Análisis

Análisis de One Piece: Unlimited World Red

Por Thais Valdivia
-

Versión comentada: PS3

Los piratas de la banda de Sombrero de Paja parece que le han cogido el gusto a nuestras tierras durante la temporada estival, ya que son varias las ocasiones en las que un juego protagonizado por ellos nos llega en esta época. Ahora le ha tocado a Unlimited World R, un título que se aleja un poco de lo que hemos visto en los últimos años.

Siempre se ha dicho que la vida pirata es la vida mejor, pero eso no es del todo cierto. Vale, encuentras tesoros, vives aventuras, etc. pero no hay que negar que estar huyendo continuamente de la Marina y de los enemigos es algo que guste día sí y día también. Seguro que Monkey D. Luffy os contesta todo lo contrario porque él ve la vida de una manera diferente al resto de mortales. Es ese punto de vista el que nos cala hondo en la última aventura de este pirata y sus compañeros. One Piece: Unlimited World Red conserva la magia y la épica del manga creado por el autor Eiichiro Oda. Una magia y épica que pasamos a analizar a continuación. 

Aparece un nuevo candidato a Rey de los Piratas

Durante uno de sus muchos viajes, Luffy y su banda salvan a un pequeño mapache llamado Pato. Éste está buscando desesperadamente a su maestro, por lo que todo el grupo decide ayudarle en su misión. Así es como todos llegan a Transtown, una isla que parece no estar del todo desarrollada, aunque cuenta con taberna para alegría de nuestro capitán.

Es durante su estancia en ese lugar cuando los nakamas de Luffy son secuestrados a manos del supuesto "amigo" de Pato: el Conde Rojo. Este poderoso pirata escapó de la prisión de Impel Down y ahora quiere sentarse en el trono de Rey de los Piratas a cualquier precio. Parece que Luffy tiene otro enemigo al que dar caza. ¿Conseguirá salvar a sus compañeros?

La historia de este One Piece: Unlimited World Red se sitúa dentro del Nuevo Mundo y se divide en nueve episodios. Cada uno de ellos tiene una pequeña subtrama para que conozcamos un poco más a los personajes y veamos sus habilidades. Lamentablemente, la trama comienza a despegar en el séptimo episodio, que es cuando de verdad empiezan a aparecer las verdaderas intenciones del Conde y lo que quiere hacer para ser el Rey. 

Explora y combate a partes iguales

Al contrario que los dos últimos juegos de la saga que aparecieron en PlayStation 3 (One Piece Pirate Warriors 1 y 2), Unlimited World Red intenta equilibrar la exploración y la acción. Así, el desarrollo en tercera persona se basa en un sistema de misiones (principales y secundarias) más los episodios que tenemos que pasar para avanzar en la historia principal.

Como hemos apuntado antes, tenemos nueve capítulos que son los que componen la historia principal. En ellos vamos descubriendo qué es lo que quiere el Conde Rojo y cómo pararle los pies. Cada uno de estos episodios se desarrolla en un escenario diferente que seguro los fans de la obra de Oda reconocen al instante: Enies Lobby, Skypiea, Punk Hazard... De la mano de Luffy y dos compañeros más (que elegimos antes de empezar la aventura) tenemos que recorrer todos los rincones de estas localizaciones. Localizaciones que guardan más de un secreto oculto y que sólo un determinado personaje puede desvelar (Zoro puede cortar el metal para llegar a lugares nuevos, Robin es la única capaz de leer los foneglifos, etc.).

Por supuesto, no podemos pasar por lugares tan peligrosos como Impel Down sin llamar la atención de nuestros enemigos, por lo que la lucha es un elemento indispensable para llegar hasta el final de cada zona (lugar donde nos espera el poderoso jefe final). En concreto, tenemos dos botones de ataque (cuadrado y triángulo), uno para saltar (equis) y otro para esquivar (círculo). Dependiendo de las combinaciones que hagamos realizaremos unos movimientos u otros. Asimismo, tenemos varios ataques especiales (o ataques de enlace) que se activan presionando R1 más triangulo, círculo o cuadrado. Dos de ellos son para habilidades muy poderosas del protagonista al que controlamos, mientras que el restante desemboca un ataque en grupo capaz de derrotar a varios enemigos al mismo tiempo.

Para que la aventura no sea tan monótona y repetitiva, dentro del equipo de tres personajes que llevemos, si pulsamos 'select' podemos cambiar al líder, por lo que pasamos a manejar a otro héroe. Cada uno de ellos posee ataques y habilidades diferentes que les hacen únicos, por lo que saber controlarlos a todos también es parte del viaje.

A medida que vamos acabando con los enemigos que nos aparecen por sorpresa, el nivel de nuestros protagonistas va subiendo, por lo que cada vez se van haciendo más y más poderosos. Aquellos que no participen en la reyerta no suben de nivel y se quedan descolgados con respecto al desarrollo de los que sí son parte del grupo principal.

Aparte del nivel que tengan Luffy y compañía hay otra cosa que consigue fortalecerles: las palabras. Sí, habéis leído bien. Durante todo el camino encontramos una roca o algo que nos impide el paso. Para continuar hay que derrotar a los enemigos que se te ordena y luego abrir el cofre del tesoro que guarda la palabra o contraseña. Dichas palabras también se pueden equipar a nuestros personajes. Hay tres: personalización, habilidad y objeto. Las primeras nos dan más habilidades y ataques, las segundas aumentan las capacidades de los mugiwaras y las últimas, las palabras de objeto, se pueden usar en combate como si fueran ítems de curación.

