Análisis

Zelda: Twilight Princess HD - Análisis

Por Roberto J. R. Anderson
-

The Legend of Zelda: Twilight Princess HD sigue los pasos de The Wind Waker HD, y nos presenta una remasterización para Wii U de uno de los grandes juegos de la saga. En este caso hablamos de la entrega que apareció originalmente para GameCube y la antigua Wii en 2006.

Tras la buena acogida de The Wind Waker HD hace ya dos años y medio, ahora llega el turno de otro gran Zelda, también cuando se cumple una década de su lanzamiento original. Por lo tanto, con esta remasterización ya tenemos en Wii U los dos Zelda originales de GameCube adaptados a la alta definición.

Heredero de Ocarina of Time

Tras marcar un antes y un después con Ocarina of Time, Nintendo quiso seguir experimentando y buscando fórmulas rompedoras con las dos siguientes entregas de sobremesa, Majora's Mask y The Wind Waker. Con Twilight Princess, sin embargo, y aunque también incluía elementos muy novedosos como la transformación en lobo, la compañía quiso mirar un poco atrás y recuperar lo que hizo grande a aquel inolvidable Ocarina of Time.

Twilight Princess contrastó con la estética cartoon de The Wind Waker, y nos presentó todo lo contrario: un Link adulto en un mundo oscuro y tenebroso, con una historia narrada en un tono más serio e inquietante. El nuevo villano, Zant, había usurpado el trono del Reino del Crepúsculo y posteriormente invadió Hyrule, trayendo el dominio de las sombras al mundo de la luz y sembrando el caos y la oscuridad.

Ciertamente, la estructura de Twilight Princess recuerda mucho a la de Ocarina of Time, y el juego se desarrolla en un mundo muy similar (podría decirse que el mismo, tras haber evolucionado por el paso del tiempo). Muchas de las localizaciones del mítico juego de N64 están también presentes, aunque por supuesto en Twilight Princess se rediseñaron y son más amplias y diferentes: el Castillo de Hyrule, el Lago de Hylia y la Montaña de la Muerte son algunas de ellas.

La transformación en lobo

Pero Twilight Princess también tenía sus buenas novedades que ofrecer, como os decíamos antes: la transformación de Link en lobo fue la más destacada. Por motivos argumentales, nuestro protagonista adoptaba esta forma en ciertas partes de la aventura, y a partir de cierto momento podíamos cambiar a voluntad entre bestia y humano siempre que quisiéramos. Sin duda fue el mayor soplo de aire fresco de esta entrega, y el elemento que logró diferenciarla y darle personalidad propia.

Dicha transformación cuajó muy bien en la aventura, y sigue funcionando en esta remasterización. En forma de lobo las cosas son muy diferentes: no podemos usar el equipamiento clásico de Link (espada, escudo, arco, etc.), pero sí aprovechar ciertos poderes que son imposibles como humano (o como hyliano, mejor dicho). En forma de lobo, Link es capaz de escarbar los suelos en busca de tesoros y caminos escondidos, de percibir elementos ocultos gracias a su sentido animal, de atacar a los enemigos con sus dientes y garras, e incluso de comunicarse con otros animales.

Original de GameCube

En su momento, Twilight Princess fue diseñado para GameCube, pero los retrasos que sufrió provocaron que no estuviese listo hasta que ya iba a lanzarse la próxima consola de Nintendo: Wii. Con GameCube ya prácticamente muerta y Nintendo poniendo todas sus esperanzas en Wii (consola que acabaría superando todas las expectativas en ventas), la compañía decidió lanzar el juego simultáneamente en ambas consolas. En GameCube salió el juego como había sido concebido, con un control tradicional como el de anteriores entregas, mientras que para Wii (en la que fue juego de lanzamiento) se adaptó al control por movimiento que ofrecía la consola.

Esta versión HD se basa en la de GameCube, lo cual sin duda nos parece más acertado. Aunque en aquel momento la edición de Wii tuvo su encanto por tratarse del primer contacto con la tecnología por movimiento del wiimote, a día de hoy si echamos la vista atrás es innegable que era una adaptación forzada de un juego que no fue creado para ser jugado de esa manera. Un experimento, al fin y al cabo, que a veces podía salir bien y otras no tanto: funcionó de maravilla con las adaptaciones para Wii de otros juegos originales de GameCube (los dos primeros Metroid Prime incluidos en el recopilatorio Trilogy y las versiones New Play Control de los Pikmin), pero los resultados fueron horrorosos con Mario Power Tennis y muchas adaptaciones de juegos de PS2.

En el caso de Zelda: Twilight Princess, en Wii tenía un control bastante decente pero no llegaba a ser tan intuitivo y placentero como en GameCube. Tenía gracia empuñar nuestro wiimote como si fuese la espada de Link por primera vez y moverlo para asestar golpes, pero en este sentido el juego presentaba una jugabilidad muy rudimentaria que fue ampliamente superada cuando al fin salió un Zelda diseñado con el control de Wii en mente: el excelente Skyward Sword, que además aprovechaba la tecnología MotionPlus.

Además, la versión para Wii de Twilight Princess tuvo que emplear un recurso un poco "cutre". Link era zurdo en la versión original de GameCube, pero Nintendo lo hizo diestro en Wii pensando en que los jugadores iban a agarrar el wiimote con la mano derecha. Para llevar a cabo tal cambio, Nintendo le dio la vuelta al juego entero, y en Wii todos los escenarios y elementos están al revés, como si fuese un espejo.

