Tablos AF, el autor de Dragon Ball AF, quiere participar en Dragon Ball Super oficialmente

¿Te gusta el manga original de Dragon Ball AF? ¿Ya conoces la obra de Tablos AF, el alicantino David Montiel, y crees que tiene potencial para llegar muy alto? En las últimas horas se está hablando muchísimo sobre este artista y su arte, y es que ha ocurrido algo que ha sorprendido sobremanera a los fans de Akira Toriyama y Toyotaro.  

¡Hazte aquí con el compendio de TODOS los videojuegos de Dragon Ball, nuestro libro Dragon Ball Dai Budokai!

El pasado 12 de abril, Tablos AF, autor de la marca Dragon Ball AF, decidió publicar un mensaje que no ha dejado indiferente a nadie. Si todavía no te has enterado de las últimas novedades, no te preocupes, que aquí estamos para explicarlo. El autor de este doujinshii quiere participar en Dragon Ball Super de manera oficial. ¡Sí, y no es ninguna broma! 

David Montiel va muy en serio, y ha creado la siguiente petición de firmas para lograr su propósito: ofrecerse a Shueisha, y todas las empresas implicadas en la franquicia de Toriyama, para participar en Dragon Ball Super de manera oficial. Esta petición ha desencadenado un debate tremendo en la red, pues hay quienes apoyan el trabajo de este artista, animándole con esta petición, y también los fans que se posicionan en el otro lado del espectro.

¡El futuro de Dragon Ball AF desvelado en exclusiva!

Como siempre decimos, estamos deseando escuchar vuestra opinión en la web, así que lanzamos las siguientes preguntas: ¿Apoyaríais esta petición de Tablos AF? ¿Realmente Dragon Ball Super necesita ayuda o está bien como está? ¿Puede hacerlo Tablos AF mejor que las personas que están al cargo en la actualidad? Una cosa es segura, David tiene mucho arte y ambición, y está dispuesto a intentar cumplir su sueño, esto es, ayudar a la franquicia de su vida. 

Dragon Ball AF

¿Qué os ha parecido esta noticia? Por nuestra parte, mañana regresaremos con más contenido Z, como siempre, en Hobby Consolas. ¡Y ojo a este jueves, que estamos preparando un reportaje muy potente! ¡Kai, Kai