(Des)encanto Netflix
Análisis

Crítica de (Des)encanto T1, la nueva serie de Matt Groening

Por Javier Cazallas

Matt Groening nos trae la primera parte de su nueva serie, (Des)encanto a través de Netflix España. El creador de Los Simpson y Futurama crea un nuevo mundo de fantasía con su característico trazado y su humor marca de la casa.

Una de las apuestas seguras de Netflix para su catálogo de series es la animación para adultos, ¡y no hablamos del hentai malpensados! Series como Rick y Morty o BoJack Horseman mantienen a la plataforma de VOD en la parte alta de la ola en lo que a este género se refiere. Para continuar con esa buena línea, han recurrido a la última creación del genio de la animación para adultos Matt Groening, quien les ha correspondido con su tercera serie: Des)encanto.

Y es que hablar de Matt Groening en este mundillo es apuntar muy alto. El creador de Los Simpson, esa serie que igual os suena y que marcó a una generación entera, y cuyas frases se usan para todo, y Futurama, probablemente ya no podréis imaginar el futuro de la misma manera, se ha labrado un nombre a través de más de 30 años en el sector, y con (Des)encanto pretende abordar un nuevo mundo de fantasía medieval en el que nada será lo que parece... o si. La serie se divide en 2 temporadas, veamos lo que ha dado de si la primera...

Las mejores creaciones de Matt Groening

¡Bienvenidos a Utopía!

La historia de Des)encanto se desarrolla principalmente en Utopía -Dreamland en la versión original-  un reino que... bueno es un reino como cualquier otro que hayamos visto. Los habitantes de Utopía llevan un vida medieval como es debido, con sus epidemias y sus ejecuciones públicas. La vida transcurría con normalidad mientras la boda real de la princesa Tiabeanie se acercaba, algo que todos esperaban menos la propia princesa que tenía otros planes.

El rey Zog, a quien presta su voz John DiMaggio al que jamás podremos olvidar por doblar a Bender en Futurama, ya no sabe qué hacer con respecto a su hija, aunque ni el ni su esposa, la madrastra de Tiabeanie son un regalito precisamente. Como pudimos ver en el tráiler, la cosa de la boda no sale bien, y leeremos hasta ahí para no entrar en la peligrosa zona de los spoilers, ya que si algo tiene Des)encanto es que los 10 episodios de esta temporada están relacionados y cuentan la historia del tirón, sin ser independientes los unos de los otros.

Vaya tres patas para un banco...

El trío protagonista de Des)encanto no tiene desperdicio. Empezamos por supuesto por la princesa Tiabeanie, "Bean" para los amigos, una joven con un serio vicio por el alcohol, los psicotrópicos y cualquier conducta que pueda ser reprobable para alguien de la realeza. La acompaña Luci, un demonio que no tiene una sola idea buena. Luci está doblado en castellano por José Posada, quien junto con la personalidad de su personaje, con sus sarcasmos y humor negro hace que nos recuerde a Chandler de Friends.

(Des)encanto Netflix

Cierra el circulo el pequeño Elfo, un... elfo -si, los elfos de Des)encanto son como los enanitos de Blancanieves, son muy simples para poner nombres-. Ahora mirad bien a Elfo, y decidnos que su dibujo no tiene vestigios del travieso Bart Simpson. Eso será en lo único que se parecen, porque por lo demás, Elfo es más bien simplón a la hora de ver un mundo que no termina de comprender tras haber vivido toda su vida en el reino oculto de los elfos.

Los tres personajes principales, así como alguno de los recurrentes, tendrán una visible evolución a lo largo de toda la temporada, a medida que profundizamos en su forma de ser y pensar, ellos irán puliendo su personalidad y descubriéndose a si mismos.

Vuelven las parodias y las críticas mordaces

Una de las cosas que caracteriza a la animación para adultos es que suelen contener una buena porción de críticas sociales y políticas. Los Simpson implantaron un sistema en que las críticas fluían con el desarrollo de la trama, y no al revés, pero es algo que con los años se ha perdido, y el resto de series no suelen hace ni el intento de recuperarlo, soltando los dardos directamente. En esta serie de Netflix se ven algunos ademanes de volver a recuperar ese estilo de crítica, en especial a lo que la religión -que se lleva una buena dosis de puyitas- se refiere. Pero el resto del humor sigue siendo más directo.

(Des)encanto Netflix

En algunos momentos, debido a su contenido fantástico y medieval, Des)encanto nos recuerda bastante a Hora de Aventuras, con esas situaciones estrafalarias aunque sin parecer que nos hayamos comido un barril de setas alucinógenas. Algunos grupos también la intentan comparar con Rick y Morty, pero más allá de que ambas son series de Netflix se parecen como un huevo a una castaña. El humor de la serie de Groening es mucho más del estilo old school, más pulido en muchos aspectos y sin la necesidad de que todo el humor tenga que ser ácido o soez.

También nos vamos a encontrar algunas referencias divertidas como nos tiene acostumbrados Matt Groening. Entre algunas tenemos En busca del arca perdida o El Señor de los Anillos, algunos guiños a Juego de Tronos también veremos, y los amantes de Vikings tenéis una sorpresita en uno de los episodios.

(Des)encanto Netflix

Si bien el humor de Des)encanto está desfasado para lo que nos tienen acostumbrados las series actuales, no es algo necesariamente malo, de hecho es de agradecer no ver más de lo mismo que hay en el menú. Si hay que ponerle alguna nota negativa, es que algunas bromas se pierden en las labores de doblaje y localización del guión, pero es algo con lo que prácticamente todos los libretos tienen que lidiar.

Por nuestra parte, nos quedamos ya con ganas de que llegue la segunda parte de Des)encanto para ver cómo continúa la historia de Utopía y de su princesa chiflada. Hemos quedado encantados con este Des)encanto de Matt Groening, y veremos hasta dónde lo pueden exprimir sin agotar a la gallina de los huevos de oro.

Valoración

Matt Groening nos vuelve a deslumbrar con una de sus creaciones. Humor y fantasía nos harán seguir la trama de esta primera parte de la serie que nos engancha desde el primer episodio y nos lleva a un mundo fantástico donde la crítica está a la orden del día, pese a que su humor es algo desfasado a lo actual, es refrescante no ver más de lo mismo.

Hobby

86

Muy bueno

Lo mejor

La mayoría de los personajes no están necesariamente encasillados en un rol. Vuelven las críticas ácidas con mensaje y moraleja.

Lo peor

Quienes esperen ver el regreso del humor de las primeras temporadas de Los Simpson deberán seguir esperando. Algunas bromas se pierden con el doblaje.