Análisis

Análisis de Farming Simulator 14

Por Roberto J. R. Anderson
-

Versión comentada: 3DS

Vive la vida de granjero en tu consola portátil con la nueva entrega de Farming Simulator, una saga cuyo objetivo es retratar con realismo las labores cotidianas de esta profesión y el crecimiento del negocio.

Las dos portátiles reciben el juego más reciente de Farming Simulator, la ya veterana serie de simuladores de granja que ha tenido entregas en móviles, tabletas, ordenadores y consolas de sobremesa. Además, la anterior versión ya llegó el año pasado a las portátiles de Nintendo y Sony, con los sencillos títulos Farming Simulator 3D y Farming Simulator respectivamente. ¿Qué nos ofrece su sucesor Farming Simulator 14?

El juego nos propone hacernos cargo de una modesta granja y expandirla poco a poco vendiendo los alimentos cosechados y adquiriendo nuevos campos en los que trabajar. No hay un objetivo final, sino que el incentivo consiste en desarrollar nuestras posesiones y estadísticas todo lo que podamos.

¡Me mola ese tractor!

El juego pone a nuestra disposición distintas herramientas y vehículos como tractores y remolques con los que recolectar y transportar los productos. La maquinaria con la que trabajamos en el juego está tomada de marcas reales como Lamborghini, Case IH y Deutz-Fahr.


Cada vehículo tiene su propia función: algunos son apropiados para cosechar trigo y maíz, mientras que con otros es posible enganchar el remolque y transportar el material. Se puede alternar en todo momento entre ellos de manera sencilla con la cruceta, mientras que el control de todos ellos se realiza con el stick y los botones.

Podéis revisar en cada momento los puntos de compra (molinos, puertos, posadas) y así comprobar los precios que ofrece cada uno, que van variando. Además, es posible criar vuestras propias vacas y vender la leche que produzcan. Gran parte de nuestro éxito depende del acierto con el que vendamos todos estos materiales al mejor postor en los momentos de mayor demanda.

Con los beneficios obtenidos podéis adquirir más campos, vehículos, maquinaria e incluso contratar ayudantes que faciliten las labores.

Gráficos

Gráficamente es demasiado simple, y los escenarios, edificios y vehículos están construidos de una manera muy genérica y con poco encanto. La versión de PS Vita ofrece una mayor definición, aunque ambas están lejos tanto de lo que pueden ofrecer sus respectivas máquinas como de lo que pueda dictar el buen gusto artístico.

Conclusiones

El juego falla a la hora de ser lo suficientemente intuitivo y atractivo, sobre todo porque los tutoriales son prácticamente inexistentes y el juego nos deja perdidos en la granja desde el primer minuto, sin saber muy bien qué hacer. Además, la interfaz es confusa, el control de los vehículos es tosco, el ritmo de juego es lento y el diseño gráfico no tiene ningún encanto.

Si tenéis la paciencia suficiente para profundizar en él, encontraréis un simulador decente con un buen número de posibilidades, que retrata la vida de granjero con realismo. Pero este concepto podría ser mucho más sólido si su desarrollo hubiese sido más ambicioso, y en todo momento se nota que no es más que un juego barato para móviles adaptado con pocos recursos a consola.

Farming Simulator 14 no supone un salto cualitativo considerable respecto a lo que ofreció la anterior versión del juego para estas portátiles el año pasado.

Valoración

Sólo apto para los grandes amantes de la simulación y de la vida en una granja. Pocos jugadores tendrán la paciencia suficiente para sacarle verdadero partido al juego y saber disfrutarlo.

Hobby

62

Aceptable

Lo mejor

Tiene bastantes posibilidades, y plasma con realismo las labores del dueño de una granja.

Lo peor

Poco intuitivo, confuso, lento, con un control tosco y gráficamente simplón.

Lecturas recomendadas