Elon Musk niega los rumores que dicen que prepara secretamente un Apocalipsis Zombie

Elon Musk

Elon Musk, además de ser un inventor, inversor y empresario, cofundador de PayPayl, Tesla, SpaceX, Hyperloop, SolarCity, The Boring Company y OpenAI, además de la 21ª persona más poderosa del mundo por la revista Forbes, es también el Nostradamus del Siglo XXI. Tiene una interesante teoría sobre el fin de la humanidad la cual llegará con el avance de la Inteligencia Artificial (IA) y ahora podría ser el precursor de un Apocalipsis Zombie.

Musk ha sido acusado de esperar sacar provecho de tal escenario ya que su empresa, The Boring Company, está realizando pre-pedidos del primer lanzallamas comercialmente disponible.

Al parecer hay buenas razones para creer que Musk podría beneficiarse sustancialmente, a pesar de ser ya uno de los más ricos del mundo, de un Apocalipsis Zombie. Actualmente trabaja en automóviles eléctricos como el Tesla Roadster, cuyo tiempo de vida es mucho mayor que el de los coches tradicionales y en caso de vivir en un mundo con legiones de muertos vivientes es la mejor opción como vehículo. Además, si consigue establecer una colonia en Marte, algo en lo que lleva trabajando intensamente desde hace tiempo, podría comercializar los viajes espaciales e incrementar su fortuna vendiendo billetes para escapar de la Tierra.

La Inteligencia Artificial será la causa de la III Guerra Mundial, según Elon Musk

Elon Musk ha negado oficialmente estos rumores que le convierten en un supervillano. En su cuenta de Twitter señaló la inverosimilitud de tal plan, alegando que no hay forma de que él pudiera construir una fábrica lo suficientemente grande como para crear suficientes zombis como para constituir un "apocalipsis".

 

 

Parece poco probable que Elon Musk se convierta en el peor villano del mundo por hacerse millonario, que ya lo es. Además, pese a ser una figura controvertida y algo agorera, nunca ha mostrado ningún síntoma que provoque poner en peligro la sociedad tal y como la conocemos. También parece improbable dado que su agenda está demasiado apretada, tiene que probar el nuevo cohete Falcon Heavy de SpaceX y grabar la segunda temporada de Marte, la serie de National Geographic.

 

Lecturas recomendadas