Ir al contenido principal

Aumenta la velocidad de tu PC gaming con este SSD NVMe por 35€: imprescindible para gamers

SSD NVMe Kingston

En este artículo, HobbyConsolas podría recibir una comisión por tus compras. Más información.

Como estamos seguros de que eres de los nuestros, sabemos que este producto te va a interesar un montón. Los discos SSD NVMe son el siguiente paso a los discos SSD tradicionales. Consiguen triplicar la velocidad de estos, y eso supone un PC que se enciende más rápido, que responde de forma fugaz, y la posibilidad de tener más recursos a la hora de jugar. Pero lo mejor es que conseguir un SSD NVMe en realidad es algo muy fácil y muy económico. Y es que ahora mismo puedes comprar un SSD NVMe de Kingston a un precio que casi parece una broma.

Se trata de una unidad de memoria en estado sólido con una capacidad de 250 GB. No es demasiado, pero es más que suficiente para instalar el sistema operativo y unos cuantos programas, y tener aparte los juegos y almacenamiento multimedia en otra unidad de memoria. Esta memoria SSD NVMe la puedes encontrar ahora mismo en Idealo por unos 35 euros, siendo una compra imprescindible.

Consigue este SSD NVMe al mejor precio en Idealo

La gran ventaja de los discos SSD NVMe es que son mucho más veloces que los SSD tradicionales, y muchísimo más que los discos duros estándar. La diferencia entre los dos tipos de SSD reside en que la conexión de los anteriores era SATA, como la de los discos duros estándar, mientras que los SSD NVMe utilizan la conexión PCI que conecta directamente a la placa base y nos aporta una velocidad superior. Concretamente, de los 500 MB/s de escritura de un SSD pasamos a unos 1500 MB/s en un SSD NVMe básico, triplicando la velocidad.

Si con una memoria de estado sólido ya tenías la sensación de que el PC se iniciaba rápido, con un SSD NVMe verás que la fluidez y la respuesta del ordenador es todavía más alta. La configuración recomendada para cualquier gamer y cualquier usuario que quiere utilizar el PC obteniendo el máximo rendimiento es contar con diferentes unidades de memoria. Y en este setup es perfecto elegir un SSD NVMe para el sistema operativo y programas principales. Con 250 GB tendremos más que suficiente. Y aún nos sobrará para que la unidad vaya sin problemas.

Por 35 euros, es una mejora ideal para llevar un paso más allá el rendimiento de nuestro PC. No supone tener que realizar un gran gasto, y las velocidades de lectura y escritura se multiplican de forma notable. De hecho, podríamos incluso plantearnos adquirir varias unidades con el objetivo de diseñar configuraciones óptimas para trabajar de forma profesional con el PC.

En este artículo, HobbyConsolas recibe una comisión de sus socios afiliados por cada compra que realices a través de los enlaces de productos que hemos incluido, algo que en ningún caso supone un coste adicional para ti. No obstante, nuestras recomendaciones son siempre independientes y objetivas. Puedes consultar nuestra política de afiliados aquí.

Y además