Reportaje

Carátulas de videojuegos (II): 10 obras de arte

Por Nacho Bartolomé
-

Puede que tengas una galería de arte en tu habitación y no te hayas dado cuenta. Porque a veces no hace falta encender la consola para disfrutar de la creatividad de los artistas que trabajan en un videojuego: basta con echarle un vistazo a las estanterías y admirar algunas carátulas que son todo un derroche de creatividad.

Así que arquea una ceja, ponte unas gafas de pasta, déjate una perillita a la moda, llévate la mano a la barbilla con aire interesante y prepárate para una exposición de auténticas obras de arte.

1- Phantis (ZX Spectrum, Amstrad, Commodore 64…)

A finales de los 80, Alfonso Azpiri y Luis Royo formaron todo un dream team patrio de diseñadores de carátulas de videojuegos. Y nunca mejor dicho: sus trabajos nos hacían soñar que los simplones gráficos que mostraba en pantalla la Spectrum eran realmente los increíbles mundos que los dos artistas españoles plasmaban en las carátulas de cada cinta de casette de Dinamic, Topo u Opera Soft. Y claro, también nos hacían babear imaginando que el muñecote pixelado que manejábamos era realmente una de aquellas impresionantes mujeres marca de la casa. La de Phantis es una de las más recordadas, protagonizada por una comandante Selena sospechosamente parecida a Lorna, la otra "hija" de Azpiri. Samus, que sepas que no eres la primera aguerrida rubia del espacio de los videojuegos...

Carátula de Phantis (Azpiri)

2- Secret of Mana (Super Nintendo)

Los protagonistas de un juego suelen serlo también de la portada, copando la mayor parte del espacio, pero lo de Secret of Mana es diferente. Los personajes son minúsculos comparados con la aventura que tienen por delante: la protección del Árbol de Mana, de la naturaleza, de la vida. El formato panorámico de las portadas de Super Nintendo, diferente a la clásica orientación vertical de las cajas, dio mucho juego. 

 

Carátula Secret of Mana

3- Another World (Mega Drive, SNES...)

El veterano diseñador francés Eric Chahi no sólo se encargó de programar o grabarse a sí mismo para representar de forma realista los movimientos del personaje, sino que también se puso pinceles a la obra para dibujar la carátula. Eran tiempos en los que los juegos eran cosa de una sola persona, y ésta aventura de culto precisamente va de eso, de la soledad. Y al mirar la carátula, nos hacemos las mismas preguntas que el protagonista, que es transportado a un mundo desconocido: ¿dónde estoy? ¿por donde empezar? 

 

Another World

 4- Metal Gear Solid 2 (PS2)

Unas superproducciones como los juegos de la saga Metal Gear Solid necesitan una carta de presentación en forma de carátula que indique que el juego está cuidado al máximo, cosa que ya saben los que conocen bien los trabajos de Hideo Kojima. Y las ilustraciones de Yoji Shinkawa son el remate perfecto: originales, detalladas, duras... parecen salidas de las viñetas de maestros del cómic. Sin ellas las misiones de Snake no serían lo mismo, lo que demuestra la importancia de contar con un artista que le de un estilo único a los artworks.

Carátula Metal Gear Solid 2

5- Max Payne 2 (PC, Xbox, PS2)

"Una historia de amor de cine negro". Así se define en su carátula el juego de ¡acción! de Remedy. Un poster en blanco y negro con las siluetas del desesperado Max y su femme fatale Mona Sax que bien podríamos haber visto colgado a la puerta de un cine en los años 50. Ya desde la carátula, el juego capta todo ese característico aire (cargado de humo de tabaco) a película a bajos fondos, crímenes, gangsters y amores que matan... y mueren.

Carátula Max Payne 2

6- Ico (PS2)

¡Qué bonico! La carátula de Ico, y el juego mismo, está inspirado en la obra "The Nostalgia of the Infinite" del pintor greco-italiano Giorgio di Chirico. Y encima, la pintó el propio creador del juego, Fumito Ueda. Recuerda al caso de Chahi con Another World, ¿no? Resulta que Ueda también cita al juego del francés como otra de las fuentes de inspiración para la aventura de Ico y Yorda. La portada del inolvidable título de PS2 encierra toda su esencia: dos personajes que sólo se tienen el uno al otro perdidos en una enorme fortaleza.

Carátula de Ico

 7- Castlevania Aria of Sorrow (Game Boy Advance) 

Desde Symphony of the Night y hasta hace bien poco, pensar en los personajes de Castlevania era pensar en la particular visión de la diseñadora Ayami Kojima (que no es familia del otro gran Kojima de Konami, por si dudábais): personajes adróginos, estilizados, de largas melenas y que comparten el gusto por el tinte de color blanco. Sus carátulas para la saga del clan Belmont son dignas de exponerse en los mejores salones del castillo de Drácula. La de Aria of Sorrow, la entrega protagonizada por el misterioso Soma Cruz, es fantástica. 

Castlevania Aria of Sorrow

8- Pikmin 2 (GameCube)

Pikmin es un juego adorable y la carátula no podía ser menos. Nintendo decidió colocar Pikmin de plastilina en una rama de árbol para hacer una de las portadas más artesanales y “cucas” que se recuerdan. De esas que no puedes dejar de mirar. 

 

Pikmin 2

9- Resident Evil 4 (Wii)

Lo fácil habría sido llenar la pantalla de zombis (perdón, Ganados) y poner a Leon cargándoselos sin despeinarse, pero no. Se optó por acongojarnos de otra manera: con la tétrica silueta de un bosque en el que espera el enemigo más inolvidable del juego, el hombre del saco (y la motosierra). La clave del suspense: saber qué alguien está ahí, pero no verlo... Y para rizar el rizo, todo en blanco y negro.

 

Resident Evil 4

10- Resistance 3 (PlayStation 3)

Hacer una carátula para un shooter y conseguir que sea diferente y que llame la atención entre la cantidad de juegos de disparos con los que las desarrolladoras nos ametrallan cada año parece perseguir una quimera. ¿Llenar otra vez la ilustración de balas y monstruos? El jovencísimo diseñador británico Olly Moss lo consiguió. Atentos a la genial forma de representar la propuesta del juego con un dibujo certero: Nueva York bajo el yugo de unas despiadadas criaturas. ¿Veis el skyline de la ciudad?

Carátula Resistance 3


Aparte de ésta selección, podemos ir ampliando la galería con más exposiciones. ¿Cuáles son las obras de arte que tenéis en vuestras estanterías?


Lecturas recomendadas