El nuevo God of War para PS4 no tendrá Quick Time Events

God of War PS4 QTE

El E3 2017 está cerca de llegar a su fin, pero el goteo de información está lejos de terminar. Y no cabe duda de que una de las estrellas de la feria (o, al menos, de la conferencia de Sony) fue God of War para PS4, nueva entrega de esta exitosa franquicia que llegará a la plataforma de Sony a principios de 2018. Kratos, también conocido como el fantasma de Esparta, vuelve una vez más para no dejar dios con cabeza.

God of War - La odisea de kratos y su llegada a PS4

Sin embargo, el God of War significará un nuevo comienzo para este griego de oscuro pasado; borrón y cuenta nueva que suele decirse. Este "reinicio" no sólo afectará al argumento, también será palpable en el apartado jugable. Y si ayer os contábamos los motivos por los que Kratos ya no usa las Espadas del Caos (las icónicas hojas encadenadas que Ares le entregó en la primera entrega), hoy venimos para hablaros de otro cambio de lo más rupturista.

Cory Barlog, director tanto de este como de God of War II, ha explicado al medio The Verge que el nuevo God of War no tendrá Quick Time Events. Estas secuencias cinemáticas en las que hemos de pulsar los botones que se indican en pantalla para continuar han sido un rasgo distinto de la saga desde la primera entrega, llegando a incluir algunos de los más originales que se recuerdan (*ahem* Poseidón *ahem*). El nuevo God of War será la primera entrega en la que no habrá QTEs.

Pero tranquilos, no hagáis uso de vuestra ira espartana todavía. La desaparición de los QTE se debe a que se han utilizado tan frecuentemente que han perdido toda su frescura. Aunque, según Barlog, más que una desaparición se trata de un cambio: durante los combates seguirá habiendo secuencias cinemátcias espectaculares, pero su ejecución ha cambiado totalmente. Y para explicarlo, utilizó la demostración del año pasado (avanzad hasta el minuto 05:27):

Cuando Kratos activa la ira espartana y sube a hombros del gigante de hielo, el jugador no está presionando una sucesión de botones que se indica en pantalla. En lugar de eso, está pulsando los mismo botones de ataque que se utilizan durante el resto del juego para golpear a la criatura. Vamos, que en el nuevo God of War una vez activada la secuencia, seguimos teniendo cierto control sobre Kratos.

En el caso de las batallas contra jefes intrincados y de gran tamaño, Barlog aludía al clásico Track & Field (NES), donde se presionan varios botones a gran velocidad para generar sensación de esfuerzo físico. En el God of War de PS4, se nos pedirá, por ejemplo, machacar X a toda velocidad o girar el joystick en la dirección indicada para replicar los movimientos que se están mostrando en pantalla.

God of War QTE

Curiosamente, estos dos ejemplos ya han aparecido en anteriores entregas como parte de los QTE, pero Barlog aseguró que en ningún momento se nos pedirá presionar un botón en el momento indicado. 

Así que ahí lo tenéis, God of War se deshará -más o menos- de la que sin duda es una de sus señas de identidad. ¿Qué os parece este cambio? ¿Creéis que esta nueva entrega se está alejando demasiado de la esencia? ¿O la fórmula estaba tan desgastada que se agradece? Tras ver el tráiler gameplay del E3 2017, cada vez es más evidente que este nuevo God of War pretende ser toda una deconstrucción de la saga.

Fuente | The Verge

Lecturas recomendadas