Warhammer Principal
Análisis

Warhammer End Times – Vermintide - Análisis para PS4 y Xbox One

Por José L. Ortega
-

Versión comentada: PS4

Un año después de su llegada a PC, Warhammer End Times Vermintide asalta a PS4 y Xbox One para ofrecer una atractiva acción cooperativa.

El universo Warhammer siempre es un reclamo que suena a música para los oídos, especialmente para los fans de la franquicia. Ahora, la oscuridad que forma parte de la idiosincrasia de la marca se llena de luz con Warhammer End Times – Vermintide, un título de acción cooperativa que aterriza en PlayStation 4 y Xbox One justo un año después de su lanzamiento en PC.

Si queremos resumirlo cortito y al pie, son innegables las semejanzas entre la saga Left 4 Dead y el título que nos ocupa. Salvo que en el título que nos ocupa, en vez de hacer frente a zombis nos toca masacrar a miles de Skaven -hombres rata para los amigos-. Bajo esta premisa Warhammer End Times - Vermintide se erige como una propuesta ideal para disfrutar en compañía de un juego cooperativo tan intenso como exigente, en el que la única premisa es la de sobrevivir ante las incesantes oleadas de enemigos cuyo único objetivo es el de liquidarnos.

La versión para PS4 y Xbox One de Warhammer End Times – Vermintide incluye además una mayor cantidad de contenido que la obra primigenia, aumentando hasta 18 las misiones de la campaña principal debido a que se incluyen todos los DLC publicados hasta la fecha. Además, también hay que contar con el Modo Horda, una de las novedades más jugosas de la aventura.

warhammer_vermintide1

Un hecho bastante interesante es que tampoco es necesario ser seguidor de la temática Warhammer para disfrutar del juego. Básicamente, basta con saber que los Skaven, una plaga de seres bastante feos, quieren sembrar el caos y hacerse con el control, arrasando para ello la ciudad de Ubersreik. Nosotros tenemos que pararles los pies a base de acero. Pero esta vez la gracia reside en que no tenemos que hacerlo solos, sino en compañía de tres compañeros más que nos ayuden en esta ardua y divertidísima tarea, que además nos obliga a explorar al máximo en el trabajo en equipo, ya que actuar de forma individualista solo aporta disgustos. Lo sentimos Cristiano Ronaldo, este no es tu juego.

Al comienzo, podremos seleccionar entre cinco personajes diferentes, pero bastante típicos: Explorador enano, hechicera, soldado, forestal y cazador de brujas. Todos ellos están bastante enfocados al combate cuerpo a cuerpo, siendo capaces de blandir espadas con efectividad. Pero también todos poseen armas a distancia, como carabinas o ballestas. Incluso la hechicera puede lanzar potentes bolas de fuego, pero con cuidado, ya que si abusa en exceso de la magia puede llegar a explotar. No hay especialidad en clases y todos pueden -y deben- hacer de todo para completar con éxito la pasión. Lo importante, como decimos antes, es permanecer unidos por el bien del equipo.

Aunque hay cinco personajes seleccionables, las batallas son solo para cuatro jugadores, número más que de sobra para proporcionar excelentes ratos de diversión sin demasiadas complicaciones. Warhammer End Times – Vermintide está concebido para disfrutarse online, jugando con otras personas, aunque siempre resulta más beneficioso hacerlo con amigos para que haya una verdadera unidad gracias a la comunicación, vital para salir de apuros. Pero el título también tiene una función offline, luchando acompañados de bots. Lo que resulta inexplicable es que para hacer uso de la función sin conexión haya que estar suscritos a PlayStation Network o Xbox Live. Esperemos que desde Fatshark, responsables del juego, solucionen esto por medio de una actualización.

warhammer_vermintide2

El desarrollo de las dieciocho fases es bastante simplista, a decir verdad. Todo se resume en avanzar por los opresivos escenarios destruyendo enemigos a diestro y siniestro, salvo algún punto en el que hay que cumplir algún objetivo en concreto. Normalmente, nuestros rivales ataquen en oleadas para dificultarnos, pero también hay 'ratas especiales' con habilidades específicas con el objetivo de causarnos más de un quebradero de cabeza. Desde las que agarran y arrastran al jugador hasta un punto alejado del escenario hasta las que escupen un veneno verdoso. ¿Os recuerdan a Left 4 Dead? Sí, a nosotros también. Ya os decimos que el título guarda muchas semejanzas con la obra de Valve, por lo que resulta importante estar al tanto de dónde se encuentran nuestros enemigos y patear el escenario a fondo para encontrar objetos y potenciadores que nos ayuden a salir de más de un apuro. Aquí, los objetos de recuperación vital son bastante escasos, y solo podremos ver incrementadas nuestras facultades con una brebaje que potencia nuestra velocidad o con bombas que ayudarán a destrozar con brío la mugre enemiga. Hay que tener en cuenta que memorizar el lugar donde se encuentran los enemigos no sirve para nada, ya que su aparición es aleatoria y cambia cada nueva partida, pudiendo encontrarnos repentinamente a un 'pez-rata gordo' donde anteriormente no había salido nadie a nuestro paso.

Warhammer End Times – Vermintide es un juego bastante exigente, incluso en dificultad normal. En los niveles más elevados resulta un verdadero desafío, pero al mismo tiempo consigue mantener enganchado al jugador a exprimir al máximo el juego. Y no solo primará la habilidad, sino las horas de juego, ya que con cada misión obtenemos recompensas que nos ayudan a ser más poderosos. Este botín posee un elevado componente aleatorio y puede regalarnos objetos destinados a un guerrero diferente al que hemos controlado en esa misión, por lo que en ocasiones puede resultar desesperante, sobre todo si se especializa en el uso de un guerrero en concreto. Afortunadamente, contamos con la forja, que nos permite mejorar las armas o crear nuevas.

warhammer_vermintide23

A nivel técnico, Warhammer End Times – Vermintide luce bastante bien, con un diseño de escenarios lúgubre, pero que le sienta como anillo al dedo. La colaboración de Fatshark con Games Workshop ha dado excelentes frutos en ese aspecto. Es cierto que en ocasiones sufrimos alguna que otra ralentización debido a la inmensa cantidad de personajes que aparecen en pantalla, y algún que otro bug, pero nada realmente grave. Por cierto, el juego se encuentra perfectamente subtitulado al castellano.

Valoración

Warhammer End Times – Vermintide es un título ideal si tenéis ganas de un título cooperativo diferente. De hecho, ni siquiera es necesario saber de Warhammer para disfrutarlo al máximo. Cierto es que no inventa la rueda, pero es capaz de hacer pasar muy buenos ratos. Al fin y al cabo, eso es lo más importante.

Hobby

80

Muy bueno

Lo mejor

La ambientación Warhammer. El trabajo en equipo para completar cada misión. El desarrollo de los niveles es verdaderamente adictivo.

Lo peor

Requiere estar suscritos a PS Plus y Xbox Live pese a jugar en offline. Pocas diferencias entre los personajes.

Lecturas recomendadas