Imagen de perfil de David Martínez
La opinión de
David Martinez

El retraso de Metroid Prime 4 y el honor de los japoneses

Shinya takahashi

El retraso de Metroid Prime 4 para Nintendo Switch no es necesariamente una mala noticia. Nintendo ha adoptado un método de comunicación directo con los usuarios, tanto los programas Nintendo Direct como los Indie Highlights, para que todos sepamos en qué está trabajando la compañía. Y la verdad es que aunque tiene sus contras -se ha perdido el espectáculo de las conferencias del E3, por ejemplo- también tiene sus ventajas. La principal es la cercanía que muchos usuarios sienten con su compañía. 

Es más, los encargados de dar estas comunicaciones han sido grandes ejecutivos de la gran N. Puede que lo más sencillo fuera contar con algún influencer de moda para hacer los vídeos. Pero fueron Shigeru Miyamoto, Satoru Iwata (no os perdáis sus imprescindibles Iwata Asks en que el difunto presidente de Nintendo hablaba con diferentes desarrolladores), Shibata o Reggie Fils-Aime quienes se pusieron delante de las cámaras para darnos las últimas noticias sobre sus juegos y consolas. 

Y mi sensación es que Nintendo lo ha hecho muy bien en los últimos años. Muy bien con el lanzamiento de Nintendo Switch, con el lanzamiento de exclusivos, con la recuperación de algunos juegos de Wii U que corrían el riesgo de no haber sido disfrutados por una gran parte de la comunidad, y por supuesto, con su manera de relacionarse con sus usuarios, que en muchos casos ya se han (nos hemos) convertido en fans de la marca. 

Juegos de Wii U para Nintendo Switch

La última comunicación, apenas hace unas horas, corre a cargo de Shinya Takahashi, actual responsable de desarrollo de la compañía. Y lo que hace es puramente japonés. Es un vídeo que destila los valores de la cultura oriental. Mano sobre mano, mirando directamente a la cámara y sobre un fondo blanco. Su primer mensaje es de agradecimiento "a todos aquellos que disfrutan con los juegos de Nintendo" y de un modo implícito a quienes han mostrado su entusiasmo por el desarrollo de Metroid Prime 4.

¿Qué esperar de una cultura que agradece a su oponente el esfuerzo realizado en un combate de artes marciales? La que hace una reverencia antes de entrar al tatami por el sudor vertido por todos los que se entrenan allí, o aquella que considera la etiqueta "rei" como una de las virtudes de los samurais... y es uno de los elementos que se valoran en el shiai-jo cuando se compite. 

A partir de ese momento, Takahashi pide perdón. Sí habéis leído bien, en pleno siglo XXI, en la era de Internet y de Twitter, de las ofensas y los ofendidos... se disculpa por no haber alcanzado la calidad esperada en un desarrollo de la saga Metroid Prime. Y para los japoneses eso no es sencillo. Es una cuestión de honor.  

ごめんなさい (Gomen nasai). Es sólo una de las formas en que se pueden pedir disculpas en japonés. Pero hay más. Y ojo, que esta es la cultura en que un motivo de deshonor podía hacer que un guerrero cometiese sepuku (el suicidio ritual con el wakizashi que se llama popularmente harakiri) o que los yakuza que habían fracasado en su deber se cortasen un dedo y se lo entregasen a su aniki (hermano mayor) o al líder del clan. 

No me puedo hacer a la idea de lo que habrá supuesto grabar esta comunicación. Pero lo agradezco. Me parece un gesto honesto y sincero, que sólo una compañía tan grande es capaz de realizar. Y recuerdo la cita de Miyamoto en que dice "un juego malo, siempre será un juego malo. Un juego retrasado puede convertirse en un gran juego".

Tardaremos bastante en tener más noticias de Metroid Prime 4 para Nintendo Switch, pero me tranquiliza saber que detrás del proyecto está ahora Retro Studios (los responsables de los originales o de Donkey Kong Country Returns), porque recordad que el Metroid desarrollado por Tecmo, Metroid Other M para Wii no salió tan bien como los Prime.

Metroid Other M

Así se hizo Metroid Samus Returns

Ahora, tengamos paciencia, y aplaudamos la honestidad y el sacrificio que se desprende de este vídeo. Nintendo sigue haciéndolo bien, aunque nos haya dolido el retraso. Claro, que después de Samus Returns, me hubiera hecho ilusión que el equipo español Mercury Steam (Castlevania Lords of Shadow, Spacelords) se hubiera implicado en el juego.