Dark
Análisis

Crítica de Dark temporada 1 - El notable thriller de Netflix

Por Raquel Hernández Luján

Crítica de Dark, la primera serie alemana de Netflix creada por Baran bo Odar cuyos 10 episodios se estrenan a nivel mundial el viernes 1 de diciembre de 2017.

Netflix sigue dando pasos para incrementar la calidad de su catálogo ya sea incorporando títulos como Mudbound o bien apostando por una producción propia de gran calidad y variados temas, como es el caso de la temporada 1 de Dark. Uno de sus ejes de crecimiento, como ya se anunció en los paneles de Berlín donde se presentaron las series y películas que estaban por llegar el pasado mes de marzo, era llevar producciones locales al público global. 

Allí Reed Hastings, fundador y director ejecutivo de Netflix aportaba datos muy precisos: desde el 2012, momento en el que la plataforma de VOD desembarcó en Europa, ha invertido más de 1,75 mil millones de dólares en producciones europeas (licenciado contenido, a través de su producción original y de las coproducciones), una inversión en crecimiento que hasta la fecha incluía más de 90 producciones originales en diferentes etapas de desarrollo a las que se han ido sumando más y más.

Su expansión es firme: está disponible en 13 idiomas y 2/3 del público de los contenidos europeos están fuera de Europa en Estados Unidos o China, así que la fórmula de la producción local con difusión global funciona a la perfección. “Las grandes historias no tienen límites geográficos", dijo Ted Sarandos, Director General de Contenidos, hace ya casi nueve meses.

Todas las novedades de Netflix de diciembre

Ya hemos visto Las chicas del cable, la primera producción española; Suburra, la primera producción italiana; y otras que llegaron antes como la británica The Crown o la francesa Marseille... Pues bien, hoy vamos a hablaros de Dark que es la primera producción alemana para Netflix y llegará de forma global a la plataforma mañana mismo, día 1 de diciembre de 2017 a las 9:01 h. con una primera temporada compuesta por diez episodios de entre 45 y 60 minutos de duración. Nosotros ya la hemos visionado por completo para poder ofreceros una crítica exhaustiva.

¿De qué trata Dark?

Antes de que sigas leyendo, puedes estar tranquilo: esta crítica está libre de spoilers, de modo que no encontrarás datos concretos ni sustanciales sobre la trama. De hecho, uno de los principales atractivos de Dark es el misterio y cómo se va desentrañando y enredando a medida que se suceden los episodios. Sí que podemos hablar acerca de lo que la sinopsis oficial nos ofrece: un vistazo a la localidad alemana de Wilden donde la desaparición de un niño en extrañas circunstancias empieza a resquebrajar la convivencia entre cuatro familias.

El punto de partida puede resultar sospechosamente similar al de Stranger Things, y lo cierto es que hay ciertas concomitancias entre ambas ficciones, si bien poco tienen que ver en lo que a trasfondo, ritmo y desarrollo se refiere. Si estás con el mono de la ficción de los hermanos Duffer, lo cierto es que puede ser una serie que te enganche con facilidad gracias a los cliffhangers que hay al final de cada episodio. También os dejo otras sugerencias:

Volviendo a Dark, que es la ficción que nos ocupa, podemos señalar que nos encontramos una atmósfera mucho más lúgubre y un tempo pausado que nos hace remitirnos estéticamente al cine nórdico con una fotografía muy apagada, paisajes húmedos y lluviosos y personajes tan oscuros como el propio título de la serie.

Los grandes aciertos de Dark

Uno de los mayores logros de la serie de Netflix es la de saber dosificar la información de manera magistral. Este thriller con elementos sobrenaturales, además no tiene una gran dependencia de los efectos especiales, buscando cautivar al espectador utilizando otras armas algunas de las cuales se ponen de manifiesto desde la propia cabecera. Las imágenes que la componen se van reflejando en un eje una vez, luego otra y una más hasta componer una suerte de caleidoscopio, algo similar a los planos temporales en los que discurre la acción. Todas ellas además se van justificando a lo largo del desarrollo narrativo: las manos ensangrentadas, la figura encapuchada, la disección del pájaro, el pfennig una moneda anterior al euro, equivalente a un céntimo de marco...

