Mother Russia Bleeds
Análisis

Mother Russia Bleeds - Análisis de la versión para PC

Por Lazaro Fernandez
-

Versión comentada: PC

Al fin tenemos en nuestras manos una de las joyas indie y retro más preciadas de los últimos años. Los franceses Le Cartel firman un beat'em-up irreverente, sórdido y ultra-violento con todos los ingredientes que hicieron grande al género en los salones recreativos desde la aparición de Renegade. Te contamos si está a la altura de los más famosos "yo contra el barrio" de la historia.

Al fin, después de más de tres años de desarrollo y tras varios retrasos, con sus consiguientes apariciones en las ferias más importantes (hace más un año os mostramos nuestras primeras impresiones), tenemos entre manos Mother Russia Bleeds, un beat'em-up de la vieja escuela que llena un hueco que lleva años vacío; y lo llena con combos, sangre, palabras malsonantes y arte pixelado que harán las delicias entre los aficionados más veteranos.

En Mother Russia Bleeds podremos encarnar a uno de los cuatro personajes disponibles y embarcarnos en una cruzada suicida contra un cártel de una peculiar droga llamada Nekro, en mitad de una Rusia Soviética alternativa durante la decada de los 80. Tras ser encarcelado y ser administrado con dicha droga durante un mes, nuestros deseos de venganza nos llevarán a recorrer nada menos que ocho escenarios en busca de los culpables, acabando con todo tipo de enemigos de las formas más dolorosas imaginables.

MRB - Laboratorio
En uno de los primeros niveles escaparemos del laboratorio donde han experimentado con la droga Nekro.

Nuestros deseos de venganza... y el efecto de la droga Nekro, claro. Una de las bases de la jugabilidad de Mother Russia Bleeds es el uso constante de dicha droga, que podremos administrarnos para potenciar nuestros ataques de forma limitada o para rellenar una pequeña cantidad de nuestra energía. Contaremos con una jeringuilla con tres dosis, pero si acabamos con un enemigo drogado, podremos utilizar la jeringuilla para extraerle Nekro y rellenar nuestra reserva. Sin llegar a ser algo esencial, el uso de Nekro le da otro nivel de profunidad a su jugabilidad, aunque cuenta con elementos para atraer irremediablemente a cualquier aficionado a los beat'em-up.

Lo mejor de la vieja escuela

Los ocho escenarios de que consta el juego son, más que un plagio, un homenaje continuo al género que dio vida a Double Dragon, Renegade, Final Fight, TMNT... No faltarán las escenas a bordo y sobre el techo de un tren, el escenario del ático, las alcantarillas, la discoteca con sus porteros, la cárcel, el campamento arrasado de nuestros camaradas... Mother Russia Bleeds es un estereotipo jugable que encantará a cualquier aficionado a los beat'em-up y a los salones recreativos en general. Incluso encontraremos jefes al final de los niveles a los que habrá que vencer memorizando sus pautas de ataque y defensa o haciendo uso de elementos en el escenario... ¿recordáis los fosos de Double Dragon? La de veces que hemos lanzado a nuestros enemigos a una muerte segura, y la de veces que perdimos una vida intentándolo...

MRB - Cárcel
Todo buen beat'em-up que se precie tiene que contar con un nivel en una cárcel y Mother Russia Bleeds no iba a ser menos.

Como hemos dicho, tendremos cuatro personajes diferentes con unas características muy personales, que van desde el personaje más rápido y débil (en este caso, como casi siempre, el personaje femenino) hasta el más lento en sus movimientos pero mucho más poderoso que los demás. La gracia está en que podremos participar en partidas de cuatro jugadores, cada uno de ellos controlando a uno de los personajes.

El control es uno de los puntos fuertes del juego: junto a los botones de extracción de Nekro y administración de la misma (dos, uno para cada objetivo), contaremos con ataques de puño (que podrás cargar para hacer más daño), de patada, agarres, salto y finta, que puede continuarse con un ataque de puño o patada. También podremos correr (y atacar con más potencia), atacar a nuestros enemigos mientras están en el suelo (como en Renegade), agarrar y lanzar a los personajes mientras están en el aire y utilizar todo tipo de objetos y armas que encontremos durante nuestro periplo.

MRB - 4 jugadores
Hasta cuatro jugadores podrán participar de forma simultánea en una partida de Mother Russia Bleeds.

Tras varias horas de juego, se nos ha quedado un poco corto a la hora de combinar ataques y es indispensable el uso de todas las armas que nos encontremos para no aburrirnos de atacar del mismo modo durante la partida. Las patadas tiran directamente a los enemigos al suelo y la única manera de combinar es atacando primero con los puños. Podremos empezar un combo a puñetazos y terminarlo lanzando al enemigo (como en Final Fight), lanzando a distancia al oponente con una patada o elevándolo para completar el combo saltando, agarrando y lanzando al enemigo desde el aire.

Hemos dado con algún que otro juggle que da variedad a su desarrollo "machaca-botones" y el uso de armas de todo tipo hacen más ameno nuestro periplo, pero tras alguna que otra vida perdida de forma reiterada, hemos descubierto algunos ataques especialmente efectivos que le quitan dificultad al juego y lo hacen algo más repetitivo de lo deseable.

