Reportaje

Adaptaciones de videojuegos al cine que se la pegaron en taquilla

Por Raquel Hernández Luján
Adaptaciones de videojuegos al cine que se le pegaron estrepitosamente en taquilla y un puñado que ha conseguido su propósito de lanzar un franquicia exitosa.

¿Existe la maldición de las películas basadas en videojuegos? Evidentemente no, pero lo que sí es cierto es que no es nada sencillo adaptar su lenguaje al del cine, en el que se pierde la interactividad y las narrativas necesitan un tempo interno bien distinto.

Esta semana hemos querido rescatar algunos de los títulos más decepcionantes: películas que intentaron iniciar un universo cinematográfico en base a videojuegos que se la pegaron rotundamente en taquilla dejando esos planes iniciales en agua de borrajas.

Ojo, que también ha habido personajes que sí han logrado encandilar al público... No miramos a nadie pero... sí, estamos pensando en ti, Milla Jovovich, y no solo en tu franquicia Resident Evil, que es una de las grandes excepciones en esta ecuación sino también en la próxima Monster Hunter.

Ya sea con el auxilio de la técnica en películas como Warcraft o con la búsqueda de un tomo más autoral, como fue el caso de Assassin's Creed, lo cierto es que tenemos varios ejemplos bastante recientes de franquicias basadas en videojuegos que no terminaron de cuajar. Sobre ellas y muchas más, podéis leer en nuestro especial Del juego al cine.

El lado positivo nos lo trae a toda velocidad el erizo azul de Sonic, que ha cautivado a público y crítica con una aventura familiar cuya secuela debe estar ya en proceso, a juzgar por el suculento avance de su escena postcréditos.

En fin, en lo que se refiere a las películas basadas en videojuegos tenemos una de cal y otra de arena pero, sobre todo, muchos proyectos en el horizonte con la voluntad de que terminen siendo más los casos de éxito que de fracaso. ¿Cuál es la adaptación videojueguil que esperáis con más ganas? ¿Y la que peor espina os da?

Y además