Sony reconoce errores con Demon's Souls

Con la relativamente reciente salida de Dark Souls en todo el mundo, Sony no ha podido evitar echar la vista atrás y reconocer abiertamente su error a la hora de tratar la precuela espiritual del juego distribuido por Namco Bandai, Demon's Souls.

La distribución de Demon's Souls fuera de Japón fue un desastre, básicamente porque desde Sony se decidió no distribuirlo fuera del país nipón al no saber apreciar su calidad, una opinión malformada por diversos problemas técnicos y de comunicación entre el estudio de desarrollo y la editora durante la creación del título de From Software.

El resultado fue el que todos sabemos: para poder jugar a Demon's Souls había que echar mano de la importación, transformándose en un juego de culto y aclamado por muchos que le abrió los ojos a Sony, obligándola a reconocer su error de no haber apoyado al título de From Software como lo merecía, además de abrirle las puertas al éxito en forma de Dark Souls tres años después. Suerte que un año después de su salida en Japón aparecieron Atlus en Estados Unidos y Namco Bandai en Europa para distribuirlo, haciéndolo accesible de una vez por todas a cualquier jugón deseoso de morir una y otra vez en el mundo de fantasía que nos propone Demon's Souls.

¿Qué habría pasado si desde Sony hubiera visto a Demon's Souls con otros ojos? De momento 'sólo' nos queda conformarnos con el esta vez sí mundial y no exclusivo Dark Souls. ¿Se repetirá la historia tarde o temprano? Sin dudarlo podríamos afirmar que sí... ¿No creéis? ¿Hay algún juego que no ha traspasado la frontera oriental que os habría gustado jugar en condiciones?