Reportaje

Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario. Entrevista a Jorge Saudinós, director de doblaje

Por Raquel Hernández Luján
-

Hoy se estrena en salas comerciales Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario y Alfa Pictures nos ha brindado la ocasión de charlar con Jorge Saudinós el director del doblaje de la película, quien por cierto tiene una larga y prolífica carrera en el mundo de los videojuegos, ¡no os perdáis sus palabras!

La voz de Jorge Saudinós es más que conocida para los amantes de los videojuegos: Assassins Cred, BioShock, The Last of Us, Dead Rising, The Order 1886, Resident Evil Revelations 2... La lista es enorme, pero también destacan sus trabajos en el doblaje de series y películas. Hoy hemos tenido el placer de charlar con él acerca de Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario en la que ha trabajado como director de doblaje liderando a un equipo compuesto, entre otros, por:

- Juanjo Lespe (Caballero de Bronce de Pegaso: Seiya)

- Josito Núñez (Caballero de Bronce del Dragón: Shiryu)

- Iñaki Crespo (Caballero de Bronce del Cisne: Hyoga)

- Sergio Sánchez (Caballero de Bronce de Andrómeda: Shun)

- José Lifante (Caballero de Oro de Cáncer: Death Mask)

- Yolanda Pérez (Atenea: Saori Kido)

¿Eras fan de Los Caballeros del Zodiaco antes de dirigir el doblaje de La leyenda del Santuario?

La verdad es que yo conocía la serie porque es una serie mítica y más o menos cuando yo empecé a trabajar en doblaje era el momento álgido de la serie que era el año noventa más o menos entonces sí que la conocía pero no era especialmente fan. Sí que a raíz de la película he tenido más conocimiento de cosas y me he empapado más y la verdad es que soy un nuevo fan.

¿Cómo has ido documentándote para realizar el proceso de dirección del doblaje?

Me dieron la idea original: recuperar el espíritu de la serie clásica y he tenido asesoramiento de Javi Puertas, de Selecta Visión y de Joaquín Paz que es el encargado de las músicas de Los Caballeros del Zodiaco en castellano y ambos tienen un conocimiento de la serie. Ellos ha estado en todo momento en el doblaje haciendo sus aportaciones, resolviendo cualquier duda que tuviera y además han puesto mucho de su propia cosecha los propios actores de la serie clásica José Núñez, Sergio Sánchez y todos lo que han venido a interpretar sus papeles, algunos que incluso llevaban 20 años sin tocar su personaje.

¿Cuál es tu cometido como director de doblaje a la hora de guiar a tu equipo de trabajo, para despuntar en sus papeles a nivel individual pero conformando un todo?

Es parte de la labor de dirección; se hace una adaptación de los diálogos, en el plano técnico lo que es la medida y la parte de la interpretación. Ha habido que decirles poco porque la verdad es que conocían perfectamente sus papeles. Sí que es verdad que el tipo de dibujo ha cambiado, no es el mismo tipo de animación que ellos encontraron en su momento, es un dibujo mucho más elaborado y complicado pero mi labor ha sido más a nivel técnico porque ellos la parte interpretativa la tenían bastante más que pillada. Pese a que me he informado de cuál es el carácter de cada personaje y les he tenido que corregir tonos en un momento dado pero porque había visto previamente la película y sabía lo que demandaba la interpretación, pero ellos prácticamente han tirado solos.

¿Habéis encontrado dificultades para cuadrar las voces de Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario con la expresividad de los personajes por sus particularidades al ser japoneses?

Estamos muy habituados ya porque hemos doblado mucho anime, normalmente bajamos un poquito la intensidad respecto al japonés porque en nuestra cultura siempre somos más comedidos aunque siempre intentamos pegarnos al original lo máximo posible. Dificultad en sí, no, simplemente adaptarnos a los personajes que es verdad que pasan de estar relajados a ponerse a gritar, Seiya en varias situaciones lo hace, pero no es un dificultad, es simplemente adaptarse al personaje sin más.

¿Cuál ha sido el personaje más complicado de doblar por sus matices?

Uno de los personajes más complicados era Dead Mask porque José Lifante tenía que cantar una pieza cortita, una canción y es complicado, también llevaba mucho tiempo sin hacer doblaje porque es más un actor de imagen y enseguida lo pilló perfectamente y fue muy fluido, pero al llevar un tiempo inactivo fue un pelín más complicado. Pero muy bien, fue todo bastante fluido en general.

¿Qué opinión te merece que cada vez sea más frecuente fichar a famosos para el doblaje de películas de animación? ¿Es un buen reclamo publicitario pero os hace daño o no interfiere en vuestro trabajo?