Link es zurdo

Esta edición HD para Wii U se desmarca de todo eso, y en él controlamos a un Link zurdo en unos escenarios orientados como se diseñaron originalmente en GameCube (aunque ahora se ven mucho mejor, claro). El control es tradicional, y podemos escoger entre el GamePad y el Mando Pro.

13. TWILIGHT PRINCESS HD

Por lo tanto, el wiimote y su control por movimiento no son compatibles con esta edición; nosotros no lo echamos en falta, porque sabemos que si se hubiese integrado sería en las anticuadas condiciones que presentó en la antigua Wii (para implementar una jugabilidad como la de Skyward Sword habría que cambiar el juego entero), aunque no hubiera estado mal dar también esta opción para quienes quisieran rememorar la jugabilidad de Wii. Eso sí, el control por movimiento no está del todo ausente: es posible usar el giroscopio del GamePad para apuntar con el arco y la zarpa con sólo moverlo, de manera similar a lo que ofrecen las versiones de Ocarina of Time y Majora's Mask para 3DS.

Si jugáis con el GamePad, podéis acceder fácilmente en su pantalla al inventario y al mapa, entre otras útiles opciones. Por el contrario, si os resulta más cómodo usar el Mando Pro visualizaréis igualmente dicha información en la televisión. Además, tampoco podía faltar la opción de Off-TV en el GamePad, que funciona igual de bien que en The Wind Waker HD.

En alta definición

En cualquier caso, está claro que la mayor aportación de esta edición para Wii U es su mejora visual. Al igual que con The Wind Waker HD, el cambio va mucho más allá de la mayor resolución que permite la alta definición. No sólo vais a ver las cosas con mayor nitidez y con nuevas texturas, sino que ahora los colores son mucho más intensos y todo transmite mayor vida.

Destaca especialmente el nuevo sistema de iluminación, gracias al cual ahora se ve todo mucho más claro. Hay que reconocer que el juego original a veces se pasaba de oscuro en sus tonalidades, pero esta versión consigue dar más tregua a nuestros ojos sin renunciar por ello a la estética tenebrosa de la aventura.

Más mejoras

Además de las novedades que ya hemos comentado (gráficos en alta definición y otras mejoras visuales, visualización de diversos elementos en la pantalla del GamePad y opción de Off-TV), esta versión HD incluye otros añadidos que contribuyen a que la experiencia de juego sea más satisfactoria.

En el juego original había una tarea que se hacía excesivamente pesada: la de recoger rocío de luz en cada región para acabar con la oscuridad que las consumía. Ahora sólo hay que encontrar y eliminar a 12 insectos en cada región para completar con éxito esta misión, en lugar de los 16 del original. También se ha incrementado el número de rupias que podemos llevar encima, y hay un nuevo objeto llamado candil espectral con el que podemos encontrar más fácilmente las almas de espectro.

Además, hay un nuevo Modo Héroe para los más valientes, una opción recurrente en los últimos juegos de la saga. Si aceptáis ese desafío, los enemigos os harán el doble de daño y ni siquiera encontraréis corazones para recuperaros. Y por otra parte, se han introducido nuevos sellos para acompañar las publicaciones en Miiverse (una característica habitual en juegos de Wii U), los cuales encontraréis en cofres repartidos por todo el mundo del juego.

Las figuras amiibo

Y por supuesto, también está la compatibilidad con las figuras amiibo. El lanzamiento de Zelda: Twilight Princess HD viene acompañado de una nueva figura de Link Lobo (la cual se vende tanto en pack con el juego como por separado), y que nos da acceso a la Cueva de las Sombras, un nuevo reto en el que nos enfrentamos a hordas de enemigos en forma de lobo.

Además, Nintendo ha confirmado que esta nueva figura amiibo también será compatible con el nuevo Zelda que hay en desarrollo para Wii U, y mediante ella se podrán transferir ciertos datos de este Twilight Princess HD, aunque de momento no se conoce más información al respecto.

Los otros amiibo ya disponibles de personajes de la saga Zelda también son compatibles y nos otorgan ciertos beneficios en plena partida con sólo acercarlos al GamePad. Las figuras de Link y Toon Link nos reabastecen de flechas "por la cara", mientras que las de Zelda y Sheik hacen lo propio con nuestros corazones. Eso sí, aunque esto pueda parecer una gran ayuda hay que tener en cuenta que sólo podemos usar cada figura una vez al día, así que hay que ser cauteloso con la ventaja que ofrecen.

El amiibo de Ganondorf, por su parte, tiene un efecto muy diferente: en vez de ayudarnos, nos invita a un desafío más difícil. Y es que, al escanear dicha figura, recibimos el doble de daño de lo normal. Además, si estamos jugando en el Modo Héroe y usamos este amiibo, el daño recibido se multiplica por cuatro. ¿Os apetece probar?

Conclusiones

The Legend of Zelda: Twilight Princess HD es una muy buena remasterización de un gran juego. Quienes nunca lo jugaron en su día tienen la ocasión de descubrir un juegazo largo, divertido y que rebosa calidad, y los que quieran rememorarlo se encontrarán con una versión gráficamente más atractiva que además incorpora muchos nuevos detalles para redondear la experiencia de juego.

Valoración

Mientras esperamos a que el nuevo Zelda para Wii U llegue en algún momento de este año, esta estupenda remasterización del gran Twilight Princess sirve como un preámbulo de lujo. Si no lo jugasteis en su día, esta vez no tenéis excusa.

Hobby

91

Excelente

Lo mejor

Un juegazo a la altura de la saga, ahora con mejores gráficos y otras mejoras. Larga vida al lobo.

Lo peor

No deja de ser el mismo juego de hace diez años, aunque ahora se vea mejor.

Lecturas recomendadas