Reportaje

Avance de GRID 2 para PS3, 360 y PC

Por Rafael Aznar
-

En el mundo de las carreras, no basta con ser un manitas en el arte de girar el volante, accionar levas y darles zapatilla a los pedales del acelerador y el freno. También hace falta contar con el respaldo de un buen mecenas que confíe ciegamente en tu talento. Por suerte, en GRID 2, lo vamos a tener.

GRID 2 está dando ya la vuelta de calentamiento, camino de la parrilla de salida. La primera entrega se convirtió en una de las sorpresas de esta generación, lo cual no es de extrañar, pues Codemasters ha sido, probablemente, la compañía que más y mejores títulos de conducción ha producido en la presente generación de consolas. El primer GRID, tres títulos de Fórmula 1 (2010, 2011 y 2012) y la saga Dirt (1, 2, 3 y Showdown) dan cuenta del espectacular quehacer de la empresa británica en el género de la velocidad. El 31 de mayo, esta secuela intentará deslumbrar de nuevo con su combustible de consistencia arcade.

El título estará construido en torno a las World Series Racing, una especie de modo Carrera cuyas pruebas deberemos desbloquear poco a poco, gracias al mecenazgo de un millonetis llamado Patrick Callahan, que será el promotor del campeonato en cuestión. Empezaremos compitiendo en Estados Unidos, para luego dar el salto a Europa y Asia, a medida que ganemos fans y patrocinadores.

Rueda a rueda, a 300 km/h

En la versión que hemos probado, había tres tipos de eventos: carreras al uso con hasta doce coches en pista, eventos de eliminación (en los que, cada cierto tiempo, el piloto que va en última posición queda eliminado) y eventos de drifting (en los que el objetivo es acumular puntos a base de derrapes, según el ángulo, la dirección y la velocidad). También habrá eventos de adelantamiento y, probablemente, otros que aún desconocemos.

Muchos de los circuitos serán reales, como Indianápolis o el mítico A1 Ring de Austria (ahora conocido como Red Bull Ring), una pista que se ha prodigado poco en los juegos de carreras, salvo cuando aparecía en los títulos del Mundial de Fórmula 1, hasta su supresión en la temporada 2004. También habrá trazados “ficticios”, por las montañas de Japón o los bosques de California. Hay que destacar, especialmente, los circuitos urbanos, en ciudades como París, Chicago o Dubai. Dichas pistas no tendrán un recorrido prefijado, sino que éste se generará aleatoriamente a medida que avancemos, lo cual puede dar mucho juego, ya que no podremos memorizar el recorrido de antemano.

Los coches, por su parte, pertenecerán a fabricantes reales, como Ford, BMW, Honda, McLaren, Pagani, Bugatti o Koenigsegg. Cada vehículo tendrá un manejo diferente, en función de cinco parámetros: velocidad, aceleración, potencia, peso y tracción.

Arcade de velocidad, pero con toques de simulación

El control de GRID 2 tendrá un marcado tono arcade, de modo que los derrapes estarán a la orden del día, a poco que giremos con ímpetu el volante. Habrá cuatro cámaras disponibles: dos exteriores, una sobre el capó y otra en la que no se verá nada del vehículo. Sin embargo, habrá cierto componente de simulación, pues habrá que ser hábil en las frenadas y, además, existirá un sistema de daños. Si nos estampamos contra un muro a más de 200 km/h, se acabará la carrera. Del mismo modo, si chocamos contra los rivales, la carrocería se deteriorará y podremos sufrir un pinchazo, lo cual acabará con nuestras aspiraciones. Será ahí donde el aclamado motor gráfico EGO dé lo mejor de sí, así como en las carreras nocturnas, que serán un verdadero festival de efectos de iluminación.

Para evitar frustraciones, estará presente la función del “flash-back”, para poder rebobinar la acción y subsanar errores. De hecho, el primer GRID fue uno de los pioneros en introducir esta función, que está siempre presente en los títulos de Codemasters y que incluso han adoptado otras sagas, como Forza Motorsport.

Inyección de potencia online

El multijugador de GRID 2 será independiente del modo Carrera y apostará por el componente social, siguiendo el rebufo del sistema Autolog de Need for Speed. Así, además de las típicas competiciones, para hasta doce usuarios, el juego estará conectado con RaceNet, un sistema que pondrá en común con nuestros amigos los récords obtenidos en los diferentes eventos. Además, RaceNet nos invitará a participar en retos contra otros jugadores, sin necesidad de que estén conectados a Internet en ese momento. Para poner la guinda, podremos subir vídeos a YouTube, como ya sucedía en Dirt 3, y compartirlos en Facebook y Twitter.

Sabiendo el dominio que tiene Codemasters del género de la velocidad y que este año no va a tener mucha competencia, GRID 2 puede convertirse en el juego de carreras del año. El control responde de maravilla, así que, a poco que el modo Carrera y el multijugador acompañen en cuanto a profundidad de opciones, su motor tiene potencial para llevarle fácilmente al podio de 2013.

Lecturas recomendadas