Voy a intentar ser lo más políticamente correcto. Los americanos lo hacen habitualmente y lo hacen muy bien porque están muy preparados. Si escuchas a Will Smith haciendo doblaje flipas,  está muy bien, no distingues un actor de doblaje normal de un actor de imagen que hace doblaje. Aquí yo estoy de acuerdo con este tipo de reclamo siempre y cuando esté bien hecho y hay muchos ejemplos: Florentino Fernández lo hace fenomenal, José Mota a mí me encanta, yo he compartido además con él Monstruos University porque yo hago uno de los personajes de esa película y me parece que su personaje está niquelado.

Yo estoy super de acuerdo con que se haga eso pero con gente que esté preparada, no voy a decir nombres, pero todos los tenemos en mente y hay un montón de películas que son una chapuza porque no están preparados. Hay uno que sí voy a citar porque fue bastante honesto, ¡si se lo ofrecen cómo van a decir que no! Es una opción más dentro de su trabajo pero por ejemplo en Escuela de rock, que lo hizo Dani, de El canto del loco, él mismo luego lo dijo y pidió disculpas porque no estaba preparado. Era un actor complicado de doblar para un actor de doblaje habitual acostumbrado, con que para él mucho más. Por regla general estoy de acuerdo con que se haga este reclamo siempre y cuando sea una cosa correcta.

¿De dónde te vino la vocación del doblaje? ¿Cuál fue tu formación?

Hace 25 años ya que empecé y conocía a gente dentro del mundo del doblaje y me enteré de la existencia de Apadema que era la escuela oficial de doblaje que había en ese momento y estuve en ella tres años de los cuales aproveché el último y en una ocasión, una maestra como es Lucía Esteban que fue mi profesora y ahora compañera, me dio un toque de atención y me dijo que podía hacerlo bien y si me implicaba podía llegar lejos (tendría 16 o 17 años), me picó la curiosidad, me puse las pilas y el último año pegué un avance muy grande y fue cuando ya me animé. Pero he llevado la interpretación en la sangre desde niño: siempre he hecho teatro y bueno en mi vida personal soy un payaso integral, las 24 horas del día, a tiempo completo (ríe).

 

¿Consideras que es una profesión en declive ante la mayor aceptación de la versión original o en auge debido a que en España seguimos apostando por nuestro idioma?

Yo pienso que sigue en auge lo que pasa es que sí que hay una tendencia muy dirigida por parte de una serie de gente a apoyar la versión original como una imposición sobre lo demás pero es completamente dirigido y viene de un sector de unos actores de imagen que nos tienen condenados y que por algún motivo les molestamos y se han buscado un recurso fácil para excusar en un momento dado la falta de atención que tiene el cine español y además se están haciendo cosas muy buenas últimamente, se está mejorando mucho, pero ha habido una tendencia a poner la excusa de que por un lado no se sabe inglés, como si solo se doblaran cosas en inglés cuando también se doblan cosas en francés, ruso, japonés o italiano y alemán pero como si no tuviéramos conocimiento de los idiomas originales por culpa del doblaje, pero es un tema muy manido.

 

Mi posición particular es que estoy totalmente de acuerdo con la versión original, es más, una persona que tenga conocimiento del idioma original lo que no sé que hace es viéndolo en el idioma doblado porque es la forma en la que más va a recibir los matices del actor, yo creo que es lo ideal. Ahora, lo que no comprendo, pero respeto, es a quien no tiene conocimiento del idioma original y lo ve con subtítulos porque escuchas ruidos, no percibes los matices  y ni siquiera puedes ver al actor porque estás leyendo, eso me parece absurdo.

Sobre la polémica acerca de los doblajes que son criticacos por no ser acertados:

Hacemos una adaptación a lo que es el tipo de cultura y a lo que estamos habituados a escuchar aquí y volvemos al punto de antes: los japoneses son más histriónicos,  es todo mucho más exagerado, entonces aquí lo atenuamos un poco para adaptarlo a nuestro oído que es más comedido. Esto es lo mismo: es inevitable que incluso siendo un buen doblaje se pierdan matices del original porque no deja de ser un filtro más. El doblaje empeora muchas películas pero también mejora otras. Luego por supuesto, exiten los malos doblajes: hay ejemplos por ahí que ya no se pueden evitar. Pero respecto a un doblaje perfecto, haciéndolo muy bien, puede mejorar o empeorar una película.

 

¿Cuáles son tus referentes a la hora de inspirarte para trabajar?

