Ir al contenido principal

La escasez global de chips para consolas y PC podría extenderse hasta 2023, comenta el CEO de STMicro

Chips

Los problemas de stock de PS5, Xbox Series X|S, Switch y GPU podrían extenderse hasta el año 2023 debido a la falta de chips.

Desde comienzos de la pandemia de Covid-19 durante el pasado año, comenzó a quedar claro que los problemas en lo que respecta a distribución de productos afectarían a cantidad de mercados, sector del videojuego incluido.

Aquellos que hayan querido comprarse una PS5, una Xbox Series X|S o una nueva tarjeta gráfica seguro que han notado en sus carnes lo difícil que resulta, puesto a que hay una falta de stock clara de estos productos desde el mes de noviembre.

Ya se comentó en el pasado que estos problemas de stock corresponden a una escasez de componentes semiconductores con los que se fabrican importantes chips para dichas plataformas. Muchas compañías ya han especificado que este problema continuará en los próximos meses.

Sin embargo, una de las empresas fabricantes de estos chips más importantes a nivel europeo, STMicroelectronics, ha comentado que las cosas podrían demorarse mucho más de lo esperado, y llegar a alcanzar el año 2023.

Tal y como informaba Reuters (vía PC Gamer) el presidente y director ejecutivo de la compañía, Jean-Marc Chery, explicaba que los problemas de escasez y distribución comenzarían a estabilizarse a lo largo del 2022, pero que no sería hasta principios de 2023 cuando podríamos hablar del fin del problema.

El directivo añadía que al haberse globalizado todo, el cambio en la demanda había sido muy grande. Los pedidos masivos son ahora una norma. Esperemos que la solución llegue lo antes posible.

Incluso Switch podría presentar escasez de consolas de cara a lo que queda de año, comentaba el presidente de Nintendo. Un mes más ha dado comienzo, por ello, comprar una PS5 en agosto puede ser uno de esos caprichos veraniegos: aquí te dejamos las tiendas que vienen teniendo stock de la consola.

Y además