Ir al contenido principal
Marvel's Guardians of the Galaxy
Reportaje

Impresiones Marvel's Guardians of the Galaxy, una pequeña sorpresa

Ya hemos jugado a Marvel's Guardians of the Galaxy, el videojuego basado en los Guardianes de la Galaxia que desarrolla Eidos Montréal para PS4, PS5, Xbox One, Xbox Series X|S, Nintendo Switch y PC.

No os vamos a engañar: no las teníamos todas con nosotros cuando nos invitaron a probar Marvel's Guardians of the Galaxy, el nuevo videojuego basado en la pandilla de pringados más popular de todo el universo Marvel.

Desarrollado por Eidos Montréal, equipo responsable de Shadow of the Tomb Raider, no podíamos quitarnos de encima la impresión de que se trataba de un "producto disculpa", algo así como la forma que tiene Square Enix de decir: "sabemos que la cagamos con Marvel's Avengers, así que aquí tenéis el juego que queríais".  

Además, ninguno de los tráileres desvelados hasta el momento (el último, centrado en la historia, durante el PlayStation Showcase) había conseguido llamar nuestra atención. Quizás porque se nos antojaba extraño que Star-Lord/Peter Quill fuese el único personaje jugable.

Por eso, ha sido una alegría descubrir que nuestras sospechas eran infundadas: el videojuego de los Guardianes de la Galaxia nos ha dejado un gran sabor de boca. ¿Se convertirá en uno de los sleepers de 2021? En nuestras impresiones de Marvel's Guardians of the Galaxy os contamos por qué debería estar en vuestro radar.

Destiny

Lo primero que nos ha sorprendido de Marvel's Guardians of the Galaxy es que es un juego muy narrativo: hay escenas de vídeo, conversaciones, diálogos opcionales, respuestas, comentarios... Los Guardianes NO CALLAN (algo que, por otro lado, va muy en línea con su personalidad) y reaccionan a todo.

En Eidos Montréal han conseguido capturar a la perfección el estilo y, sobre todo, el sentido del humor del que hace gala este grupo de perdedores en el cine (así que si sois fans de los Guardianes de los cómics... lo sentimos). Desde la chulería de Star-Lord... hasta la incapacidad de Drax para entender el sarcasmo.

La demostración a la que hemos jugado tenía lugar en un punto avanzado de la historia, y empezaba con el grupo a bordo de la Milano discutiendo su próximo objetivo. Dentro de la nave espacial, podemos charlar con el resto de miembros del grupo, interactuar con objetos que dan pie a conversaciones, poner música... La cantidad de interacciones disponibles es muy, muy elevada.

La selección musical, por cierto, incluye desde temas clásicos como Take On Me de A-ah, Kickstart My Heart de Mötley Crüe o Never Gonna Give You Up de Rick Astley, hasta melodías originales del grupo de heavy metal de Star-Lord.

Marvel's Guardians of the Galaxy

Curiosamente, este "momento Milano" (sus responsables aseguran que serán habituales) nos ha traído gratos recuerdos de las visitas al Halcón de Ébano en Star Wars: Caballeros de la Antigua República, el RPG de Bioware que, como ya sabréis, contará con un remake en PS5 y PC.

Las interacciones con los personajes no se limitan al interior de la nave: al dirigirnos al siguiente destino de la historia (una estación del Cuerpo Nova), el foco siguió puesto sobre la narrativa, llevándonos a explorar el lugar siguiendo el hilo de las conversaciones.

Pero no todo serán conversaciones, claro: en cualquier momento, podemos activar el casco de Star-Lord, que actúa como una suerte de "visión detective" y nos permite escanear diferentes objetos, criaturas y enemigos para desbloquear entradas de lore en el diario. De nuevo, había MUCHOS elementos a escanear. Y dada la temática espacial, no hemos podido evitar acordarnos de Metroid Prime.

El casco también nos servía para resolver un pequeño puzle antes de seguir investigando la estación, un rompecabezas que consistía en girar nodos para hacer llegar la corriente hasta una puerta (si habéis jugado a Watch Dogs 2 o Watch Dogs Legion, es exactamente el mismo tipo de puzle de nodos). 

