Aladdin en acción real crea otra polémica ‘whitewashing’

Las 29 mejores películas de animación

Disney sabe cómo sacarle partido a todo lo que hace, pero también sigue generando controversia. Si ayer os hablábamos de un pin de Black Panther, hoy la polémica llega por el ‘whitewashing’ de la película en acción real de Aladdin.

En pleno rodaje de la película y con Guy Ritchie al frente, el remake cinematográfico en carne y hueso de Aladdin vuelve a ser noticia tras confirmarse que 100 extras estaban siendo maquillados para oscurecer su piel.

No es la primera ni será la última vez que veamos un caso de ‘whitewashing’ en Hollywood. La necesidad de tener a estrellas con cierto tirón en la taquilla, como en el caso de Ghost in the Shell con Scarlett Johansson, o abaratar los costes de tiempo en el casting de extras, llevan a contratar a personas que no poseen los rasgos físicos requeridos para determinados personajes.

La historia de Aladdin transcurre en Agrabah, una ciudad de Oriente Medio, por lo que los protagonistas y todo su elenco ha de tener ciertos rasgos. El más importante, quizás, es el tono de piel. Según ha recogido The Sunday Times, uno de los extras ha denunciado dicha situación, afirmado que "Disney está enviando el mensaje de que tu color de piel, tu identidad y tus experiencias no son nada que no puedan ser maquilladas y lavadas".

Disney no ha tardado en responder y ha asegurado al medio BBC Newsbeat que se "puesto mucho cuidado en lograr uno de los repartos más diversos vistos en pantalla, ya que era un requisito y solo en contadas ocasiones relacionadas con habilidades especiales, seguridad y control (equipos de efectos especiales, especialistas en acrobacias y control de animales) se maquillaron para integrarse".

Aladdin en DVD y Blu-ray 

No es la primera vez que se acusa a Aladdin de usar la práctica de ‘whitewashing’. El fichaje de Billy Magnussen para interpretar a un príncipe blanco tuvo una reacción negativa para los fans, ya que es un personaje que no aparece en la original y lo consideran innecesario.

Si bien estas polémicas causan un gran revuelo en redes sociales a la hora de la verdad, en la taquilla, se notan poco, o casi nada, ¿afectará a la de Aladdin?

Lecturas recomendadas