SPOILER EEUU: Un villano clásico regresa a Spider-man

Con el cuarto número del trepamuros de Dan Slott, vemos cómo continúa la carrera de Otto Octavius contra el mal en Nueva York. Por desgracia para él, además de los poderes también ha heredado un gran y mortífero enemigo de su antecesor.

Superior Spider-man ya va por su cuarto número y por el momento no flojea ni en cuanto ritmo ni en cuanto a aceptación de los lectores. Los que estén siguiendo la colección ya estarán al tanto de que no todo son vino y rosas en la vida del nuevo "Spideropus". Pues, muy a su pesar, el Superior Spider-man aún tiene que aprender que ser el nombre de héroe se gana con sudor y lágrimas, y no se nace con él. Y de hecho, si hasta ahora creíais que lo había tenido demasiado fácil, pensadlo otra vez. Pero antes de seguir, cuidado que hay SPOILERS más adelante.

Y es que en la página final del último ejemplar editado en EEUU en el que Otto se enfrenta a una nueva generación de Buitres, se desvela el regreso de un villano, quien ha pasado un tiempo retirado de la Primera División de la Villanía. ¿Quién creéis que puede ser?

Siendo malos, si habéis visto la imagen de portada y aún no os lo oléis, sentimos deciros que vuestro sentido arácnido necesita pasar una revisión a la de ya. Casi tanto como nuestros conocimientos de Photoshop, por cierto. Porque el personaje que vuelve al universo arácnido se trata ni más ni menos que de....

Emoción, intriga, bombas calabaza en la barriga...

¡El Duende Verde! ¿Quién si no? Después de todo si habéis seguido de cerca las noticias de Spider-man, recordaréis que hace ya un tiempo, el guionista de la serie,  Dan Slott, sugirió que pretendía traer de vuelta a Norman Osborn. Algo que por otro es de lógica aplastante, teniendo en cuenta que no le vimos partirse la cara con Peter al final de Asedio y los fans demandaban su regreso a la serie regular en toda su verde gloria.

Ahora bien, ¿os imagináis las de posibilidades narrativas que este retorno supone? ¿Cómo creéis que se lo tomará Norman cuando descubra que Otto logró casi sin esfuerzo lo que él no pudo hacer en décadas, matar a Peter Parker? El autor de esta noticia desde luego que sí se lo imagina. Y no puede evitar sonreir  de oreja a oreja ante ello.