Ir al contenido principal
Rage 2 gameplay impresiones
Reportaje

Impresiones y gameplay de Rage 2 para PS4, Xbox One y PC

Hemos pasado un rato de lo más divertido jugando a Rage 2, el nuevo y colorido shooter desarrollado por Avalanche Studios con ayuda de id Software y bajo el amparo de Bethesda. Os contamos qué nos han parecido los tiroteos de este alocado juego para PS4, Xbox One y PC.

Rage 2 es un juego impensable. Nadie habría imaginado que el shooter lanzado en 2011 para PS3, Xbox 360 y PC tendría una secuela (había caído en el olvido, pese a las buenas críticas), y menos aún que su desarrollo correría a cargo de los suecos Avalanche Studios, responsables de la saga Just Cause y de nuestro eternamente adorado Mad Max, con la inestimable ayuda de id Software, creadores del primer Rage y estudio que no necesita presentación alguna.

Análisis de Rage con mutantes y vehículos

Bethesda ha sido la encargada de propiciar el encuentro entre estos dos maestros de la acción más refinada y explosiva, lo que puede llevar a pensar que estamos ante un caso similar al de Prey, un juego fantástico que de Prey sólo tenía el nombre. Pero nada más lejos de la realidad: el mismísimo Tim Willits, figura legendaria dentro del género shooter junto a John Romero y John Carmack, nos contaba que Rage 2 se desarrolla 30 años después de los acontecimientos del primero. 

Eso significa que no tendremos problemas para sumergirnos en su universo aunque no lo hayamos jugado, y que si lo hemos hecho, apreciaremos el regreso de ciertos personajes y elementos. La demostración que pudimos probar tenía lugar unas horas después del inicio de la historia, pero bastaron unos minutos para apreciar sin problemas cada ingrediente de este cóctel explosivo.

¡Sed testigos!

Los tiroteos -el gunplay- de Rage 2 son obra de id Software. Sólo los padres de Doom, Wolfenstein y Quake podían lograr ese nivel de excelencia en los controles: los encuentros se desarrollan a una velocidad vertiginosa, y cada movimiento de joystick o pulsación de botón responde de forma fluida e inmediata. Todas las armas se comportaban como cabría esperar de un juego de id Software: con contundencia (ay, esa escopeta) y proporcionando una enorme satisfacción. Y aunque nosotros sólo pudimos probar las clásicas (pistola, escopeta, ametralladora, etc.), no faltarán las big fucking guns: vimos en movimiento un rifle que disparaba unos dardos gravitatorios que permitían lanzar a los enemigos volando en cualquier dirección.

RAGE 2 PS4 Xbox One PC

Dada la velocidad de los tiroteos, la movilidad es uno de los aspectos más cuidados de Rage 2, de ahí que contemos con doble salto o un dash para ponernos fuera de peligro rápidamente (con cooldown, eso sí, para que no abusemos de su utilidad). Pero el gunplay adquiere una nueva dimensión con la inclusión de las habilidades: podemos tener hasta cuatro activas en todo momento, y se utilizan manteniendo pulsado un gatillo y uno de los botones frontales.

Y pudimos probar de primera mano tres de ellas: una suerte de empujón Jedi, perfecto para lanzar a los enemigos por un acantilado o estampar sus sesos contra una pared; una granada vórtice, que atraía todos los elementos cercanos para después lanzarlos con violencia; y un potente golpe de suelo, perfecto para controlar multitudes. Al superar una localización opcional protegida por enemigos fuertemente armados (entre ellos un mecha), obtuvimos una cuarta habilidad, una suerte de muro holográfico que nos protegía de las balas enemigas. Y sabemos que en el juego final habrá más.

