Vampyr: trucos y consejos para empezar a jugar

Vampyr

No es fácil estar muerto dentro del mundo terrenal, con lo que los siguientes trucos para empezar a jugar a Vampyr te van a venir muy bien para no sucumbir en tus primeras horas de juego.

Vampyr es lo nuevo de los creadores de Life is Strange que nos lleva al Londres de principios del S.XX para meternos en la piel del Dr. Jonathan Reid que debe lidiar entre su vocación de médico ayudando a enfermos o bien por su necesidad vampírica alimentándose de sangre de los vivos. Como ves, habrá decisiones morales en Vampyr, y muchas.

Como sabemos muy bien que no es fácil volver de la muerte, te ayudamos con los mejores consejos para empezar a jugar a Vampyr para que tomes las decisiones correctas en las primeras horas de juego. Sabrás la mejor manera de ganar experiencia, conseguir recursos y combatir contra los que te consideran un ser muy malo.

Estos son los mejores portátiles con Windows 10 para jugar a Vampyr

Vampyr: trucos y consejos para empezar a jugar

No mates a las primeras de cambio

Aunque resulte muy atractivo, si empiezas a matar a otros personajes sin conocerlos bien es probable que pierdas hasta misiones secundarias. Es fundamental que primero hables con todos los personajes que te encuentras en el juego, para ver si te pueden dar pistas o incluso abrir misiones secundarias, y a partir de ahí sepas si es mejor dejarles vivos o que sucumban a tus colmillos.

No te obsesiones con la experiencia obtenida

Vampyr

La forma más rápida y fácil de obtener experiencia en el juego es mordiendo a todo ser viviente con el que te encuentres, algo que podría hacerte perder muchas misiones y pistas del juego. En su lugar, nuestra recomendación es que hagas todas las misiones secundarias que te vayan desvelando los personajes porque al final el juego te dará mucha más durabilidad y te vas a divertir más. De esta manera podrás descubrir nuevos arcos narrativos y encima podrás dedicar muchas más horas. Si bien las misiones dan menos experiencia, sí que te resultarán mucho más satisfactorias.

Antes de irte a la cama no dejes ningún cabo suelto

Vampyr

Una vez que te vayas a la cama en el juego, canjearás toda tu experiencia y subirás de nivel, pero también podrías atenerte a ciertas consecuencias. La idea es que antes de que te vayas a la cama, no te dejes ningún cabo suelto, concluyas todas las misiones e intenta que todo lo que acabas de dejar a tu paso te convenza. Date cuenta que una vez que te despiertes verás las consecuencias de tus actos.

La resistencia es tan importante como el resto de parámetros

Aunque te resulte más atractivo subir tu nivel de ataque, date cuenta que la resistencia es aún más importante, porque sin ella no podrás atacar. Si tu resistencia es baja, lo único que vas a conseguir es que en pleno combate te canses y no puedas seguir atacando. Lo ideal es que intentes subir tanto el parámetro de ataque como la resistencia de forma equilibrada para que no tengas problemas con el transcurso de las partidas.

También mola ser bueno

Vampyr

Aunque quizá lo que más te guste sea usar tus dotes vampíricas por la noche no dejando a ser viviente sin su pertinente mordedura, debes equilibrar todos tus actos. Si haces solo cosas malas, repercutirás negativamente sobre el distrito en el que te encuentres afectando al desempeño de la aventura y en futuras misiones. Siempre que tengas la oportunidad consigue píldoras y medicamentos que después puedan ayudar a sanar a otros enfermos.

Recoge todos los objetos que puedas, es gratis

Siempre que te encuentres un objeto por las calles de Londres, no dudes en recogerlo. Te puede valer para fabricar medicamentos o también para actualizar armas. Además, si no lo necesitas siempre podrás venderlo. Así que no olvides llevar a cabo tus dotes de exploración y no dejes absolutamente nada tirado por los escenarios.

Usa tus habilidades de teletransporte

Vampyr

En ciertos lugares del escenario, sobre todo en las zonas superiores, podrás encontrar nuevas rutas o áreas a las que trasladarte simplemente teletransportándote. El problema es que suelen ser zonas secretas y que fácilmente puedes pasar por alto, con lo que nuestra recomendación es que intentes mirar siempre por encima de la cabeza del personaje para encontrar posibles zonas secretas.

Las ratas también están ricas

Aunque a ti te resulte repulsivo, no así al personaje que puede comerse ratas de los escenarios para incrementar su barra de energía. Las ratas son fundamentales entre combates dado que es la única manera de que podamos rellenar nuestra barra de vitalidad. No te olvides usar tus sentidos vampíricos para encontrar ratas dispersas por el escenario.

Con estos trucos y consejos para empezar a jugar a Vampyr tendrás todo lo necesario para no cometer ningún error durante las primeras horas de juego.

Lecturas recomendadas