Jugando con la PS4
Reportaje

Cómo mejorar la conexión de Internet de nuestra PS4 o Xbox One

Por Juan Antonio Pascual

¿Se os cortan las descargas cuando estáis bajando juegos con la PS4 o Xbox One? ¿El juego online no es todo lo fluido que debería con vuestra megaconexión de 300 Mbps? Recopilamos algunos consejos para mejorar la conexión a Internet con PS4 o Xbox One.

Las consolas modernas nos exigen conectarlas a Internet para aprovechar todo su potencial. Descargas, streaming, chat, juego online...

Si no están bien configuradas no conseguiremos el máximo rendimiento, ocasionando diferentes problemas: cortes, lag, incluso juegos online injugables.

En primer lugar hay que configurar la red correctamente, optimizando el router. Estamos preparando otro artículo en donde explicamos esto. Ahora nos vamos a ocupar de cómo mejorar la conexión a Internet de nuestra PS4 o Xbox One, trasteando con su configuración.

Unos pequeños ajustes nos permitirán acelerar al máximo nuestra conexión para descargar juegos a la máxima velocidad o jugar online.

Los mejores routers para gamers que hay en Amazon

Mejor con cable

La mayoría de las consolas se pueden conectar a Internet a través de WiFi o cable. Si la PS4 o Xbox One no está demasiado lejos del router, es muy recomendable conectarla mediante cable de red. Incluso aunque esté un poco alejada merece la pena comprar un cable de 4 o 5 metros y tirarlo alrededor de la sala para llegar a la consola. La conexión por cable asegura la máxima velocidad, sin interferencias ni caídas:

Cómo mejorar la conexión a Internet de PS4

Prueba de velocidad

Por cable o por WiFi, el primer paso para mejorar la conexión de Internet de nuestra PS4 o Xbox One es comprobar el rendimiento actual.

En PS4 tenemos que entrar en Ajustes, Red y Probar conexión a Internet para realizar la prueba:

Configuración del router

En Xbox One hay que pulsar el botón Xbox del mando, y acceder a Sistema, Configuración, Red, Configuración de Red, y Estadísticas detalladas de la red.

Debemos comprobar que los diferentes tipos de prueba no dan ningún error. La velocidad de descarga y de subida de datos debe estar entre el 70 y el 95% de tu velocidad de conexión. Es decir, si tienes una conexión de 100 Mb la velocidad de descarga debe situarse entre 70 y 95 Mbps según uses WiFi o cable, y la distancia al router. Si obtienes valores muy bajos, comprueba que el router esté bien configurado y no existan interferencias.

¿Cómo capturar pantallas y grabar gameplays en PS4?

Cambio de DNS

Si notamos que la velocidad de navegación al entrar en páginas web o movernos por la Store o el bazar de Xbox es lenta, es una buena idea cambiar de DNS.

Existen unos servidores DNS que se encargan de convertir los nombres de la páginas webs y otros servicios en las direcciones IP reales, para establecer la conexión. Por defecto las operadoras suele incluir en el router sus propios servidores DNS, pero a veces se saturan, o no son muy rápidos, lo que produce problemas al acceder a servicios online. Existen DNS públicos plenamente optimizados, que suelen ofrecer un mejor rendimiento. Estos son algunos de ellos:

  • Google DNS: 8.8.8.8/8.8.4.4
  • Open DNS: 208.67.222.222/208.67.222.220
  • Level3: 209.244.0.3/209.244.0.4
  • OpenNic: 107.150.40.234/50.116.23.211
  • Norton ConnectSafe DNS: 199.85.126.10/199.85.127.10
  • Comodo Secure DNS: 8..26.56.26/8.20.247.20
  • FreeDNS: 37.235.1.174/37.235.1.177
  • PuntCAT: 109.69.8.51

Para cambiar las DNS y mejorar la conexión a Internet de PS4 y Xbox One, simplemente hay que entrar en la configuración de red de la consola, acceder al modo manual, y entrar en la sección DNS. Por ejemplo, en PS4 debemos seguir estos pasos:

  • Entrar en Ajustes, Red, y Configurar Conexión a Internet
  • Seleccionamos WiFi o cable, según lo que usemos, y entramos en Personalizar
  • En Dirección IP dejamos Automático
  • En la sección DHCP pulsamos en No Especificar
  • Llegamos así a Ajustes de DNS. Entramos en Modo Manual. Debemos introducir dos datos: DNS Primario y DNS secundario. Son los dos números que se ven en la tabla anterior. Por ejemplo, si usamos las DNS de Google, debemos introducir como DNS primario el número 8.8.8.8, y como DNS secundario, 8.8.4.4.
  • Las siguientes opciones las dejamos en Automático y No usar

Reiniciamos la consola, hacemos una prueba de conexión, y comprobamos que todo funciona bien con las nuevas DNS:

Configuración del router

¿Qué tipo de NAT tengo?

