DOOM Eternal análisis Stadia
Análisis

Análisis DOOM Eternal para Google Stadia - Un "infierno" libre de input lag

Por Alberto Lloret

Versión comentada: Stadia

Con nuestro análisis de Doom Eternal para Stadia os vamos a sacar de dudas y os contamos si la versión para la plataforma de streaming de juegos de Google funciona como en el resto de plataformas o si, por el contrario, presenta alguna diferencia, problemas de fluidez, lag... Todo eso y mucho más en nuestra review de la versión de Stadia.

El pasado 20 de marzo llegaba DOOM Eternal a las consolas de sobremesa y el PC, y desde Hobby Consolas esperamos al fin de semana para publicar nuestro análisis de Doom Eternal para PS4, Xbox One y PC con nota. La campaña nos había encantado, y así os lo hicimos saber en nuestro análisis en proceso, pero para poder ponerle la puntuación merecida, teníamos que probar más a fondo Battlemode, el novedoso multijugador asimétrico.

Ahora, con esa fase ya superada, llega el turno de analizar la única versión disponible que nos faltaba, la de Stadia (la de Nintendo Switch llegará más adelante, en una fecha aún por confirmar). Una versión que, en un juego tan frenético como lo nuevo de Bethesda, es una prueba de fuego para el servicio de streaming de Google, especialmente en la parte del control y los tiempos de respuesta.

Desde el punto de vista del contenido, DOOM Eternal en Stadia es exactamente el mismo juego, y por eso no vamos a entrar en detalles jugables, ni lo que ofrece la campaña, ni lo frenético que resulta su acción. Para eso tenéis el análisis que hemos puesto más arriba, en el que se repasan todas las bondades del juego, porque eso mismo es lo que está aquí. 

análisis DOOM Eternal Stadia

En este análisis de DOOM Eternal para Stadia nos vamos a centrar sobre todo en las peculiaridades de esta versión, en la calidad gráfica y su comportamiento en los distintos dispositivos en los que se puede jugar. Lo hemos probado en un móvil Pixel 3A XL, en un monitor 1080p a través de un ordenador con Chrome y en un televisor 4K con Chromecast Ultra.

Vaya por delante que, dada la naturaleza de Stadia, es complicado capturar "en condiciones" vídeos de gameplay y que estos, en gran medida, no hacen justicia al juego y a la plataforma en general. Para la review de Gylt usamos la captura de pantalla de Quick Time Event mientras jugábamos en el ordenador. Bien para ver el comportamiento del juego en 1080p, pero sin sonido.

Consigue el Google Pixel 3A XL al mejor precio: es el mejor móvil para jugar en cualquier sitio con Stadia

Con otros títulos, mientras jugamos los probábamos en el móvil, hemos utilizado distintas apps de grabación de pantalla... pero de nuevo, no es lo mismo. De capturar a la hora de jugar en la tele vía Chrome Ultra, la tercera opción, mejor nos olvidamos.

Ahora, a diferencia del lanzamiento de Stadia, sí es posible acceder a los recursos que hayamos capturado con el botón dedicado del mando (o F12 en el teclado), pero de nuevo, no es la mejor de las soluciones dado que la resolución máxima es 1080p 60 fps y las capturas de vídeo, de 30 segundos máximo, están en formato webm, muy ligero y orientado a compartir en la red, pero complicado a la hora de editar o convertir a otros formatos.

No es un formato con el que resulte fácil crear una pieza de vídeo, ya que no lo soportan los principales programas de edición y, al convertirlos a otro formato, pierden toda la información relativa a brillo, contraste... y se ven peor. Lo podéis comprobar en los dos fragmentos que hemos insertado en este análisis, como el que hay tres párrafos más arriba, y cómo se ve realmente en este enlace de un hosting compatible con el formato webm, para que veáis la diferencia de colores (aunque puede que petardeé en vuestro navegador).

Stadia, análisis del servicio de streaming de Google: review con experiencia de uso, precios, juegos y características

Es por ello que, de nuevo, lo que os podemos mostrar no es lo más fiel a lo que hemos visto mientras jugábamos, a la experiencia real, que como decimos, en un servicio como Stadia, es quizá lo más importante. Dicho esto, y tal y como se confirmó hace unos días, DOOM Eternal en Stadia no corre a 4K 60 fps de manera nativa, sino que reescala la imagen desde una resolución de 1800p.

