Refrigeración en una torre gaming, guía para entender qué significa cada cosa

Caja gaming refrigeración

En esta pequeña guía te vamos a dar todas las pautas necesarias para entender todo sobre qué son los datos que aportan los fabricantes de chasis sobre la refrigeración y qué significa cada cosa.

Si estás buscando una caja, torre, chasis o gabinete para montar tu nuevo PC gaming, seguramente te has dado cuenta de que, en materia de refrigeración, los fabricantes aportan muchos datos y no siempre es fácil entenderlo. Radiadores, ventiladores, disipadores... hay muchas opciones y todos pueden ser igual de válidos.

Sin embargo, entender estos parámetros no solamente va a ser útil para encontrar una caja que se adapte a tus necesidades y te permita tener todo bien refrigerado, sino que también te evitará encontrarte problemas del estilo de que tu refrigeración líquida no cabe en la caja o que el disipador es demasiado grande.

La caja de PC que vale probablemente más que tu ordenador completo (GPUs incluida)

Así pues, vamos a hacer un pequeño repaso a todo lo que nos indican los fabricantes, qué quiere decir y qué es lo que necesitas saber.

Esto es todo lo que encontrarás en esta guía sobre la refrigeración de la torre gaming y qué significa cada cosa:

Lo primero, la ubicación de la refrigeración en el chasis

En este apartado no vamos a descubrirte nada nuevo y es que la inmensa mayoría de las torres montan igual sus sistemas de refrigeración. Hay que tener en cuenta que, cuantas más posibilidades te ofrezcan, mejor ventilación tendrá la caja por norma general. Con está información sabrás, además, si el gabinete es capaz de albergar ventiladores solo o también refrigeración líquida o RL.

Los chasis ponen siempre ventilación en la parte frontal y la trasera, muy habitualmente en la parte superior, a veces en la inferior y rara vez en uno de los laterales. Con todo esto encima de la mesa lo más importante es conocer que el frontal y la trasera son indispensables, mientras que la superior va a ayudar en gran medida. El resto ya no son tan importantes.

refrigeración en la cajaç

El frontal siempre debe coger aire para introducirlo en la caja, al igual que la parte inferior si tienes la posibilidad de tener ventiladores ahí. El lateral, sin embargo, puede variar dependiendo del sistema que haya escogido el fabricante. La parte trasera y, especialmente la superior, serán las encargadas de expulsar el aire caliente de dentro hacia afuera.

Esta colocación favorecerá el flujo de aire, tan importante en el gaming ya que será el que dicte si los componentes están bien refrigerados. Una de las máximas que se debe recordar siempre en este campo es que el calor, siempre tiende a subir, por lo que hay que ayudarle siempre que sea posible y no crear turbulencias (el choque de una corriente contra otra).

Medidas máximas que puede albergar la torre

Una vez tienes clara cuál es la colocación de todos los sistemas de refrigeración que puede albergar una caja, tienes que ver los tamaños máximos que tendrás a tu disposición. De esta manera sabrás el tamaño del radiador que puedas instalar, el número de ventiladores que quepan en la caja en total (dependiendo de su tamaño) y la altura máxima del disipador para la CPU.

Estos datos suelen venir dados en milímetros la mayor parte de las veces. Así, te dirá la cantidad de ventiladores que puedes poner en el frontal (por ejemplo: tres ventiladores de 120 mm. o dos de 140 mm.) y, por norma general, se extrapola a los radiadores, en este caso pudiendo poner uno de hasta 360 (esto quiere decir que puedes ponerle de 120, 240, 280 y 360).

refrigeración en la caja

Ojo al tema de los radiadores porque no es tan sencillo como pueda parecer y hay que hacerle caso siempre a las cifras que marque el fabricante y no al número de ventiladores que puedas ponerle. Esto se suele deber a que un radiador es mucho más ancho que un ventilador (que no deja de ser un radiador + los ventiladores), por lo que no siempre habrá espacio.

En cuanto a la altura máxima de la CPU, este dato nos indica el espacio que tendremos para instalar un disipador de los de toda la vida. No hay más que ver lo que nos indique el fabricante de la caja y el del disipador. Si este es más alto que el de la caja, se topará con el lateral y no podremos cerrarlo.

 

Número de ventiladores en la caja y su tamaño

Otro punto de interés es el número de ventiladores que nos permitirá el fabricante instalar en el chasis. Ojo a esto porque la caja se va a referir exclusivamente a ventiladores de caja y no hay que confundirlos con ventiladores de refrigeración de CPU.

Sí que es cierto que en la refrigeración líquida va a ser más o menos lo mismo, ya que el radiador se va a situar donde podríamos los ventiladores de caja, pero si hablamos de un disipador de los de toda la vida la cosa cambia.

refrigeración en la caja

Esta clase de dispositivos de refrigeración se colocan directamente sobre la CPU y va a tener sus propios ventiladores con sus propias características. En ese sentido no afectará al número de ventiladores que se podrán instalar en la caja.

Es por esto que habrá ocasiones en las que el chasis te dirá que puedes instalar seis ventiladores pero puedes acabar con siete, ocho o incluso nueve.

Controladores, un punto a favor del gabinete

Por último, los controladores que pueda tener el chasis implementado puede ser un punto muy a favor de una caja, ya que te van a hacer la vida más fácil.

La instalación de los ventiladores es bastante sencilla, y aquí quedan excluidos los que utilicemos en la CPU, ya sea ventilación de disipador o de refrigeración líquida porque esta debe conectarse a los puertos "CPU" y "Pump" de la placa base respectivamente .

Sin embargo, te puedes encontrar que tu placa base es pequeña, ya sea por su factor de forma, o que directamente tiene pocos conectores para ventilación. Una caja con un controlador de ventiladores puede solucionarte el problema o, incluso, puedes comprarlo tú aparte.

refrigeración en la caja

De esta manera, puedes conectar todos los ventiladores a este sistema y, con una sola conexión a la placa base, controlar mediante software toda la ventilación al unísono.

De esta manera ya conoces todo lo que debes saber sobre la información que te puedes encontrar en una caja, torre, chasis o gabinete gaming. Seguro que sabiendo todo esto, no fallarás al escoger el sistema de refrigeración perfecto para tu PC.

Y además