Logo Hobbyconsolas.com
Logo HobbyCine

El Grand Prix del verano arranca temporada con polémica entre sus concursantes por una decisión de la árbitra

La árbitra Asun Langa y el presentador Ramón García en el Grand Prix del verano 2024
Foto del redactor José Carlos Pozo

Redactor colaborador

La prueba de los Pingüinos matemáticos en el primer programa del Grand Prix del verano 2024 ha generado malestar entre los contendientes por una decisión de la árbitra Asun Langa.

Ya es oficialmente verano en la televisión con la llegada de la nueva temporada del Grand Prix, el mítico programa "del abuelo y del niño" que, tras una larga pausa, regresó el año pasado con la vuelta de Ramón García, aunque con diversos cambios adaptados a los tiempos de ahora.

En vista del éxito cosechado, RTVE vuelve a la carga con una nueva edición del concurso que trae muchos más pueblos para competir en esta temporada, lo que implica que tendremos programas de sobra para estar bien entretenidos este verano.

Sin embargo, el primer programa arrancó con algo de polémica debido a la decisión que tomó la árbitra Asun Langa durante la popular prueba de los Pingüinos matemáticos.

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Estas son las mejores tablets para ver películas y series

Si sueles ver series cuando viajas o en varias partes de casa, estas tablets pueden ser buenas compañeras para el consumo de entretenimiento.

Ver listado

El público abuchea a la árbitra del Grand Prix y Ramón García sale en su defensa

Si eres fan del programa sabrás en qué consiste la prueba de los Pingüinos matemáticos. Los participantes, embutidos en unos enormes trajes de pingüino, tienen que correr hacia la casilla en la que se encuentre el resultado correcto de la operación matemática que dicta Ramontxu.

El participante que se equivoque en el resultado o llegue el último al resultado correcto queda eliminado, siguiendo la prueba con nuevas operaciones matemáticas hasta que uno de los equipos pierda a todos sus pingüinos.

En este arranque de temporada se han enfrentado los pueblos de Almacelles (Lleida) y Bebimbre (León), representados con los colores azul y amarillo respectivamente.

La cosa ha estado muy reñida entre ambos contendientes durante prácticamente todas las pruebas. En un momento dado durante el reto de los Pingüinos matemáticos tan solo quedaban dos miembros de cada equipo cuando sucedió un hecho muy curioso.

Cuando Ramón García indicó la operación de 46+44, uno de los pingüinos del equipo de Bebimbre tropezó y cayó al suelo, mientras que el resto de contendientes se lanzaron a la casilla del número 100 equivocándose de lleno con la operación, ya que el resultado correcto es 90.

¿Qué ocurre en este caso? Como bien indica la árbitra Asun Langa tras comprobar la repetición de la jugada, el pingüino del equipo de Bebimbre se ha tropezado a consecuencia de un ligero empujón por parte del pinguïno de Almacelles, por lo que no considera que se haya tirado adrede a la casilla del 58.

Esta decisión ha provocado pitos y abucheos en la grada del público, a lo que Ramón García tuvo que intervenir para recordar tanto a los participantes como a los espectadores que Asun Langa "es árbitra de verdad, no es que lleve un traje que imite al arbitraje".

Cuando Ramontxu le pide a Asun que indique cuál es su profesión y esta dice que es "árbitro profesional de baloncesto", el presentador zanjó el asunto diciendo que ella "algo sabe de esto".

No obstante, la polémica en la prueba del Grand Prix se torna de lo más absurda ya que, aun si se hubiera equivocado, el primer pingüino en caer en la casilla del 100 ha sido de Bebimbre, por lo que uno de sus participantes quedaba eliminado igual.

Descubre más sobre , autor/a de este artículo.

Conoce cómo trabajamos en Hobbyconsolas.