Otro aspecto clave que influye en la conexión a Internet de PS4 o Xbox One, es el tipo de NAT que tenemos.

La NAT es un mecanismo de traducción de direcciones de red que permite a dos routers intercambiar paquetes de datos. Es muy importante cuando dos personas que juegan online intercambian datos.

En PS4 hay tres tipos de NAT:

  • NAT 1: Indica que la consola está conectada directamente a Internet, sin intermediarios. Puedes jugar online
  • NAT 2: Conexión por router con los puertos abiertos. Puedes jugar online
  • NAT 3: Conexión por router pero los puertos están cerrados. Juego online limitado

En Xbox One se llama de otra forma pero se refiere a lo mismo:

  • NAT Abierta: Se puede jugar a todos los juegos online, y ser anfitrión
  • NAT Estricta: Solo se puede jugar online con personas que tienen NAT abierta. No se puede ser anfitrión en los juegos
  • NAT Moderada: Se puede jugar online a algunos juegos, pero en otros te echan

Realizando la prueba de velocidad que hemos detallado al principio, aparecerá el tipo de NAT que tenemos:

Configuración del router

Si es NAT 3 (PS4) o NAT Moderada o Estricta (Xbox One), no podremos jugar a ciertos juegos online, no encontraremos gente, o sufriremos ralentizaciones. Hay que cambiar la NAT. Podemos hacerlo de dos formas diferentes: en modo manual, o con DMZ.

Problemas con el mando de PS4 y posibles soluciones

Cambiar la NAT en modo manual

Este método es complicado, pero es el más correcto. Si no se entienden los pasos hay que pedir ayuda a alguien más experto. No hay que cambiar cosas de la configuración de red si no se sabe lo que se hace.

Para obtener NAT 2 o NAT abierta y mejorar la conexión a Internet de PS4 y Xbox One, hay que abrir ciertos puertos de router. Son los siguientes:

  • PS4: TCP (80, 443, 3478, 3479, 3480) y UDP (3478, 3479)
  • Xbox One: TCP (53, 3074, 80) y UDP (88, 53, 3074, 500, 3544, 4500).

Debemos asignar una dirección IP fija a la consola, y abrir los anteriores puertos del router, según la consola que tengamos, asociándolos a esa dirección IP.

  • Accede a la configuración de tu router desde un ordenador (si no sabes hacerlo consulta este tutorial) y copia estos datos: dirección IP del ordenador, máscara de subred (suele ser 255.255.255.0), puerta de enlace (192.168.1.1), DNS primario y secundario. La dirección IP que asignaremos a la la consola será la del ordenador, sumándole 20. Es decir, si la IP que has copiado es 192.168.1.35, la de la consola que le vamos a asignar será 192.168.1.55.
  • Localiza los ajustes de redirección de puertos del router. Suelen estar en la sección Firewall, Cortafuegos, Virtual Server, Seguridad, Juegos y Aplicaciones, o similar. Añade nuevos puertos con el nombre Consola1, Consola2, etc., y pon los puertos TCP y UDP de la anterior lista, según tengas PS4 o Xbox One. Asigna cada puerto a la dirección IP de la consola. En nuestro ejemplo, 192.168.1.55. Guarda la configuración del router y reinicialo.
  • Ve a la configuración de Red de la consola y selecciona Personalizar / manual. Debes introducir todos los datos que hemos copiado del router manualmente: dirección IP de la consola, máscara de subred, puerta de enlace y configuración del DNS. Asegúrate de que la dirección IP es la misma que has usado en el rango de puertos que hemos creado. Reinicia la consola y realiza un chequeo de la conexión.

Si todo ha ido bien, la NAT debería haber cambiado a NAT 2 o NAT abierta.

¿Problemas de WiFi en casa? Con este extensor de AVM acabarán tus pesadillas

Apertura total con DMZ

Si el anterior método no ha funcionado o no te atreves con él, hay una forma más sencilla, pero más radical. Se trata de activar la DMZ o Zona Desmilitarizada. Se llama así a la acción de abrir todos los puertos en la dirección IP de la consola. Esto sería un suicidio en el ordenador, porque lo dejaríamos expuesto a los virus y hackers, pero en una consola no hay riesgo porque no pueden entrar virus, y el único acceso es a través de PlayStation Network, que tiene sus propias defensas. Así que es seguro.

Para activar DMZ hay que buscar esta opción en la configuración del router, e introducir la dirección IP de la consola que hemos elegido en el paso anterior:

DMZ

Guardamos y reiniciamos el router. No hay que olvidarse de poner esta misma dirección IP en la configuración de red de la consola, accediendo al apartado Dirección IP y entrando en Manual. Tras reiniciar tanto el router como la consola, debería aparecer NAT 2 o NAT abierta.

¡Hora de disfrutar al máximo con los juegos online que más os gusten!

Todo lo que puedes hacer vinculando tu PS4 a un móvil Android

Lecturas recomendadas