La temporada 8 de Juego de Tronos podría retrasarse

Juego de Tronos

HBO sigue jugando al despiste con respecto a la fecha de estreno del final más esperado de una de sus series, Juego de tronos. Si hace unos meses, el director de programación de la cadena aseguraba que la temporada 8 llegaría durante el primer tercio de 2019, las declaraciones del supervisor de efectos visuales nos hacen temer lo contrario. 

Tal como ha confesado Joe Bauer en una entrevista con The Huffington Post, la octava temporada de Juego de tronos no se estrenará hasta finales de mayo, principios de junio de 2019, lo que supone entrar en el segundo tercio del año en vez de en el primero como se había planeado en un primer momento. 

Las tazas más originales de Juego de Tronos

"Vamos a estar trabajando muy duro en la temporada 8 hasta principios de mayo del 2019, con unos ocho, nueve meses vista. Pero la precuela se va a empezar a rodar en febrero, aunque sea solo el piloto. Pero nosotros tendremos todavía mucho trabajo por hacer en la temporada final cuando ellos empiecen el rodaje", explicaba Bauer. 

Esto podría suponer un problema para HBO ya que podría no entrar con Juego de tronos dentro de las nominaciones de los Emmy de 2019 perdiendo una oportunidad única para lucirse en la gala de premios que tantas alegrías le ha dado en ediciones anteriores. Según las normas de la Academia de Televisión estadounidense, para poder ser considerado en las nominaciones las series han tenido que ser emitidas entre el 1 de junio de 2018 y el 31 de mayo de 2019, no obstante, tal como le ha confesado a la propia web, los académicos podrían hacer excepciones con capítulos sueltos que se hayan estrenado fuera de ese rango de fechas.