Ir al contenido principal
Sombra y hueso
Análisis

Crítica de Sombra y hueso, una serie young adult de fantasía épica

Crítica de Sombra y hueso (Shadow and Bone), una serie young adult de fantasía épica que adapta las novelas de Leigh Bardugo y puedes disfrutar en Netflix desde el 23 de abril de 2021.

Aventuras, misterio, fantasía, magia, romance... Sombra y hueso es una nueva serie original de Netflix creada por Eric Heisserer (guionista de películas como Nunca apagues la luz, La llegada, A ciegas o Extinción).

Está basada en la famosa trilogía de novelas juveniles de género young adult de Leigh Bardugo conocida como Grishaverse que consta de tres volúmenes: "Sombra y hueso", "Asedio y tormenta" y "Ruina y ascenso" así como en la dilogía compuesta por "Seis de cuervos" y "Reino de ladrones", del mismo universo.

Viene por tanto respaldada por cierta vocación de continuidad y como una de las apuestas más ambiciosas de la plataforma, en la que ha tirado la casa por la ventana en todo lo relativo al diseño de producción.

Esta serie fantástica se desarrolla en un universo ficcional muy rico y con sus propias claves narrativas. De hecho, aunque va introduciendo los elementos en la trama de forma paulatina, no está de más que le echéis un ojo a la guía para facilitar el visionado de Sombra y hueso que hemos preparado para ayudaros a tener una idea clara de la geografía y controlar el vocabulario propio de la saga.

La sinopsis de Sombra y hueso nos pone sobre aviso sobre lo que vamos a ver: nos situamos en un mundo devastado por la guerra y amenazado por el Nocéano (también conocido como la Sombra), un lugar oscuro lleno de monstruos que se ha convertido en una frontera difícil de franquear.

La esperanza parece resurgir cuando la cartógrafa Alina Starkov, una joven mestiza y huérfana que se ha criado en un orfanato, descubre un poder extraordinario que podría ser la clave para salvar a su país.

Entrenando como parte de un ejército de élite de soldados mágicos conocidos como Grisha, al mando del general Kirigan, Alina lucha por perfeccionar sus poderes. Pero mientras entrena, la joven descubre que aliados y enemigos pueden ser lo mismo en este mundo en el que nada es lo que parece, por lo que tendrá que ser muy perspicaz para utilizar sus poderes de la forma más responsable posible.

Prepárate para un viaje vibrante

Hay que subrayar que Sombra y hueso es una magnífica adaptación de la primera novela: no solo por el hecho de ser fiel a la misma sino por haber conseguido capturar su espíritu. Esto se pone de manifiesto desde el propio casting, ya que el fichaje de Ben Barnes (el príncipe Caspian en Las crónicas de Narnia) para el papel del general Kirigan se venía gestando desde hace mucho tiempo: ha sido como hacer realidad un sueño de los fans.

Por lo demás, el reparto de Sombra y hueso conjuga caras conocidas con otras que saltan a la pantalla por primera vez, irradiando frescura. Está encabezado por los actores Jessie Mei Li (Última noche en el Soho), Freddy Carter (Pennyworth), Zoë Wanamaker (Britannia), Archie Renaux (Morbius), Kit Young (National Theatre Live: Sueño de una noche de verano) y Amita Suman, quien debuta en esta serie.

La saga literaria, muy rica y sustanciosa, ha sido comparada con otras del calado de "Los Juegos del Hambre", "Harry Potter", "Divergente" o "Cazadores de sombras", pero en este caso la pecularidad tiene que ver no solo con todo ese caldo de cultivo del mundo de la fantasía sino también por ubicar la acción en una región asimilable a la Rusia zarista, de la que tanto la narrativa como la estética toma prestados muchísimos elementos: desde la militarización de la indumentaria hasta los decorados pasando por la escritura cirílica o numerosos aspectos de la puesta en escena. 

No hay elemento que no esté cuidado hasta el más mínimo detalle siendo especialmente rico el vestuario, la fotografía y los efectos especiales, introducidos con la misma naturalidad que las pequeñas pinceladas de humor. Proliferan asimismo las reflexiones sobre la fe, las contiendas políticas y los intereses cruzados.

Por todo lo anterior, a lo que sumamos el arrojo, la valentía y la sabiduría a la hora de ir entreverando en la trama aspectos como la diversidad, la naturalización de la discapacidad, el ecologismo e incluso valores como la lealtad y la amistad, estamos ante una de las mejores series de cuantas han llegado en los últimos meses a Netflix. Los ocho episodios que componen la primera temporada son altamente adictivos y nos dejan con un cliffhanger espectacular de cara a la segunda temporada. ¡Que no baje el nivel!

Valoración

Si te gusta la fantasía épica, Netflix te ofrece un baño inmersivo magnífico en Sombra y hueso. Es una traslación de la saga literaria muy acertada y con gran capacidad para enganchar a la audiencia.

Hobby

86

Muy bueno

Lo mejor

El diseño de producción es magnífico: no se ha reparado en gastos para poner en pie el universo ficcional de Leigh Bardugo y ¡engancha!

Lo peor

Es un mundo algo denso al principio con su propio vocabulario y sus propias reglas, así que te recomendamos nuestra guía para seguir Sombra y hueso.

Y además