RAGE 2 PS4 Xbox One PC

Dicho así, el tema de las habilidades puede no impresionar demasiado (¿cuántos juegos hay en el mercado con un sistema similar?), pero aplicadas a los tiroteos logran una sinergía tan espectacular en movimiento como satisfactoria a los mandos. Mezclar estos golpes imposibles con los disparos, los saltos y las carreras funciona como un reloj suizo. Es más, muy en la línea de los Dishonored se nos invita a combinar, a ser creativos para obtener nuevos efectos, en lugar de limitarnos a escondernos tras una cobertura y disparar. Por ejemplo, el vórtice de la granada se puede utilizar para conseguir un aumento en la altura de salto... Lo que amplia el daño del golpe de suelo.

Los mejores televisores 4K para disfrutar al máximo de tu PS4 Pro y Xbox One X

Se respira un aire muy arcade en todo momento, incluso se nos indica de forma numérica la racha de enemigos que llevamos eliminados. Rage 2 no es el típico shooter de disparo-cobertura-disparo, sino de movimiento constante y veloz. Pensad en algo parecido al fantástico Vanquish, pero en primera persona. Y cuando cargamos la barra de Overdrive, podemos disfrutar de varios segundos de disparos sin cesar, mientras nos desplazamos a mayor velocidad mientras un filtro de color rosado cubre la pantalla y la música se acelera. 

RAGE 2 PS4 Xbox One PC

Apocalipsicodelia

Tanto por estética como por planteamiento, era difícil no asociar el primer Rage con la serie de películas Mad Max: ambientación postapocalíptica, mutantes, coches... Muchos coches. Y ahí es donde entra Avalanche Studios. Aunque muchos jugadores lo pasaron por alto, su trabajo adaptando las aventuras del Guerrero de la Carretera a terreno virtual fue muy satisfactorio, y haberlos fichado para la secuela es la mejor decisión que podían haber tomado. La conducción y las batallas de vehículos de Rage 2 son sin duda cosa suya; el manejo transmite unas sensaciones similares a las de Mad Max, aunque en esta demostración hemos notado que "resbalaban" en exceso, algo que se debería corregir de cara al lanzamiento.

Durante la demostración pudimos conducir un par de coches, (desde uno modificado hasta un gigantesco monster truck), pero también vimos que no se va a limitar a la tierra: también habrá una suerte de helicóptero, y quién sabe si más sorpresas. Pero en Avalanche Studios no son conocidos únicamente por la conducción: estos suecos tienen una forma muy concreta de entender la acción, y por concreta queremos decir explosiva.

RAGE 2 PS4 Xbox One PC

En Rage 2 todo salta por los aires. Constantemente. Cada tiroteo y cada enfrentamiento sobre ruedas es un espectáculo de pirotecnia, y existe cierta aleatoriedad sobre los efectos que nuestros disparos pueden causar sobre el escenario o los enemigos: nunca sabemos con certeza lo que podría suceder al apretar el gatillo. Si habéis jugado a cualquier entrega de la saga Just Cause sabéis perfectamente a lo que nos referimos: es una locura constante. Os podéis imaginar la clase de cóctel explosivo que tenemos entre manos al unir esa forma de entender la acción con los controles ultra-precisos de id Software.

El toque Avalanche también es evidente en otros aspectos, como el estilo macarra de esta entrega. Salta a la vista que pese a ser una secuela de un juego postapocalíptico en el sentido visual clásico, Rage 2 apuesta por el color y por un tomo mucho más desenfadado, algo que se hace evidente en muchas de las situaciones que nos hemos encontrado en esta demo... Como participar carreras de coches mientras sonaba punk rock a todo trapo o convertirnos en las estrellas de la televisión local "actuando" en un reality que consistía, simple y llanamente, en aniquilar enemigos.

RAGE 2 PS4 Xbox One PC

Eso sí, lo (poco) que hemos visto de historia nos ha parecido más seriota de lo que sus colores chillones parecen indicar. No excesivamente seria, claro, pero si en la línea del primer Rage. Quizás ese sea el aspecto que menos nos ha gustado de esta toma de contacto, pero no por la historia en sí, sino por cómo se nos obligaba en varios momentos a escuchar los discursos de determinados personajes.

Nosotros sólo queríamos seguir disparando.

Y además