Nintendo Switch
Reportaje

Cómo proteger tu Nintendo Switch del calor

Por Juan Antonio Pascual
El calor es el gran enemigo de las consolas. En el caso de la Nintendo Switch, hay que controlar cuando se usa en modo dock, al tratarse de una consola que apenas utiliza ventiladores. Hemos recopilado algunos consejos para proteger del calor vuestra Nintendo Switch.

La mayoría de los problemas asociados a las consolas tienen que ver con el calor. Son máquinas potentes que rinden al máximo, y al mismo tiempo tienen un tamaño compacto que facilita la concentración de altas temperaturas. En este artículo nos centramos en los trucos y consejos para proteger del calor la Nintendo Switch.

A nivel de hardware es una consola portátil, así que sus chips consumen poca energía y se calientan menos que los de PS4. Para que os hagáis una idea, el consumo medio de la Nintendo Switch durante un juego ronda los 15W, mientras que PS4 o Xbox One alcanzan los 140 o 145 W. ¡Eso es diez veces más energía! Y por tanto, mucho más calor.

La Nintendo Switch comparativamente genera menos calor, pero al mismo tiempo tiene disipadores más pequeños y solo un pequeño ventilador, frente a los enormes disipadores y ventiladores de las otras consolas o el PC.

Cuando la Switch, que pese a ser una consola portátil es muy potente, funciona a pleno rendimiento, puede calentarse bastante. En modo portátil la GPU y el controlador de memoria funcionan a menor velocidad, tanto para consumir menos batería como para que el calor que desprende no nos moleste.

Para evitar problemas, os mostramos algunos consejos para proteger del calor vuestra Nintendo Switch.

¿Necesitas más batería? Baterías externas para Nintendo Switch

Pese a que nunca está de más tomar precauciones, no hay que ser alarmistas. Nintendo Switch está bien diseñada para expulsar el calor, y los chips modernos aguantan bien estas temperaturas.

Por otro lado, ante un exceso de calor la consola tiene medidas de seguridad, apagándose por completo. Así que nunca va sufrir por este tema. No os obsesionéis... 

Que la consola se caliente, es normal

Antes de empezar con los consejos, conviene aclarar a qué nos referimos cuando hablamos del calentamiento de una consola.

Todas las consolas se calientan, y mucho. La PS4 puede alcanzar los 60 grados en su interior, a pleno rendimiento. Nintendo Switch también se calienta cuando juegas un rato, y que esté caliente es normal.  Lo que si debéis controlar es que no queme, o que el calientamiento sea muy rápido, o se produzca incluso aunque la consola esté en los menús y estemos leyendo las noticias o echando un vistazo a la eShop.

Debe estar caliente, pero conviene vigilar cualquier comportamiento anormal.

El problema del calor ambiental

Las consolas están preparadas para aguantar el calor que generan. Los problemas surgen cuando además la temperatura ambiental es elevada. Por ejemplo, en verano.

La clave para un correcto funcionamiento es que disipen ese calor, es decir, lo expulsen fuera de la consola. Gracias a los ventiladores y al contraste calor / frío del interior al exterior de la consola, por unas rejillas entra el aire del ambiente (que en teoría debería estar más frío), refrigerándola, mientras expulsa el calor hacia afuera por la rejilla opuesta.

Nintendo Switch

¿Pero qué ocurre cuando la temperatura ambiente supera los 30 grados? El aire que entra en la consola también está caliente, no refrigera correctamente, y es cuando empiezan los problemas. Por eso hay que extremar las precauciones en verano.

Si hace más 35 grados, no la uses

El manual de seguridad de Nintendo indica que la consola Nintendo Switch debe usarse a una temperatura entre 5 y 35 grados. Si en la sala en donde usáis la Switch, o si estáis jugando al aire libre, hace más de 35 grados, es recomendable no usarla. Si lo hacéis, que sea en periodos cortos, juegos no muy potentes, y controlando la temperatura. En cuando esté muy caliente, dejad de jugar. Mejor jugar por la noche, cuando baje un poco el calor, o con títulos poco exigentes. Fortnite, por ejemplo, es uno de los que más calientan la consola:

Se calienta más en modo dock

Hemos visto que en modo portátil la GPU y memoria de la Nintendo Switch funcionan a menor velocidad. Esto hace que se caliente menos. En el dock funciona a tope y además al estar recluida dentro de la carcasa de plástico acumula un poco más de calor, así que se calienta más.

Ls tarjetas microSD están regaladas en Amazon, ¡aprovecha!

Si hace mucho calor, por encima de los 35 grados, mejor jugad en modo portátil.

No uses protector de pantalla

El protector de pantalla está bien si usamos mucho la consola en modo portátil. Pero en el dock deja menos espacio para que corra el aire (aunque sea 1 milímetro), y al ser de plástico acumula calor en la pantalla. Es seguro usarlo, sino Nintendo no vendería protectores oficiales, pero si en vuestra sala hace más de 30 grados y jugáis en Modo dock, quizá deberíais plantearos quitar el protector y volver a ponerlo en invierno...

Protector de pantalla Switch cristal templado

Baja un poco el brillo

Si jugáis en Modo Portátil, bajad un poco el brillo de la pantalla. Se calientará algo menos. Debemos ir a la Configuración y entrar en Brillo de la pantalla:

Nintendo Switch

Recarga en frío

Uno de los elementos que más calientan la consola, es la batería. La propia recarga genera calor, así que no es recomendable recargar la consola si está muy caliente. Mejor esperar a que se enfríe.

La colocación del dock

Una de las claves para proteger la Nintendo Switch del calor, es el lugar en donde colocamos el dock. Prohibido meterlo dentro de un armario, como hace mucha gente. Tampoco debe estar rodeado de otras consolas, estuches de juegos, cartuchos, etc. El dock debe estar en un lugar abierto, despejado y ventilado. No debe darle el Sol.

Nintendo Switch

El viejo truco del ventilador

Si hace mucho calor en la sala en donde usáis la Switch, podéis recurrir al clásico ventilador. Poned uno apuntando al dock. No demasiado cerca, pero si lo suficiente como para que refrigere la zona.

Ventiladores externos

Nosotros recomendamos la solución anterior del ventilador casero, pero si no tenéis uno a mano podéis probar los ventiladores que se acoplan al dock, extrayendo un poco de calor de la carcasa:

Nintendo Switch

Cuidado con las rejillas de ventilación

Cuando jugueís en Modo portátil, tened cuidado de no tapar las rejillas de entrada y salida del aire con las piernas, el cuerpo o las manos:

Nintendo Switch

Juega en rachas de una hora

Si hace más de 30 grados, no juguéis cuatro horas seguidas. Mejor una o dos horas y dejamos enfriar la consola 15 o 20 minutos.

Trucos para ahorrar batería en Nintendo Switch

Consejos al aire libre

Cuando jugamos al aire libre los consejos son similares a jugar en una sala, pero hay que tener en cuenta el Sol.

Si hace mucho calor intentad que el Sol no incida directamente en la consola. Jugad en la sombra. Especialmente, que no le de el Sol a través de los cristales de una ventana, ya que los cristales actúan como una lupa.

Fallos y problemas de Nintendo Switch, y su solución

Controla el calor con las manos mientras juegas. Si la notas muy caliente, déjala descansar un poco.

Son consejos sencillos de seguir, y os ayudarán a proteger del calor vuestra Nintendo Switch.

Y además