Holfraine
Reportaje

Holfraine, el shooter cooperativo finalista de los Premios PlayStation

Por Alejandro Alcolea

Tras conocer Disembodied, el juego que mezcla humor, plataformas y acción al estilo Medievil, y Greyfall, ese cruce entre un builder y Diablo, el juego de Blizzard, es el momento de echarle un ojo a otro de los finalistas de los Premios PlayStation 2017.

Se trata de Holfraine, el juego que el estudio universitario Fluxart, compuesto por cuatro desarrolladores, empezó a construir en febrero de este año como parte de la asignatura de Diseño y Desarrollo de videojuegos de la Escuela Superior Internacional de Murcia.

Todos los finalistas de los Premios PlayStation 2017

El objetivo del estudio es el crear juegos de calidad que,a demás, sean innovadores y tengan personalidad. Con estas características, buscan abrirse camino en la industria del videojuego. Ahora bien, veamos qué es Holfraine, un juego que se ha podido probar en diferentes ferias, como Barcelona Games World, y que atrajo multitud de curiosos que se animaron a probarlo.

Qué es Holfraine está bastante claro si echáis un ojo al vídeo que sobrevuela estas líneas. Se trata de un shooter cooperativo en el que cuatro jugadores deben resistir ante una serie de hordas de enemigos controlados por ordenador. Eso sí, no todo será pegar tiros porque sí, hay un contexto para ello. 

Y es que, aunque en los juegos de este estilo, la historia es lo de menos, Holfraine nos llevará a distintos planetas y lunas menores de la galaxia intentando recolectar energía. Bueno, protegiendo los pozos. Y es que, la humanidad necesita de forma imperiosa una nueva fuente de energía, ya que los recursos de la Tierra se han agotado. Holfraine es el ''nuevo petróleo'', un mineral muy codiciado, pero también deseado por los Grimms, una raza insectoide muy evolucionada que se lanzará a por el recurso sin dudarlo.

Nosotros seremos uno de los Black Eyes Troopers, contrabandistas que protegen a tiro limpio ese suministro. Y que también lo vende a las grandes compañías, claro. 

Con el contexto en la mano, es la hora de las tortas, como diría aquel, y toca conocer cómo se juega a Holfraine. Alternando la primera y la tercera persona, nos encontramos con un shooter que nos recuerda a otro juego universitario que se encuentra actualmente dentro de una de las ramas de PlayStation Talents, la estrategia de apoyo al desarrollo de juegos españoles para PS4. Rascal Revolt.

De momento, y lo que hemos podido jugar, contamos con sólo dos personajes, cada uno con sus características. Uno es de estilo tanque, con gran resistencia. La otra es rápida y muy versátil en combate. Cada uno tiene sus propias habilidades para combatir a los Grimms y, además, cuentan con ciertas defensas que pueden poner en el mapa.

Y es que, lo principal en Holfraine es defender la máquina extractora ante las hordas de insectos que intentarán hacerse con el valioso recurso. Lo harán de una forma muy similar a la que se pudo ver en la primera película de Starship Troopers y eso, la verdad, no está nada mal.

Para ayudarse, los mercenarios pueden plantar defensas como vallas o torretas en un sistema de juego que busca ser muy dinámico y potenciar el juego en equipo, ya que los personajes se complementan entre ellos.

Veremos qué tal les va en los Premios PlayStation, pero el estudio tiene planes bastantes firmes con este juego. Si echamos un vistazo a la web oficial, vemos que no sólo tienen más personajes en camino, sino que también tienen planes para lanzar merchandising y hay un apartado que nos permitirá, pronto, apuntarnos a la beta multijugador.