Son un montón, yo siempre cito a "Naranjito", a Rafael Naranjo que es la voz de Ralph Macchio, el niño de Karate Kid. Cuando yo empecé en doblaje me fijaba en sus matices porque me ha parecido siempre increíblemente bueno y sigue siéndolo y ha sido mi referente en cuanto a buscar tonos cuando yo estaba en la escuela, me fijaba, me ponía vídeos suyos, intentaba imitarle… Y cuando pude hacer una película a su lado que se llamaba Arma joven 2 (AKA Intrépidos forajidos), que era una del oeste, compartir atril con él fue increíble. Yo llevaba dos días, era un criajo y fue increíble.

 

Y luego José Luis Gil me parece una pasada, de Barcelona Jordi Brau, aquí en Madrid Luis Bajo, de las mujeres Marga García Borgallo es increíble, tengo un montón de referentes: soy muy admirador del trabajo de mis compañeros. Un doblador de toda la vida que se llamaba  Paco Arenzana, me dijo una cosa que he recordado durante toda mi trayectoria y es que el doblaje está vivo, que el actor que en un momento dado que piensa que lo tiene todo aprendido está acabado. Tienes que reinventarte en todo momento, ponerte al día de las nuevas tendencias y las formas de interpretar porque todo cambia.

Tienes un gran curriculum en el doblaje de videojuegos, pero ¿eres jugón? ¿Cuál es tu videojuego favorito?

Yo tengo en mi casa mi habitación con mi televisión y mis consolas y juego. Empecé dirigiendo el doblaje de videojuegos en el 2000 y dos o tres de los primeros que se doblaron al castellano porque no había cultura de doblaje en ese momento, hice Ging 2 y Gladiators y sorprendieron bastante porque no se utilizaban voces buenas, digamos que lo hacía una profesión B, una serie de personas que no estaban tan cualificadas en ese momento porque el doblaje de videojuegos se consideraba un producto un poco B. Yo aposté por hacerlo con voces buenas y salieron un par de productos bastante buenos.

 

Y luego en cuanto a juegos soy de Silent Hill, Rresident Evil y los que son en primera persona de ir buscando enigmas y todo lo relacionado con el miedo y el terror me encanta.

 

¿A qué personaje de videojuego te encantaría prestarle tu voz?

El Bioshock es un juego que me encanta pero a los juegos a los que les prestaría mi voz, mi voz no se presta para ellos. Los personajes que me gustan son galanes de 30 años y yo, pese a que tengo 43, tengo una voz que es más bien para chavales de 20. Voy a hacer una pequeña trampa, si me hubieras preguntado a qué actor me hubiera gustado doblar y en qué película, te habría dicho Michael J. Fox, que me encanta en Regreso al futuro. No sé si existe el videojuego, pero si se hiciera me encantaría.

De todos tus trabajos ya sean para el cine, los juegos o la publicidad, ¿cuál es el que más te ha divertido?

Hice hace varios años una serie que se llamaba Invader ZIM y era una pasada, me reía mucho. Yo era un extraterrestre muy patoso al que mandaban a la Tierra a colonizarla porque era como el planeta más mierdero que había y era un desastre. Era muy divertida, se me hacía la jornada corta.

Si hay algo más que quieras comentar sobre tu trabajo en Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario...

Ha sido una experiencia muy gratificante, nos lo hemos pasado fenomenal, nos hemos visto personas que hacía mucho tiempo que no nos veíamos porque por ejemplo con Sergio hacía más de 20 años que no le veía y ha sido un reencuentro y toda la experiencia de trabajar con José Lifante a quien no conocía y es un encanto de persona. El equipo es una maravilla tanto los que son de Madrid y tanto el estudio Perfect Sound como Carlos son encantadores y nos han colmado de ayudas.

 

El trabajo con Joaquín Paz y Javi Puertas ha sido excelente y nos lo hemos pasado fenomenal. Hemos tenido un backstage luego de salir a comentar, a tomar algo y lo hemos pasado muy bien y el buen rollo con Barcelona ha sido increíble. Sobre todo, yo creo que se ha conseguido algo que a mí me daba un poco de miedo, porque era un reto, que ha sido recuperar el espíritu del doblaje original. A las personas que estaban habituadas al doblaje de la serie clásica, tanto a Joaquín como a Javi, se les saltaba la lagrimita cuando escuchaban las interpretaciones de estos personajes porque para ellos era como cumplir un sueño. Y lo va a ser para mucha gente. Tengo el pálpito de que va a gustar mucho.

 

Los Caballeros del Zodiaco: la leyenda del Santuario se estrena hoy mismo y aquí tenéis el listado de cines en los que podréis disfrutar de ella. ¡Poned rumbo a las estrellas!

Lecturas recomendadas