Ir al contenido principal
Paranormal en Netflix
Análisis

Crítica de Paranormal, una serie de terror diferente en Netflix

La nueva serie de terror en Netflix tiene una ambientación diferente, en Egipto, y un protagonista atípico. Conoce al cínico profesor Refaat Ismail.

El terror puede adoptar muchas formas y en Netflix llevan tiempo demostrándolo con series de muchos países y estilos diferentes, desde Curon hasta Marianne. Pero resulta interesente ver un enfoque aún más exótico, como es el de esta Paranormal, la primera serie de miedo creada en Egipto para esta plataforma.

No solo el país de origen (y ambientación, pues los sucesos tienen lugar allí) se sale de la norma, sino que también lo hace su protagonista. Ahmed Amin interpreta a Refaat, un profesor de universidad aparentemente gris y anodino, que se regodea de sus propias desgracias. Sin embargo, y aunque él se empeña en negarlo, parece estar conectado con algún tipo de presencia paranormal que lo acosa.

Los seis episodios de la primera temporada de Paranormal (de unos 50 minutos de duración, cada uno) tienen una "columna vertebral" en la obsesión de Refaat con Shiraz, una niña extraña que conoció en su infancia y que murió en extrañas circunstancias. Refaat sospecha que su fantasma quiere algo terrible de él, pero no es capaz de desentrañarlo. Lo interesante es que, aunque esa trama siempre está presente, cada episodio gira en torno a un mito del terror diferente, desde las maldiciones de los faraones (muy apropiado) hasta los súcubos que se nos aparecen en sueños.

Así, la serie tiene cierto regusto de "Expediente X a la egipcia", con un protagonista extraño y obsesionado con sus demonios personales, capaz de resolver misterios de lo más variados. Pero claro, no podría faltar su "partenaire", que en este caso es su amor de juventud Maggie (Razane Jammal), una escocesa que vuelve a Egipto y ayuda al protagonista en sus investigaciones.

Paranormal en Netflix

Pero mientras que Maggie está abierta a buscar explicaciones y ayudar, Refaat es mucho más cínico y tímido y no parece creerse nada de lo que tiene delante. Esa contraposición de sus caracteres da encanto a la relación y hace de Refaat un "héroe" que al principio genera cierto rechazo, pero con el que se acaba empatizando. A eso ayudan sus reflexiones en torno a la Ley de Murphy (ya sabéis, "todo lo que pueda salir mal, saldrá mal"), para la que él mismo se va inventando normas nuevas.

También, claro, es atractivo el hecho de profundizar en mitos con cierto exotismo, si bien la recreación de algunos es más impactante que otra, pues los efectos especiales por ordenador se quedan en meramente cumplidores en ocasiones. Aún así, los últimos episodios muestran algunos planos surrealistas tan simples como efectivos, que nos han recordado a juegos del mismo corte, como The Evil Within.

Paranormal en Netflix

Otro pilar de la historia es reflejar la sociedad y costumbres de la Egipto de los años 60, lo cual puede resultar muy llamativo para el espectador "extranjero" que tenga el cliché montado de que allí todos van en camello. Aún así, algunos personajes secundarios resultan más creíbles que otros pues no todos los actores llevan a cabo una interpretación convincente.

No hay problema, pues el encargado de llevar el peso de la historia, Ahmed Amin, hace un trabajo estupendo al dar vida a un Refaat que mira de medio lado, que duda cuando le hablan de sus emociones pero estalla cuando se enfrenta a lo imposible, que camina bamboleándose cuando se pierde en sus pensamientos... No es el protagonista al que estamos acostumbrados, pero no lo hace menos interesante.

Paranormal en Netflix

Es verdad que a veces "salta" demasiado de no creerse nada a lanzarse de cabeza a por la parte paranormal de la historia, pero ese planteamiento sencillo y directo da a esta serie de Netflix una cierta inocencia que puede resultar "refrescante" entre tanta serie de argumento rebuscado.

Tanto el final de cada episodio como el de la propia primera temporada de Paranormal se culmina con un cliffhanger así que, poco a poco, puede convertirse en una de esas series que no veías venir pero que sepa llenar vuestras ansias de espectros entre las dunas.

Valoración

Una serie de misterio y terror diferente, que sabe provocarnos con sus cliffhangers y su ambientación, aunque a veces se haga densa en sus subtramas.

Hobby

76

Bueno

Lo mejor

Las salidas de tono y los monólogos del protagonista. La idea de plantear un mito diferente en cada episodio.

Lo peor

Los diálogos son un poco chocantes en ocasiones y el ritmo es algo irregular.

Y además