Dentro de este conjunto de palabras hay otro tipo más, las palabras fuertes. Estas son las que nos hacen interactuar con nuestros aliados durante los combates. Si pulsamos el botón indicado estos nos dan ánimos e incluso nos pueden curar en los momentos decisivos.

Uno de los pilares de Unlimited World R, además de los combates, es la exploración.  Los escenarios que componen la historia principal están repletos de objetos deseando que los recojamos. Estos van desde simples bloques de madera hasta las mismísimas nubes del cielo, pasando por insectos y peces. Y es que para conseguir estos últimos necesitamos una buena red cazamariposas y una caña de pescar. Para lograr atraparlos hay que participar en unos graciosos y, por qué no decirlo, desesperantes minijuegos donde debemos pulsar el botón preciso en el momento indicado.

Todos los objetos que encontremos se guardan automáticamente en el almacén que tenemos en la posada de Transtown. En cualquier momento podemos acercarnos a la ciudad y utilizarlos para ayudar a sus habitantes. ¿Cómo? Fácil. Mezclando todos los materiales creamos tiendas, museos, farmacias, etc. Incluso en una ocasión toca ampliar los límites de la ciudad para seguir ayudando a los aldeanos. Unos aldeanos que no dudan en saludarnos si nos ven pasar por sus calles.

No obstante, no todo son edificios, también podemos crear objetos curativos o de apoyo que nos ayuden en la aventura. Saber gestionar bien todo lo que encontremos es vital para no quedarnos atascados en determinados momentos del juego.

Esta última parte se ha incluido para darle más dinamismo al título y lo cierto es que se agradece pasear por los tejados de Transtown y realizar los encargos que nos piden nuestros seguidores entre capítulo y capítulo. Estos trabajos van desde crear determinados objetos a vencer a un enemigo concreto. No nos vamos a aburrir de hacer tareas. 

¡Nos vamos al coliseo, nakamas!

Después de haber terminado la historia principal, el Modo Coliseo nos espera con los brazos abiertos. En esta ocasión, la historia comienza con Luffy, el resto de nakamas y Trfalgar Law llegando al torneo organizado por Doflamingo. Aunque desde un primer momento se huelen que todo es una trampa, Luffy no puede evitar lanzarse al ruedo y pelear contra todo lo que le echen.

En esta ocasión, el Modo Coliseo se divide en varias pruebas que hay que superar para lograr ascender en la clasificación general. Estas pruebas van desde un simple duelo hasta el denominado Encuentro Especial (si lo superas tienes más probabilidades de ascender de categoría).

Para vencer en cada prueba tenemos un extenso plantel de personajes que se van desbloqueando a medida que realizamos distintas tareas como, por ejemplo, participar en cinco revueltas (pelear contra varios enemigos al mismo tiempo), realizar un cierto número de contraataques, etc. Eso supone que tenemos que si queremos controlar a nuestro personaje favorito y este está bloqueado nos toca hacer todas las pruebas que nos piden.

El Modo Coliseo aporta frescura al desarrollo del juego, ya que la trama, que incorpora personajes de las últimas sagas de la serie, es de lo más interesante. Se agradece que hayan metido esta modalidad. Lamentablemente, la duración del coliseo es mucho menor que la de la historia principal (la trama inicial dura unas 7 horas aproximadamente). 

Un apartado visual lleno de color

Gráficamente, One Piece: Unlimited World Red destaca por sus colores vivos, el cel-shading y las animaciones de cada uno de los personajes. Todos tienen el mismo encanto que en la obra original de Oda. Un ejemplo de ello son los looks de Franky, quien no duda en cambiarse el peinado en mitad de una pelea para estar todavía más 'cool' y arrebatador. Todas estas pequeñas cosas se producen con una fluidez pasmosa. Desgraciadamente, esta fluidez no se puede aplicar en los escenarios, que son algo pobres y sosos. Además, tenemos diversos errores gráficos como el popping en el caso de los enemigos, quienes aparecen de la nada en el momento en que nos presentamos en alguna de las zonas del escenario.

En cuanto al apartado sonoro, el doblaje del juego está íntegramente en japonés, por lo que los fans más acérrimos de la serie se sentirán como si estuvieran participando en una película o en una OVA de la franquicia (no os preocupéis, que tanto los menús como los textos están en perfecto castellano). Las melodías, por otra parte, son muy parecidas a la banda sonora del anime e incorpora nuevos temas que encajan a la perfección en cada momento de la historia. Eso sí, la música de Transtown puede llegar a ser algo repetitiva después de llevar un buen rato paseando por la ciudad.


One Piece: Unlimited World Red se pone a la venta hoy, 27 de junio, en Nintendo 3DS, Wii U, PlayStation 3 y PlayStation Vita. El juego posee el mismo desarrollo en todos las plataformas. En el caso de PlayStation 3 hay que destacar, por último, el modo multijugador de hasta dos juegadores a nivel local. Así, entre dos amigos se puede pasar más rápido cada uno de los episodios de la historia y participar en el Modo Coliseo muy bien acompañado.

Si sois seguidores de Luffy y sus nakamas y queréis pasar con ellos un agradable verano, no dudéis en izad vuestras banderas y partir junto a ellos. El resto de jugadores se encontrará bastante perdido al no contarse gran cosande la historia y de los personajes, lo que puede echarles para atrás.

Valoración

Los fans de la obra de Eiichiro Oda tienen una historia inédita llena de acción y de momentos de exploración al más puro estilo rol.

Hobby

80

Muy bueno

Lo mejor

Los gráficos son muy coloridos y las animaciones están bien conseguidas. El Modo Coliseo.

Lo peor

Los escenarios son bastante sosos y la historia no despega hasta los últimos capítulos. El popping.

Lecturas recomendadas