Los Red Sox prohíben jugar a Fortnite a sus jugadores

Fortnite

Fortnite es un juego muy popular y hay muchos famosos enganchados a este shooter. Algunos de ellos son los jugadores del equipo de beisbol Red Sox de Boston. De hecho, los chicos de los Red Sox están tan enganchados que el club les ha prohibido jugar al juego de Epic Games dentro de las instalaciones del club debido a sus malos resultados esta temporada. 

Los jugadores se llevaban consolas, mandos e incluso televisiones a las instalaciones del club y muchos de ellos de dedicaban horas y horas al día a este shooter tan popular. David Price, el lanzador de equipo, estuvo de baja la temporada pasada por una lesión en el túnel carpiano provocada por dedicarle demasiado tiempo a Fortnite. Otro de los jugadores, Carlos Santana, destrozó un televisor y han pillado a más de un jugador jugando a Fortnite durante los partidos con sus teléfonos móviles. 

Fortnite

Incluso la estrella del equipo, David Price, está rindiendo a un nivel muy bajo y se sospecha que es por su ‘adicción’ a este popular videojuego. Así que el club ha tomado la decisión de prohibirlo dentro de sus instalaciones. Una decisión que los jugadores no se han tomado demasiado mal. Muchos de ellos han reconocido que jugar a Fortnite era "contraproducente para dar lo mejor de sí mismos en el campo". 

La verdad es que los Red Sox no están pasando por su mejor momento. El equipo de Boston ganó las Series Mundiales el año pasado pero en esta temporada llevan una racha de 12 partidos ganados y 17 perdidos, una estadística impropia de ellos. El lanzador Nathan Eovaldi ha hablado sobre la medida adoptada por el club. “Tal vez si lo estuviéramos haciendo un poco mejor... Pero no puedes estar perdiendo y jugando a Fortnite en las instalaciones del club”. 

Consigue el Monopoly de Fortnite

El club no culpa directamente a Fortnite del bajo rendimiento de sus jugadores. Esta medida es más bien un castigo para estos deportistas que no parecen estar demasiado centrados en esta temporada y no se descarta que el club vuelva a tener manga ancha con el juego de Epic Games si sus chicos se ponen las pilas y demuestran que para ellos el béisbol es su prioridad. 

Y además