Reportaje

Tortugas Ninja - La colección de figuras de Bandai

Por Benjamin Bruna
-

La colección de figuras articuladas de las Tortugas Ninjas, distribuida en nuestro país por Bandai con la licencia de Playmates, es sin lugar a dudas una de las colecciones que con mas cariño recuerdan todos los que pudieron jugar con ellas entre 1988 y 1997. El carisma de los personajes y las divertidas propuestas en sus accesorios, vehiculos y playsets hicieron que pasaran a la historia de las figuras de acción.

Colecciones como la de las Tortugas Ninja  o Teenage Mutant Ninja Turtles, si respetamos el nombre original, de Playmates son las culpables de que  todos los que fuimos niños en las décadas de los 80 y 90 miremos con nostalgia a aquellos años y nos portemos como niños grandes consiguiendo esas joyas que en su día se nos escaparon. No voy a aburrir a los lectores mas jóvenes con un monologo sobre “todo lo pasado fue mejor” o “nosotros si que jugábamos de verdad”, no es para nada mi intención. Pero lo que si es indiscutible es que esos años alumbraron un buen numero de licencias y colecciones que han llegado hasta nuestros días.

Muchas veces llegar en el momento justo tiene su recompensa, podría decirse en cierta manera que eso es lo que paso con Las Tortugas Ninja cuyo lanzamiento coincidió con el ocaso de otras grandes colecciones como son Star Wars y Master del Universo.  Pero no tuvo un camino fácil, le toco coincidir con uno de los huesos duros de roer, G.I. Joe. No solo compitió con la gran colección de Hasbro, otra mas vendidas de la historia, fue capaz de plantarle cara y rozarle los talones en cifras de ventas.

En estas circunstancias llego a España primera wave de figuras distribuida por Bandai, a la par que la serie de televisión. Leonardo, Michalangelo, Donatello, Raphael, Splinter, Shredder, April O'neal, Bepop, Rocksteady y un guerrero del Clan del Pie. Por supuesto, sobra decirlo, las estrellas eran las cuatro tortugas, que se agotaban rápidamente. Por otro lado figuras como April O'Neal o Shredder se quedaban en las estanterías de jugueterias y grandes almacenes viendo pasar el tiempo mientras que sufrian en silencio por el rechazo infantil al que estaban sometidas.

Tras devorar anuncios en tv y catálogos la adquisición de la primera figura figura era un momento de alegria que dejaria en pañales a cualquier Hype que podais imaginar hoy en dia.  Eso si, tras tenerlas en la mano llegaba el momento de las comparaciones, ese crudo momento en la que la expectativa se enfrenta a la realidad, y ves que la figura  tiene alguna que otra diferencia respecto a lo que habías visto en la serie de televisión.Tampoco es que fuera un tema de mucha importancia, y se pasaba rapidamente una vez que empezabas a jugar con la figura. Era mucho mas traumatico la perdida progresiva e irreparable de las piezas mas pequeñas que solian ser victimas mortales del aspirador de la casa.



Los diferencias en las figuras respecto a la tele eran la respuesta a una simple pregunta ¿Para que vender algo a un solo tipo de público cuando puedes vendérselo a dos? Eso debieron pensar en Playmates, cuyos diseños conservaron algunos rasgos de los cómics de Kevin Eastman y Peter Laird, en particular la cara de mala uva de los personajes. Hay que reconecer que en sus blisters parecían mas capaces de morder la cabeza de la Barbie de tu hermana o tu prima que devorar pizzas al grito de ¡¡Cowabunga!! como si no hubiera un mañana. La condicion de Playmates a Eastman y Laird de suavizar a los personajes, para poder crear una serie de televisión apta para todos los publicos, no hizo que se olvidaran del todo del carácter de los comics. Esa mezcla se observa perfectamente, ademas de en las caras, en los blisters de las figuras que combinaban los diseños de cómic con el logo de la serie.



De esta manera  los Leonardo, Michelangelo, Donatello y Raphael que probablemente guardabais en un tambor de jabón vacío (podéis reconocer sin miedo que lo hacíais, las estanterías y vitrinas han entrado mucho mas tarde en nuestras vidas) son una mezcla al 90% de lo visto en la serie, y un 10% a lo visto en los cómics. Bueno, menos en el caso de Shredder. Shredder no se parece absolutamente a nada de lo visto ni en los cómics ni en la serie y probablemente es una de las peores figuras de acción de todos los tiempos. Y si pensáis que exagero podéis juzgar vosotros mismos en la siguiente foto. Eso es un downgrade y no lo de Watchdogs





Pero no hay que equivocarse, fue esa infantilización de los personajes es uno de los motivos de que la colección fuera un éxito, y es que dio via libre a los diseños mas locos y divertidos para personajes, playsets y vehículos. Visualmente era una colección que lucia como pocas en los catálogos de juguetes y que se toma al pie de la letra aquello de “juguete grande, ande o no ande”. La furgoneta, aunque tuviera otro nombre es y sera siempre la fugoneta, y el Zepellin son los mas representativos e inolvidables. Creedme, lo he visto con mis propios ojos, todavía tienen el poder de pueden hacer gritar de emoción a alguien en una convención o un mercado de juguetes antiguos.

 

Por supuesto después del primer lanzamiento, y de manera anual se incluían nuevos personajes a la colección.Y como de los errores se aprende y no debió quedar muy bien sabor de boca con las ventas de la figuras de Shredder, esta vez el diseño estaba basado en la serie de televisión. En este momento la colección tuvo un invitado estrella, ni mas ni menos que Usagi Yojimbo el conocido personaje de Stan Sakai pasó a formar parte de los aliados de los pupilos del maestro Splinter. Pero como ocurrio con la ya citada Master del Universo es imposible que una colección no termine degenerando y de lugar a algun que otro esperpento, y Tortugas Ninja no iba a ser la excepción.

 


La colección de las Tortugas Ninja llego a tener 400 figuras, entre las que se incluian las figuras de la serie de televisión, los diseños mas disparatadas de los personajes e incluso las versiones de las películas de acción real de los años 90. Y aunque me he ceñido solo a la primera colección, que es la que mas fuerte golpeo en nuestro país, en EEUU siguieron saliendo oleadas de forma casi ininterrumpida durante todo este tiempo.

Ahora mismo gracias a la serie de Nickelodeon se vuelven a ver Tortugas en las estanterías, cuya presencia se vera reforzada con el estreno de Ninja Turtles: Fuera de las Sombras la segunda película de acción real después de que la franquicia fuera rescatada de nuevo para el cine. Solo el tiempo dirá si esta nueva generación de Tortugas Ninja cala tan profundo en su generación como lo hicieron las figuras de Playmates y Bandai.

Mientras que esperamos a ver que sucede en Hobby Consolas seguiremos hablando de las mejores colecciones de figuras de acción, y también de las peores. No vayáis a pensar que en aquellos años todo lo que salio era oro puro, algunas colecciones se quedaron en el camino y no fueron muchas las que gozaron del exito como lo hicieron Tortugas Ninja, Secret Wars o G.I.JOE. Así que, con vuestro permiso, vamos a comer un trozo de pizza mientras que pensamos cual sera la siguiente serie de figuras en aparecer por aquí, y que sepáis que se admiten sugerencias.

Lecturas recomendadas