historia del juego realmente engancha. Con su edición de nueva generación se nos incluye una cantidad enorme de DLCs con pequeñas misiones secundarias e incluso tres historias adicionales, cada una con un par de horas de duración. Aunque hay poca ropa, lo cierto es que el protagonista luce bien. Hay una tienda con los trajes que en la antigua generación eran parte de DLCs, como por ejemplo el traje del protagonista de la saga Just Cause (de cuya última entrega escribí una crítica apenas una semana antes de escribir esto) Las misiones del juego son variadas: La primera vez que me pasé el juego, la historia me la comí en prácticamente un día. De hecho, esta es corta, pero intensa y épica: Unas 20 misiones, espectaculares, y que te sumergen en la acción de lleno, excepto en 3 misiones que sirven para sumergernos más en la trama (me he pasado tantas veces este juego que creo que podría decir el orden de las misiones de memoria) Para compensar la poca duración de la campaña, tenemos varias misiones secundarias: los favores, pequeños desafíos que nos desbloquean atuendos y vehículos (cortesía de los DLC que ahora vienen gratuitos) 4 casos que investigar para ayudar a la policía, también hay un tipo que como en GTA IV nos manda a robar coches.. incluso hay un par de misiones secundarias donde nos encargamos de cobrar deudas al auténtico estilo de la mafia china. Podemos ir a ciertas zonas controladas por las pandillas yendo a unos lugares que están marcados en el mapa y en los que tenemos que eliminar a los pandilleros que allí se encuentran, a continuación hackeamos la cámara a través de un minijuego, y desde nuestro piso franco, utilizando la tele, nos conectamos a la cámara y hacemos arrestar al camello de turno. A modo de Easter Egg, después de haber hecho esto, cuando queramos podemos hacer arrestar a algún civil utlizando la televisión. El juego cuenta con determinados homenajes a Bruce Lee como por ejemplo la posibilidad de utilizar el traje amarillo que utiliza Bruce Lee en alguna de sus películas (he tenido que recurrir a Google para confirmar esto: Este traje lo utilizó Bruce Lee en la película Game Of Death) también podemos conseguir trajes de la película Ong Bak,el juego Deus Ex e incluso hay un traje en homenaje a la película Reservoir Dogs. Aunque no podemos echarnos novia, si que podemos quedar con determinadas chicas que conoceremos en la historia y que al completar su misión particular desbloquearemos la ubicación de los coleccionables en nuestro mapa. Hay un minijuego en el que podemos jugar a una especie de póker chino al que se juega utilizando fichas, hasta podemos apostar en peleas de gallos.
Lamento decir que la conducción deja que desear, aunque eso sí, me he pasado tantas veces este juego que la tengo dominada; en serio, conduzco que te cagas. Es una conducción muy arcade en la que podemos usar un botón para pegar una especie de volantazo para dañar a otros vehículos o echarlos de la carretera, esto sirve para las persecuciones y para las carreras. No es realista, pero mola. Hay un elemento que podria haberse implementado mejor, pero que aun asi mola mucho, y es que podemos saltar de un coche en marcha a otro para robarlo. Esto encaja con la imagen de 'héroe de acción' que transmite el protagonista. El dinero que ganemos con la historia, participando en carreras ilegales o cumpliendo diversas tareas nos lo podemos gastar en ropa y vehículos. También encontramos escondidos por el mapa diversos NPC que nos venden mejoras para nuestra casa. Nuestro personaje puede mejorarse a través de dos maneras: Encontrado estatuas durante las misiones, las cuales llevamos a cierto entrenador, y con cada estatua nos enseñará una nueva técnica, o recibiendo experiencia al superar las misiones de la trama, según nuestra puntuación recibiremos cierta cantidad de experiencia de 'tríada' y de 'policía', de manera que al subir de 'nivel' nos darán un punto de habilidad. También realizando tareas secundarias aumentaremos nuestro nivel de prestigio, que nos dará acceso a determinadas mejoras, como comprar nuevos objetos (ropa y vehículos) pero también enfocadas al prestigio en combate: Si luchamos bien, y se nos llena la barra de 'prestigio' nuestro personaje entra en una especie de modo frenético en el que regeneramos salud y disponemos de ciertas habilidades aumentadas. Esto también sucede en los tiroteos. Las armas apenas se ven en este juego, excepto en determinadas misiones y momentos. Esto hace que los tiroteos sean escasos, pero emocionantes. Hay una característica de la que si abusamos el juego se vuelve demasiado fácil, y es el salto con cámara lenta. Al saltar un obstáculo usando un arma (el protagonista no es que sea Ezio Auditore, pero sí que hace algo de parkour y en muchas misiones hay interesantes persecuciones) entramos en un modo de apuntado a cámara lenta que se extiende si estando en este estado matamos a alguien, lo cual hace que perfectamente puedas eliminar a todos los enemigos que haya en pantalla. Considero esta técnica propia del lado oscuro de la fuerza e intento evitarla lo más que puedo. La banda sonora no es ninguna maravilla, si bien tiene temas de Hip Hop que acompañan en ciertas misiones y nos dejan momentazos para la posterioridad; por ejemplo el tema 'No Brother' del grupo chino 24Herbs me parece un acierto pues me parece que transmite muy bien la idea de 'bajos fondos' que muestra el juego.
En definitiva, Sleeping Dogs: The Definitive Edition es un juego que nunca olvidaré y se convirtió en uno de mis favoritos por su historia, que aunque corta, hizo que admirase a su protagonista y me parece digna de una película. Sus acciones impactan en el mundo que le rodea y en este sentido el juego es realista: si un tío en tu barrio se liase a tortas en plan kung-fu con 8 tíos y ganara la pelea, se haría rápidamente conocido y respetado. Esto hace que en determinadas misiones, los mafiosos huyan de nosotros nada más vernos gritando '¡Mierda, es Wei Shen!' aumentando aún más esa sensación de que nuestro protagonista es el 'puto amo'. De verdad que podría tirarme horas hablando de este juego, pero lo mejor que puedo hacer es recomendaros que descarguéis la demo (al menos en la antigua generacion habia una, no se en la actual) y lo probéis. Incluso, si quieres alquilar algun juego por un día o dos, tambien te lo recomiendo, pues merece la pena pasarse la historia. He tratado lo máximo posible de escribir este análisis evitando spoilear a nadie, y en ese sentido, creo que he tenido éxito. Os aseguro que cuando saquen la segunda parte de este juego, me la compraré de salida.
Me gustaría recalcar lo bueno y lo malo de este juego, en forma de breve resumen:

LO MEJOR:
- El protagonista y el argumento.
- El sistema de progresión del personaje a través de 3 maneras: Habilidades que desbloqueamos con la experiencia, habilidades que desbloqueamos con coleccionables y sistema de prestigio.
- La ciudad del juego. Ni en broma está tan detallada como la ciudad de Los Santos de GTA V, pero si que ofrece algo fresco, pues recordemos que en Hong Kong se conduce por la izquierda y los asientos están ubicados a la derecha. Se agradece un Sandbox criminal que no esté ambientado en Estados Unidos.
- El sistema de pelea cuerpo a cuerpo. Simplemente espectacular.
- Los añadidos que incluye la 'Definitive Edition' son muchísimos. Desde pequeñas tareas de policía, a desafíos de peleas pasando por nuevos trajes y vehículos los cuáles debemos desbloquear cumpliendo dichas tareas, lo cual añade bastante tiempo de juego. Mencionar además las historias adicionales: Una como policía, una relacionada con espíritus malditos y otra que es un homenaje a una película de Bruce Lee.
- Al menos para mí, es un juego que da ganas de pasarse varias veces. Destacar que podemos repetir todas las misiones de la trama del juego a través de un menú.

LO PEOR:
- Conducción arcade y poco realista.
- Cierto surrealismo también en la física: nuestro personaje no puede morir de una caída ni al estrellarse con la moto. (¿Qué esperabas? Wei Shen es el puto amo)
- El sistema de salto con cámara lenta es un abuso y puede hacer el juego demasiado fácil.
- La historia es demasiado corta, y te deja con ganas de más. Completar el 100% del juego, es decir, incluyendo el contenido secundario, no es complicado, pero sí que es un gustazo.
- Las reacciones de la IA enemiga cuando le apuntamos con un arma mientras jugamos al modo libre dejan bastante que desear. Me recuerda mucho a cuando en Dying Light apuntas a los hombres de Rais con un arma de fuego. Se contienen un poco, pero no me parece una reacción realista. Deberían salir huyendo o rendirse.

83

Muy bueno

Lo mejor

Lo peor

Análisis de HobbyConsolas

    Análisis de Sleeping Dogs desde Hong Kong

    Hasta hace relativamente poco tiempo, el cine asiático era un desconocido en Occidente. En los últimos años, eso ha cambiado gracias a la calidad de producciones que han hecho que el cine japonés, chino o coreano tuviera un reconocimiento que merecía por méritos propios hacía ya tiempo. Y si el cine oriental da cabida a todo tipo de géneros, han sido filmes de mafiosos como Infernal Affairs (titulada Infiltrados en el remake dirigido por Martin Scorsese) o Duelo de Dragones, los que han influido directamente en la ambientación de Sleeping Dogs. Artes marciales, disparos, conducción, libertad de acción y amplias posibilidades en un mundo abierto, son las señas de identidad de un

    Hobby

    85

    Muy bueno

    Lo mejor

    Los combates cuerpo a cuerpo y los tiroteos son espectaculares. La ambientación general.

    Lo peor

    Técnicamente tiene algunos fallos: pobre IA, bugs generales, etc. No cuenta con modos multijugador.

Más análisis de usuarios