R2-KT
Reportaje

Star Wars: La emotiva historia de R2-KT, la droide astromecánica rosa

Por Javier Cazallas

R2-KT es un droide astromecánico muy especial dentro del imaginario de Star Wars. Tan especial que tuvo su origen fuera de él.

Ha llovido mucho desde que, en 1977, cuando George Lucas estrenó Star Wars episodio IV: Una nueva esperanza, quedase sembrada una semilla que no tardó en germinar y convertirse en un fenómeno de la cultura pop de lo más especial, con millones de fans a lo largo y ancho del globo que viven con pasión su amor por Star Wars y absolutamente todo lo que les rodea, aunque a veces discrepen entre ellos en películas como Star Wars episodio VIII: Los últimos Jedi.

Star Wars ha dejado a su vez una cantidad impresionante de personajes que muchos podemos reconocer al instante con solo escucharlos y verlos fugazmente. Villanos carismáticos como Darth Vader que se cuentan entre los villanos más icónicos del séptimo arte, sinvergüenzas que generaron toda una oleada de personajes descarados a la par que entrañables como Han Solo o princesas que no necesitan que nadie las salve porque se bastan ellas solitas para rescatar a sus rescatadores como la princesa Leia..

Conviértete en el Señor de los Droides con este Set de LEGO Star Wars con 3 droides controlados vía app

Pero hoy, en Hobbyconsolas, no vamos a hablar de un personaje de Star Wars nacido en la pantalla o en las páginas de un libro, sino en el mundo real. Hoy, conocemos a R2-KT, la droide rosa con el corazón de oro.

Un nacimiento doloroso

A primera vista, no dudaríamos en decir que R2-KT es un R2-D2 rosa y punto, y francamente, estaríamos en lo cierto. Pero vamos a remontarnos al pasado. En el año 2004, Katie Johnson, una niña de 7 años, fue diagnosticada de cáncer cerebral. Katie era la hija de Albin Johnson, uno de los fundadores del club internacional de costuming Legión 501 (501st Legion), quien ya estaba muy implicado en las labores solidarias con la comunidad a través del club y que no tardó en recibir multitud de muestras de apoyo y recogidas de fondos para tratar de hacer la vida de Katie más fácil. El propio George Lucas llegó a grabar un vídeo para la pequeña fan.

Uno de los deseos de Katie Johnson era tener un R2 para que cuidase de ella del mismo modo que R2-D2 cuidó de Padmé Amidala en Star Wars episodio II: El ataque de los Clones. A través del club de constructores de droides R2 Builders, Jerry Greene se hizo eco de la historia que golpeaba a la familia Johnson, y a través de los miembros del club de constructores de droides, reunieron todas las piezas necesarias para construir en pocos meses un droide completamente funcional y operativo que pintaron de rosa y bautizaron como R2-KT, cuyas segundas siglas se leen en inglés como Katie, en honor a la pequeña.

R2-KT
Katie Johnson y R2-KT en julio de 2005.

R2-KT acompañó a Katie Johnson durante el resto de su vida, cumpliendo la promesa de cuidar de ella. Como hemos dicho, el nacimiento de R2-KT fue doloroso, pero desde entonces hizo que valiera la pena.

Un símbolo de solidaridad

Lejos de dejarse llevar por la pérdida de su hija, algo que obviamente destrozó a Albin Johnson, decidió que el droide que habían creado con su nombre podía ser mucho más, y que el legado que dejaría honraría a su hija. Desde entonces, R2-KT se ha convertido en un símbolo a la hora de concienciar de las enfermedades infantiles, especialmente del cáncer, y realiza frecuentes visitas a hospitales de todo el mundo para ayudar a los más pequeños a evadirse de las plantas de pediatría, en sentido figurado, y llevar el amor por Star Wars y la esperanza a muchos de ellos.

Las campañas de recaudación de fondos en las que ha participado R2-KT han conseguido cientos de miles de dólares en Estados Unidos, todos ellos destinados a causas solidarias a través de fundaciones como Make a Wish. Naturalmente, la iniciativa de Albin Johnson motivó a muchas personas del mundo a seguir su estela, algo que ya consiguió con su club de costuming, la Legión 501.

El programa AmbassaDroid

A través de la web oficial de R2-KT, Albin Johnson dio forma al programa AmbassaDroid. Muchas personas de todo el mundo querían hacerse eco de la solidaridad de esta entrañable droide rosa con el corazón de oro, pero R2-KT solamente podía estar en un sitio al mismo tiempo, y los viajes internacionales se convertían en ocasiones en desembolsos costosos para todos los implicados. Con el programa AmbassaDroid, nuevas unidades gemelas de R2-KT fueron naciendo en diferentes países.

Star Wars

Actualmente existen 9 unidades R2-KT en todo el mundo, incluyendo la original que, naturalmente, sigue estando en poder de Albin Johnson. Las demás se encuentran repartidas en Reino Unido (2 droides), Francia, Holanda, Suiza, Puerto Rico, México y, si amigos, España. Nuestro país cuenta con una adorable R2-KT que podéis seguir a través de la página The Pink Force y que ha visitado numerosos hospitales a nivel nacional así como asistido a eventos locales junto a la 501st Legion - Spanish Garrison, la Rebel Legion - Spanish Base y Mandalorian Mercs - Dxun Wraithguard Clan, las divisiones locales de los principales clubes de costuming de Star Wars del planeta. Así que no dudéis en pasaros a verla si os encontráis cerca de algún evento al que asista esta representante de R2-KT.

Reconocimientos oficiales

Como hemos dicho varias veces a lo largo de este artículo, R2-KT se ha convertido en un símbolo dentro de la comunidad fan de Star Wars. Lucasfilm ha realizado numerosos gestos de cariño hacia la droide rosa, que ha llegado a aparecer primero en series animadas como The Clone Wars, donde aparece junto a R2-D2 en uno de los capítulos que narraban los conflictos de las Guerras Clon. Incluso la habréis podido manejar en LEGO Star Wars: El despertar de la Fuerza.

Star Wars

Pero sin duda su aparición más memorable ha sido la que tuvo en la propia película de Star Wars episodio VII: El despertar de la Fuerza, donde se puede ver a R2-KT en dos ocasiones deambulando por la base de la Resistencia. Algo que puede pasar desapercibido para muchos fans incluso, pero no para aquellos que saben lo que simboliza esta droide astromecánica tan especial. Tanto Hasbro como Mattel han sacado figuras de acción conmemorativas de R2-KT cuyos beneficios se han donado a causas solidarias a través del programa Star Wars: Force for Change patrocinado por Lucasfilm.

Star Wars

Ciertamente, R2-KT no es un "personaje más" de Star Wars, su historia, su trasfondo real y su simbolismo hacen de este droide astromecánico rosa con el corazón de oro algo mucho más grande. ¿Conocíais su historia? ¿Habéis visto a R2-KT en alguna de las producciones de Star Wars? Recordad que, si la veis en un evento de Star Wars, una causa solidaria estará de por medio, y eso siempre vale la pena.

Y además