Sony patenta un nuevo mando de VR para la futura PS5 (rumor)

PlayStation 5 fecha

El 2019 está cada vez más cerca, y con ello se acrecentan los rumores relacionados con las consolas de nueva generación. Con PS5 oteando por el horizonte, desde Sony han registrado recientemente una patente referente a un nuevo mando de juego con un diseño muy similar al de los mandos Move de PSVR, que podrían estar relacionados con la futura consola de la compañía.

Según reportan desde Gearnuke, la compañía nipona ha registrado en los Estados Unidos una patente relacionada con un nuevo mando de movimiento, para emplearse junto con un dispositivo de realidad virtual. Esta patente muestra un mando muy similar en su diseño al de los actuales mandos Move de PS4, pero con una particularidad. Y es que estos mandos prescindirían de la tan llamativa bola de luz de los Move, la pelotilla de su punta, para portar en su lugar un arco con luces en su interior.

Los mejores televisores 4K para disfrutar al máximo de tus juegos

Tal y como indican los esquemas de la patente, estas luces harían la labor de la "pelotilla" de los mandos Move, y permitiría seguir su movimiento mediante una cámara conectada a la consola, como ocurre actualmente con la cámara de PS4 y con PSVR. Cabe destacar que, según esta patente, el dispositivo de cabeza que se utilizaría con estos mandos (el casco de VR) contaría tanto con altavoces propios como con un micrófono integrado, y con un sistema de respuesta por vibración, lo cual parece denotar que también habría nuevas funciones en un modelo futuro de PSVR para PS5. Aquí tenéis una galería con el aspecto de este mando (que para nada se parece a un abrebotellas), según aparece en la patente:

Claro está, los diseños y las patentes pueden cambiar con el tiempo, por lo que debemos tratar toda esta información como rumores mientras esperamos a conocer todo lo que nos depara la próxima generación de consolas. Esta no es la única patente que ha registrado Sony estas semanas sobre PS5, y hace poco se registraba otra patente que insinuaba la retrocompatibilidad para su consola futura, la cual llegaría entre 2019 y 2020, según los últimos indicios.