¿Se nota? Pues la verdad es que jugando en una tele 4K no, salvo que hayas visto la versión de PC con todo al máximo... y aún así. El juego se ve y se mueve de escándalo a 60 fps constantes, sin caídas, y manteniendo siempre su festival de explosiones, destellos, extremidades volando y coloristas efectos sin que se aprecien ralentizaciones o problemas graves.

análisis DOOM Eternal Stadia

Insistimos una vez más en que nuestras pruebas las hemos hecho con una conexión de fibra simétrica de 300 megas del operador Jazztel, con el router al lado de la tele, conectado el Chromecast directamente por cable, y sin ningún otro dispositivo descargando o consumiendo contenido de plataformas de streaming. Para el análisis hemos usado además una cuenta Pro, con la que DOOM Eternal funciona con todos los extras, 4K y HDR incluido y, cómo hemos adelantado, se ve y se mueve francamente bien.

Con estas condiciones, no hemos notado ninguno de los defectos que suelen salir a relucir cuando hablamos de Stadia: no hay artefacto o pixelación, ni al cargar el juego, ni al llevar una hora jugando. En movimiento, a 4K, aunque sea reescalado, es una experiencia digna de verse... y quizá la mejor manera de disfrutar el juego en Stadia, aunque como decíamos antes, al capturar los clips parte del espectáculo se pierde por el camino (1080p 60 fps, y con algo de compresión).

análisis DOOM Eternal Stadia

Tampoco hemos notado input lag o retardo en los controles, algo que sería mortal en un juego de estas características, con una acción tan rápida y ágil y que requiere una respuesta ultrarrápida para adaptarnos a lo que pasa en pantalla. Esto ha sido una constante en los tres sistemas que hemos jugado, incluido el teléfono móvil con el mando conectado por cable USB-C al dispositivo. Lo único reprochable en este último caso es que los textos son tan pequeños que resultan ilegibles en la mayoría de los casos.

Así pues, desde el punto de vista técnico, DOOM Eternal funciona como debe en Stadia. Si es cierto que la configuración por defecto de los controles resulta un poco brusca a la hora de apuntar con el mando (ningún problema con el ratón y teclado), pero es algo que se soluciona cambiando los valores de sensibilidad horizontal y vertical para dejarlo más a nuestro gusto.

(Podéis ver este mismo fragmento de vídeo sin editar, "en bruto", y con los colores sin alterar en este enlace), 

Para terminar de comprobar las cosas, hemos compartido la cuenta con el juego con un colaborador que también tiene conexión de fibra simétrica, para que lo probara con su proveedor (Movistar), y él sí ha tenido algún ligero problema de input lag y de artefacto en el vídeo. Así pues, una vez más, depende mucho de la infraestructura y del proveedor... 

Pero, cuando todo funciona como debe, DOOM Eternal en Stadia no tiene nada que envidiar al resto de plataformas: es la misma experiencia ágil, vibrante y divertida. Detalles como unos tiempos de carga casi inexistentes al morir ayudan a que el ritmo no decaiga (porque sí, morirás más de una vez).

DOOM Eternal Stadia captura de vídeo

Eso sí, como en otros juegos de Stadia, donde más problemas hemos tenido ha sido con el multijugador, que no lo hemos podido probar. No sabemos si es porque el matchmaking tiene los mismos problemas del resto de versiones (en PS4 nos tiramos nuestros buenos 20 minutos de espera para encontrar una partida durante los primeros días) o porque en Stadia la gente está jugando la campaña y el multijugador está desierto... o directamente el juego está desierto.

Sea como fuere, y a diferencia de la campaña individual, no podemos decir si presenta algún problema de latencia o input lag al meter en la ecuación a otros jugadores. Aún así, y a pesar de no correr en 4K nativo, no es menos cierto que DOOM Eternal en sin ningún tipo de duda, un claro ejemplo de que el potencial de Stadia está ahí para ofrecer una experiencia de juego 1:1 equiparable con las plataformas tradicionales, siempre y cuando nuestra conexión lo permita

Valoración

Cuando todo funciona, DOOM Eternal en Stadia no tiene nada que envidiar al resto de plataformas. Eso es algo que depende, sobre todo, de tu conexión. En nuestras pruebas no hemos experimentado input lag o artefacto en el vídeo y aunque no es 4K nativo, se mueve que da gusto verlo. Y el control con ratón y teclado o con mando responde sin problemas.

Hobby

90

Excelente

Lo mejor

En nuestras pruebas, 0 input lag, 60 fps constantes y buena calidad visual. Facilidad y rapidez para saltar de un dispositivo a otro y seguir jugando.

Lo peor

Configuración del control con mando por defecto. Según el proveedor, puede irte bien o irte mal. Textos diminutos en el móvil. Multijugador desierto.

Y además