La fotografía y la banda sonora son otras dos cualidades artísticas inmejorables en Dark. La música impone esa sensación de desasosiego y alerta constante que nos lleva a estar pendiente de los detalles y a anticipar cada nuevo descubrimiento. En momentos puntuales de especial tensión o de revelación, llega a poner los pelos de punta.

Al apoyarse en una luz tan sobria y tenue, la elección de los colores del vestuario y el atrezzo es fundamental para permitirnos identificar a los personajes en la penumbra como a nuestro protagonista Jonas Kahnwald (interpretado por Louis Hofmann) que no suele desprenderse de su chubasquero amarillo. Los juegos de identidades son una constante y el casting en ese sentido, un verdadero reto superado con éxito. Son habituales, sobre todo en los exteriores, los planos muy contrastados, con mares de árboles recortados como negras estacas y esas rugientes cuevas determinantes para la historia atrapando la luz como una boca abierta en el bosque.

¿Por qué Dark es una serie clave de Netflix?

Decían los ejecutivos de Netflix que buscaban en este tipo de producciones proyectos susceptibles de durar varias temporadas, con productores y directores experimentados, como es el caso del director de origen sueco Baran bo Odar, artífice de esta primera tanda de episodios y confeso admirador de películas como Blade Runner o Lawrence de Arabia. Tras anteriores trabajos como Silencio de hielo ha dado el salto a Hollywood con Noche de venganza y ha sido sido ojeado para llevar el peso de esta serie, tarea que cumple con creces.

Dark, serie de Netflix

"Buscamos temas que no se hayan tratado antes, nos gusta hacer espectáculos perturbadores, básicamente buscamos historias potentes con puntos de vista originales para distintos tipos de públicos, no hay un solo criterio". En este sentido, Dark cumple las expectativas también: tiene potencial para desarrollar un universo mucho más amplio y rico, como deja muy claro en los últimos instantes del episodio final de esta primera temporada y consigue generar un interés más que suficiente en su variado catálogo de personajes cuyas interacciones son más complejas de lo que puede parecer en un principio.

Las series más maratoneadas de Netflix

¿Dónde encuentra algún que otro problema Dark? En general, en la falta de calidez que hay en las relaciones humanas de los personajes: es un tanto fría, los personajes no son especialmente locuaces y se nota que la serie no tiene la agilidad que imponen las series estadounidenses a las que estamos más habituados. Dicho de otro modo: si no estás acostumbrado a ver series de las que se cocinan a fuego lento, ésta puede llegar a aburrirte un poco en algunos tramos puntuales. Merece mucho la pena superar esos momentos valle para ir tirando del hilo hasta llegar al final y ¡advertencia! no hay un final cerrado que lo deje todo atado por completo, aunque sí que resuelve satisfactoriamente suficientes dudas como para no hacer sentir al espectador que ha sido estafado.

Dark, la nueva serie de Netflix

A pesar del tono serio de la serie el hecho de que haya viajes en el tiempo permite que muchísimas referencias temporales curiosonas desde musicales ("Shout" de Tears for Fears, "You Spin Me Round" de Dead or Alive) hasta videojueguiles (Mads aparece jugando en su habitación a Commando, en un Commodore 64) y por supuesto cinematográficas y seriéfilas con alusiones directas a Pesadilla en Elm Street, Regreso al futuro, Matrix o Masters del Universo. Eso sí, siempre suelen aparecer de forma sutil y plenamente justificadas por el contexto.

Curiosamente es muy al final, ya en los últimos coletazos del episodio que clausura la temporada, cuando hay un mayor desbordamiento fantástico, algo que puede percibirse como un salto cualitativo respecto a lo visto anteriormente para bien o... para mal, dependerá de gustos y expectativas. Sea como fuere Dark es una novedad muy interesante entre los nuevos estrenos de Netflix y os la recomendamos encarecidamente. Os aseguramos que os va a permitir tener largos debates familiares tras el visionado.

Valoración

Misterio y viajes en el tiempo se dan la mano en Dark, la primera serie de producción propia de Netflix rodada en Alemania, que va a dar mucho que hablar.

Hobby

88

Obra maestra

Lo mejor

La dosificación de la información, las interpretaciones y la forma en la que vamos desentrañando la trama. El guión es absorbente y adictivo.

Lo peor

Habrá quien encuentre los códigos narrativos un poco fríos y el tempo bastante lento. En ese sentido la serie "es muy alemana".

Y además