Los objetos utilizables en Mother Russia Bleeds van desde bates de béisbol (cuyo uso nos ha recordado irremediablemente a Double Dragon) hasta escopetas que, usadas convenientemente, pueden acabar con los enemigos de un solo disparo; pasando por granadas de mano, botellas que se rompen y pueden clavarse para provocar la muerte instantánea... ¡incluso podremos atacar con una acordeón! Las posibilidades son tan grandes como las escenas sórdidas y ultra-violentas que se producen con el uso de cada arma.

MRB - Tren
En algunos de los escenarios podremos utilizar incluso una motosierra para defendernos de los enemigos (bueno, y para desmembrarlos).

Violencia cuadradota

A pesar de su delicioso aspecto pixelado (suponemos que si eres menor de 25 años no te parecerá para tanto), la extrema violencia y las conversaciones y situaciones más sórdidas se suceden continuamente en el juego. Verás a tu personaje vomitar, defenderse a puñetazos contra pastores alemanes, acabar con enemigos clavándoles la pata de una silla, insultar (de forma bastante ocurrente, todo hay que decirlo) a sus enemigos... Y si te potencias con Nekro, los efectos son más devastadores aún.

Si haces uso de una dosis de Nekro potenciarás cualquiera de tus ataques: los puñetazos tumban a varios personajes de golpe, al golpear a un enemigo en el suelo acabarás esparciendo sus sesos y si agarras a un oponente acabarás con él directamente a través de un Fatality. Eso sí, tendrás que administrar bien tus dosis porque el efecto no dura demasiado.

MRB - Textos
Aunque esta captura está en inglés, el juego está traducido a un perfecto castellano repleto de expresiones y palabras malsonantes.

Como hemos mencionado, el modo historia cuenta con ocho capítulos que podremos revisitar para aumentar nuestra puntuación o para completarlos en el menor tiempo posible y luchar por una posición en el ranking mundial, pero no es la único forma de jugar a Mother Russia Bleeds. También podrás participar en partidas de supervivencia hasta en nueve escenarios diferentes que pondrán a prueba tu habilidad con diferentes oleadas de enemigos.

Si consigues pasar de la décima oleada en el modo supervivencia, empezarás a ganar nuevos tipos de Nekro que podrás utilizar después en cualquiera de los modos y que te darán una mayor velocidad de extracción, más fuerza... Junto al Nekro normal hay nada menos que otros diez tipos diferentes.

Como se puede comprobar en las pantallas, el pixel predomina en Mother Russia Bleeds, pero no ha impedido a Le Cartel incluir algún que otro efecto gráfico para darle mayor belleza a su apartado gráfico. Algunos de los ataques más bruscos han sido adornados con unos efectos de desenfoque de movimiento que le vienen al pelo y, si lo deseamos, podremos activar en cualquier momento un efecto visual que nos hará creer que jugamos en un viejo tubo de rayos catódicos.

MRB - Bulevar
El desenfoque de movimiento y los efectos de luz contrastan de un modo espectacular con el "pixel art" de sus gráficos.

Su banda sonora dinámica, compuesta en gran parte por melodías electrónicas, encaja a la perfección con cada uno de los decadentes escenarios del juego y sus efectos sonoros están a la par que sus gráficos: anclados en el pasado, tal y como nos gustan a los amantes de los grandes clásicos y los videojuegos retro.

Valoración

Mother Russia Bleeds es la recreativa que todos habríamos querido jugar con doce o trece años en los salones... aunque solo fuera por la sangre, las palabras malsonantes y la violencia extrema. Dejando de lado el aspecto sórdido (y vaticinamos que polémico) del título de Le Cartel, nos encontramos ante un divertidísimo arcade para hasta cuatro jugadores que nos recuerda a los grandes del género beat'em-up, pero con una mayor profundidad jugable y mayores posibilidades. 

No es excesivamente largo (unos 15-20 minutos cada capítulo) y es probable que encuentres, al menos en Steam, títulos similares como Double Dragon Neon o la colección de los Dungeons & Dragons de Capcom, pero su peculiar (y violenta) puesta en escena, su reducido precio (en Steam se vende por 14,99€) y el hecho de pertenecer a un género que lleva años sin apenas novedades hacen a Mother Russia Bleeds una compra obligada para todos los nostálgicos de los salones recreativos.

MRB - Cloacas
El nivel de violencia de Mother Russia Bleeds es algo desmedido; podremos atacar hasta a cerdos (radiactivos, eso sí).

Y aunque a estas alturas ya no sea tan relevante, ni para lo bueno ni para lo malo, no olvidéis que el juego está repleto de violencia gratuita, palabras malsonantes, gore "ligero" y algún que otro comportamiento o situación políticamente MUY incorrecto. ¡No digáis que no os avisamos!

Valoración

No se nos ocurre una mejor manera de volver a visitar un género y un estilo visual que no veíamos desde la desaparición de los salones recreativos. Mother Russia Bleeds es rápido, variado, aporta novedades como el uso del Nekro y es perfecto para disfrutar en compañía de tres amigos. Evítalo si eres sensible a la violencia o a los píxels "gordos".

Hobby

78

Bueno

Lo mejor

Su aspecto retro y pixelado, su irreverente argumento y desarrollo y las novedades introducidas en un género ya "anciano" como el uso del Nekro.

Lo peor

No es para todos los públicos. Se echan de menos más posibilidades a la hora de combinar ataques; es algo aburrido para completarlo de una tacada.

Lecturas recomendadas