Marvel's Guardians of the Galaxy

Como curiosidad, era posible redireccionar la corriente hacia una habitación opcional, y en su interior encontramos un nuevo traje para Drax. Porque, por supuesto, cada uno de los Guardianes tendrá diferentes trajes que podremos desbloquear a lo largo de la aventura. Y sí, estarán los atuendos de la película de 2014.

Tras seguir explorando y topándonos con otras situaciones opcionales (como un encontronazo con un preso que, de ser "liberado", volvía a aparecer varias veces a lo largo del nivel), llegaba el momento de la acción... ¡O no!

Disney ha creado un robot de Groot capaz de caminar solo y expresar emociones

Porque en ciertos momentos de Marvel's Guardians of the Galaxy tendremos que tomar decisiones, lo que desemboca en diferentes situaciones; en este caso, dependiendo de nuestra elección, podíamos evitar una confrontación. No serán decisiones que alteren la historia, pero es la clase de mecánica que siempre se agradece de cara a la rejugabilidad.

El combate es otro aspecto del que hemos salido gratamente sorprendidos. 

Controlando a Star-Lord, podemos disparar a distancia con sus fieles blásteres gemelos (la munición es infinita, pero se utiliza un sistema de recarga activa a lo Gears of War), usar ataques cuerpo a cuerpo (los enemigos pueden contraatacar, lo que activa un pequeño QTE) y esquivar o saltar usando los propulsores de sus botas.

Marvel's Guardians of the Galaxy

Un aspecto interesante es que también puede usar disparos elementales; en el caso de esta demostración sólo teníamos desbloqueado el de hielo, pero los huecos disponibles dejaban adivinar que habrá otros tres más. Este tipo de munición, además de congelar a los enemigos en el sitio, es perfecta para llenar la barra de tambaleo y causar aún más daño.

¿Recordáis que al principio comentábamos nuestra preocupación por controlar sólo a Star-Lord? La realidad es que Gamora, Rocket, Drax y Groot tienen un papel importantísimo en combate... Y no sólo porque se desenvuelven bien y agradecemos su ayuda sin necesidad de dar órdenes.

Cada uno de ellos tiene un ataque especial asociado, con una utilidad muy concreta, que podemos activar a voluntad a costa de un pequeña cooldown: el de Gamora, por ejemplo, es perfecto para causar daño a un único enemigo, mientras que el de Rocket es ideal para causar daño de área. El de Drax causa un gran daño en la barra de tambaleo y el de Groot inmoviliza a los enemigos en el sitio.

Sin embargo, este es sólo uno de los cuatro ataques diferentes que podemos desbloquear para cada uno de los Guardianes, invirtiendo los puntos de habilidad que obtenemos al subir de nivel. Star-Lord también cuenta con sus propios ataques especiales, además de poder mejorar diferentes aspectos y obtener nuevas habilidades gastando chatarra que encontramos en los escenarios.

Marvel's Guardians of the Galaxy

En combate también hay interacción con el escenario, en forma de objetos contextuales que los miembros del grupo aprovechan. Por ejemplo, Drax puede recoger y lanzar los barriles explosivos que veamos, mientras que Gamora puede aplastar a los enemigos dejando caer plataformas colgantes.

Vamos, que pese a controlar a un único personaje directamente, en todo momento tenemos conciencia de grupo. Y eso se aplica también de cara la defensa, pues en muchas ocasiones los enemigos pueden retener a uno (o varios) de los Guardianes, impidiendo que participe en el combate (o que usemos sus habilidades).

Y si su salud llega a cero, debemos acercarnos para revivirlos. Y creednos: se nota, y mucho, cuando uno de los miembros del grupo cae, porque el combate de Marvel's Guardians of the Galaxy está diseñado para que aprovechemos al máximo todas las herramientas a nuestra disposición (que no son pocas, precisamente).

Por el momento, el único aspecto que no nos ha terminado de convencer es el apartado gráfico, que no nos ha impresionado, aunque el colorido estilo artístico y las enormes posibilidades que ofrece el universo de Guardianes de la Galaxia pueden dar mucho juego, visualmente hablando.

Así que ya lo veis: hemos salido muy gratamente sorprendidos de esta primera toma de contacto con Marvel's Guardians of the Galaxy y nos hemos quedado con ganas de saber cómo continúa la historia, de seguir explorando su universo y de repartir disparos de bláster. El 26 de octubre llegará a PS4, PS5, Xbox One, Xbox Series X|S, Nintendo Switch y PC.

Y además