Análisis

Análisis a golpes de Marvel vs Capcom 3

Por Sergio Gracia
-

Ya se echaba de menos la presencia de un juego de la talla de Marvel vs Capcom Clash of Super Heroes, y es que más de diez años sin una nueva entrega de la saga se hacen muy largos, demasiado tal vez. Si, Marvel vs Capcom 2 New Age of Heroes hizo su aparición un par de años después de la primera entrega, pero seamos sinceros, no estaba a la altura. Ahora, por fin, aquel juego que nos enganchó sobremanera tiene un descendiente digno de llevar su nombre, y es que Marvel vs Capcom 3 Fate of Two Worlds ya está aquí.

 Juegos de lucha hay muchos y para todos los gustos, eso por descontado, pero puede que una de las sagas con más seguidores sea la que fusiona personajes de Capcom con mutantes y super-villanos del universo Marvel. Este año Capcom nos ha vuelto a deleitar con Marvel vs Capcom 3, un juego capaz de dar tantas alegrías como quebraderos de cabeza.

Dos universos se vuelven a unir

Gran parte del encanto de la saga reside, precisamente, en la posibilidad de enfrentar a personajes tan dispares como Ryu y Lobezno o El Capitán América y Sir Arthur. Marvel y Capcom se vuelven a unir en un magistral recopilatorio de los personajes más míticos de cada universo, y esta vez se unen nuevos contrincantes. El roster completo hace un total de 36 luchadores, 38 si contamos a Jill y Shuma-Gorath que están disponibles para descargar a través de DLC.

Debemos tener en cuenta muchos detalles a la hora de afrontar un combate: la vida de los personajes, los ayudantes, el rango de ataque del rival, elegir qué personaje comenzará a luchar, el uso de las contras, los hyper ataques, los reservas y su regeneración, los combos y el X-Factor, una nueva funcionalidad que puede decidir el curso de una partida. Esta habilidad, que sólo puede ser usada una vez por combate (lo que aumenta aún más su valor estratégico) regenera la parte roja de la vida del personaje que la use, aumenta la potencia de los ataques flojos y normales y le da un chute de velocidad.

Por si fuera poco, por el simple hecho de activarlo regeneraremos el tiempo de espera para sacar a un aliado. Este X-Factor tiene tres niveles dependiendo de cuántos luchadores nos queden en pie, cuantos menos, más poderoso resulta. Para terminar de colmar el vaso, con su uso podremos cancelar cualquier ataque que estén descargando sobre nosotros, da igual si es normal, especial o hyper.

Demuestra lo que vales, en Internet

El modo campaña de Marvel vs Capcom 3 es una buena sala de entrenamiento para los que están un poco verdes en el tema (además del propio modo entrenamiento, claro). Puede suponer un gran reto si lo jugamos en su modo más difícil, y os aseguramos que derrotar a Galactus es una tarea compleja y desquiciante, pero la satisfacción que nos invade al patear su trasero no tiene precio. Pero lo realmente viciante del juego son sus partidas multijugador u online.

Los piques con otros jugadores son épicos, y más cuando la partida está reñida. Pasaremos las horas muertas jugando un round tras otro, echando un combate tras otro, hasta que conseguimos descifrar por qué nuestro rival nos gana tantas veces. Ese es el momento de gloria en el que nuestro cerebro, nuestra vista y nuestras manos se hacen uno y comenzamos a devolverle todas las que nos ha dado más alguna que otra de regalo. Pero cuidado, porque la victoria no sólo dependerá de todos los factores de los que hemos hablado antes, ni siquiera de los personajes que escojamos, sino también de con qué juguemos.

El pad de PlayStation 3 es bastante digno para jugar a juegos de lucha, el de Xbox 360 deja bastante que desear (al menos hasta que llegue su nueva versión), entonces, ¿con qué es recomendable jugar a Marvel vs Capcom 3? Efectivamente, con un joystick arcade. Ojo, no os estamos diciendo que os lancéis a comprar uno de estos cacharros como locos, todo depende del uso que le vayáis a dar en un futuro, pero os aseguramos que la experiencia cambia radicalmente de tener un pad en la manos a agarrar con la mano izquierda y delicadamente el joystick terminado en bola y distribuir los dedos de nuestra mano derecha entre los botones del panel. Os mentiríamos si dijéramos que un combate entre alguien que juega con pad y otro que juega con joystick arcade está nivelado, las cosas como son.

En cuanto al lag en las partidas online nos podemos encontrar de todo. En ocasiones el combate transcurrirá de una forma tan fluida y rápida como si estuviéramos jugador en modo local, en otras, el lag convertirá una experiencia a priori divertida en un amasijo de lamentaciones y refunfuños (más que lógicos, por otra parte). Este modo cuenta con funcionalidades muy interesantes, como la posibilidad de salvar una repetición y divisarla cuando queramos o la inclusión del modo espectador, con el que podremos entrar a una partida habilitada y disfrutar en directo de los mejores combates.

¿Es lo que esperábamos?

A grandes rasgos, sí. Estamos ante uno de los juegos de lucha más sorprendentes de los últimos años, y lo mejor está aún por llegar. Capcom debe seguir nivelando los personajes (aunque han hecho un gran trabajo respecto a este asunto), probablemente lanzará nuevos luchadores en un futuro y, por qué no, más modos de juego. Los primeros campeonatos internacionales han comenzado a emerger con suculentos premios, y los combates más épicos de la historia de los videojuegos se celebrarán en ellos.

Si eres amante de los juegos de lucha no puedes dejar escapar Marvel vs Capcom 3, ni loco. Puede que, como ya hemos dicho, para sacarle el máximo partido sea necesario tener un joystick arcade y una conexión a internet (más la suscripción a Xbox LIVE si eres usuario de Xbox 360), pero, al fin y al cabo, el juego está pensado para ser jugado contra otras personas.

Valoración

Vuelve una de las mejores sagas de lucha con nuevos luchadores y funciones que pondrán a prueba tu destreza y reflejos.

Hobby

86

Muy bueno

Lo mejor

Mantiene intacta la esencia de la saga e incluso mejora las bases.

Lo peor

El pad no es un buen aliado para Marvel vs Capcom 3.

Lecturas recomendadas