Ir al contenido principal
Curse of Anabelle
Análisis

Análisis de Curse of Anabelle, exorcismos extraños para PC

Versión comentada: PC

El terror suele ser una apuesta ambiciosa, pero que por defecto puede tener una buena legión de jugadores interesados. Por eso, no es de extrañar que los zagales de Rocwise Entertainment hayan apostado por ello para su tercer juego con Curse of Anabelle (no, no tiene nada que ver con las películas de Annabelle), que llega ahora a Steam. No esperéis nada revolucionario en el argumento de base, las novedades llegan después: la historia se centra en Nathan, cuya novia Emily ha desaparecido al intentar investigar la muerte de su hermanita Anabelle.

Consigue la otra Annabelle, la de las películas, con este pack recopilatorio en Blu-Ray

Nathan se sumerge en los rituales que rodearon a esta misteriosa muerte, hasta verse envuelto en una espiral de textos prohibidos, demonios ancestrales y casas imposibles que se "comportan" de forma extraña. Hasta aquí, suena como un videojuego de terror con visos de cumplir, pero quizá el problema es, precisamente, que no es un juego de terror. Al menos, no exactamente.

No queremos entrar demasiado en la historia de Curse of Anabelle, pero el desarrollo es bastante particular. El problema es que, al principio, todo sigue los esquemas de juegos de terror en vista subjetiva actuales, como Resident Evil 7 o, quizá más concretamente, títulos del palo de Outlast 1 y 2: pasillos oscuros que se ven salpicados por ruidos inquietantes, salas llenas de muebles viejos y retratos misteriosos... ¡Y buuuu, algún que otro sulto inesperado! Esa parte es, con diferencia, la que mejor funciona, gracias al uso de un Unreal Engine que se desenvuelve de maravilla al mostrar unos escenarios razonablemente detallados y claramente temibles.

Curse of Anabelle

El problema es que, llegados a un punto bastante temprano del juego, el desarrollo pega un giro de 180 grados y, aunque no se pierde del todo la ambientación terrorífica, nuestro cometido pasa a ser más bien el de resolver una especie de puzzles, consistentes en encontrar los objetos necesarios para pasar a exorcizar a numerosos demonios de la casa.

La idea de llevar a cabo exorcismos en un juego de terror suena de lo más interesante, pero lo cierto es que la dinámica no puede ser más insulsa: una vez encontramos los objetos necesarios para el sello de cada demonio, hemos de ir a la habitación correcta de la casa para invocarlo. A partir de ahí, arranca una especie de minijuego en el que hemos de esquivar los disparos del demonio. A la vez, hemos de superar un quick time event en el que hemos de pulsar las teclas correctas para que Nathan siga recitando las frases del exorcismo. Si fallamos una tecla, hemos de empezar las frases desde cero. Si el demonio nos da una vez o, como mucho, dos, es game over y hemos de volver a arrancar todo el exorcismo. Para más inri, el "timing" para pulsar las teclas del QTE es súper ajustado, así que hemos de estar a tope de reflejos.

¿Y qué pasa cuando superamos un exorcismo? Pues nada, ese demonio queda expulsado y nos toca volver a buscar ingredientes para otro, encontrar su habitación y repetir el minijuego. Y luego, otra vez. Y luego, otra vez (ni siquiera cambia el aspecto de los demonios)...  Incomprensiblemente, la dinámica se vuelve de lo más tediosa y nos "condena" a recorrer la misma casa una y otra vez para ver qué puertas tenemos abiertas y cómo podemos llegar a las salas que nos interesen para buscar los objetos que toquen. Os hablamos de, prácticamente, el 70% del desarrollo del juego. Juego que, por otra parte, tampoco es demasiado largo, pues en unas 4 ó 5 horas se puede superar.

Curse of Anabelle

Estas partes de exploración de la casa tienen una variante interesante, pero no muy bien resuelta: el protagonista puede recorrerla sin miedo para buscar los ingredientes, pues no hay enemigos. Pero, para encontrar el medallón que se corresponda con cada demonio, hemos de usar un poder especial que nos permite viajar en el tiempo, hasta una versión más antigua y maligna de la mansión. En ella, un ser deforme y terrible nos persigue cual Mister X de Resident Evil 2. Si se acerca lo suficiente, estamos muertos, sin salvación posible, lo que nos obliga volver al último punto de salvado.

Cuando estamos en el pasado, la única forma de volver a nuestro tiempo es acceder a las salas donde tienen lugar los exorcismos. Eso da un cierto componente de tensión al principio, pero la verdad es que la rutina se vuelve pesada y, más que dar miedo, el monstruo nos acaba cansando por dejarnos a medias en nuestra búsqueda.

Curse of Anabelle

No disponemos de armas ni herramientas de ningún tipo, solo podemos usar la Luz de David (una especie de "linterna" que proyecta nuestra mano) para iluminar los escenarios. El efecto solo dura unos segundos y luego necesita recargarse, en otra dinámica que da atmósfera las dos primeras veces y luego se vuelve pesada.

Es una pena que Curse of Anabelle acabe teniendo un desarrollo tan torpe, porque presentaba muy buenas ideas. El propio concepto del exorcismo mola, el misterio en torno a la niña es suficientemente interesante y, a nivel gráfico, es bastante competente. Incluso es interesante bucear en los libros que usa el protagonista, los cuales nos dan el contexto de cada demonio (muchos os sonarán, como Astaroth o Belial). Pero todo lo demás es demasiado denso y poco equilibrado. Y hemos dejado para el final las voces en inglés (los textos están en castellano): los diálogos son unos de los más casposos y sobreactuados que recordamos en mucho tiempo, hasta el punto de que dan un poco de risa, lo que en un juego de miedo igual resulta contraproducente...

Curse of Anabelle

Si sois muy amantes del terror en general o la demonología, igual podéis darle una oportunidad, porque ofrece conceptos interesantes. Si no, seguramente deberíais huir como alma que lleva el demonio... Nunca mejor dicho.

Valoración

Una serie de ideas interesantes se quedan sin arrancar del todo debido a un desarrollo que no parece saber a dónde va.

Hobby

52

Regular

Lo mejor

El concepto de los exorcismos es interesante y la atmósfera del comienzo consigue generar miedo de verdad.

Lo peor

Lo perdidos que estamos como jugadores en muchas ocasiones. Las voces en inglés son espantosas. Acaba siendo muy repetitivo.

Y además