Los 10 juegos más adictivos de todos los tiempos

Tetris

Esta lista de los 10 juegos más adictivos de la historia es una lista compuesta por un montón de títulos que nos han dejado pegados a la pantalla sin ser conscientes del paso del tiempo. ¿Quién no ha pasado numerosas horas encajando piezas al Tetris o saltando en Super Mario?

No son pocos los juegos que nos han enganchado a lo largo de la corta historia de los videojuegos. Todos hemos pasado la vida delante de la máquina arcade, el televisor o el monitor de nuestro ordenador con algún título que nos ha atrapado sin remedio. Largas horas trasnochando o amenizándonos las esperas más aburridas.

Da igual el género, la plataforma o el año de lanzamiento: en cualquier rincón del sector encontramos varios juegos adictivos que nos han mantenido hipnotizados sin poder parar de jugarlos. En esta lista de 10 juegos más adictivos de todos los tiempos encontrarás títulos como:

  • Tetris
  • Super Mario Bros.
  • The Legend of Zelda
  • Pokémon Rojo y Azul
  • World of Warcraft

Y muchos más, ¿quieres conocerlos todos? Sigue leyendo...

Tetris

Tetris

Es decir su nombre y ya nos viene su mítica musiquilla. Horas pudimos llegar a pasar moviendo bloques de un lado para otro para mejorar nuestras puntuaciones. Curioso como un juego tan "simple" como Tetris pueda ser tan adictivo y desafiante. Y ahora, con nuevas propuestas como Tetris Effect o Tetris 99, el mítico juego de puzzles vuelve dispuesto a mantener nuestra adicción en la actualidad.

La curiosa historia del Tetris, el juego que nació en el comunismo

Super Mario Bros.

super mario, smb 1

Otro cuya musiquilla resuena en nuestra cabeza al recordarlo. El exitoso juego de plataformas 2D de Miyamoto dejó ensimismados a los jóvenes, y no tan jóvenes, de 1987. Su sencilla -pero a la vez desafiante- mecánica, su buen equilibrio de dificultad, su variedad de mundos y enemigos, y las diferentes habilidades de Mario consiguieron que pasáramos horas y horas dando saltos destruyendo ladrillos y aplastando goombas con Super Mario.

Mario Kart 64

Y seguimos con Mario. Muchos son los juegos de Super Mario adictivos, pero tras Super Mario Bros., Mario Kart 64 se lleva la palma. Todos los Mario Kart son adictivos, pero el segundo de ellos llevó un paso más allá el mítico juego original. Nos enganchó a sus frenéticas carreras en delirantes circuitos y con alocados ítems que aseguraron los piques en casa con nuestros amigos y familiares durante un tiempo.

Pokémon Rojo y Azul

pokémon rojo azul

Cómo lo pasamos en los 90 recorriendo la región de Kanto con nuestro entrenador pokémon. Y cuántas horas invertimos en tratar de capturar los 151 Pokémon y entrenando a nuestro equipo para que subieran de nivel, evolucionaran y fueran imbatibles. Los más pequeños recordarán sus intentos de jugar desde la cama sin que sus padres se enterasen. ¡Oh, pero la pantalla de Game Boy no tenía luz! Tocaba aguantarse las ganas y esperar ansioso al día siguiente.

GoldenEye 007

¿Oís eso? Sí, otra vez una recordada melodía y... ¡un disparo! Cuántas alegrías nos dio GoldenEye 007, un maravilloso FPS de Nintendo 64 y uno de los videojuegos más adictivos de la historia. Su mayor atractivo, y lo que lo hacía más adictivo, era su modo para dos jugadores a pantalla partida. Piques y puro vicio que nos traen muy buenos recuerdos.

World of Warcraft

Si ya los Warcraft de estrategia eran adictivos, imaginad este legendario MMORPG, que todavía a día de hoy sigue arrasando. Meternos en el mundo de Azeroth eligiendo facción, raza y creándonos un personaje era muy atractivo. Una vez que nos metimos en ese mundo virtual comprobamos lo difícil que era salir de él. Mejorar a nuestro personaje, conocer gente, participar en grandes campañas... Decir que es un juego adictivo es decir poco, una segunda vida para muchos.

Super Smash Bros.

Ya lo hemos dicho antes, juego en el que está metido Super Mario, juego que es adictivo. Super Smash Bros, es uno de ellos. Un juego de luchas que aúna a un gran número de personajes de Nintendo e inventados y que nos quita muchas horas gracias a sus adictivos combates. Divertidos, con personajes muy variados que hay que aprender a dominar, un modo historia para jugar en solitario y, por supuesto, muchos piques que ofrecer con su modo multijugador. Da igual con qué entrega os quedéis, os enganchará.

Grand Theft Auto III

GTA III 2

Rockstar revolucionó el género y los mundos abiertos con la tercera entrega numérica de GTA. Un juegazo que nos sumergió en Liberty City con una libertad sorprendente en 2001. Horas pasamos en la parodia de Nueva York probando cosas, haciendo locuras y avanzando en la trama que nos involucraba con mafias y chalados. No podíamos parar de jugar y hacer el gamberro en sus calles. Algo que se mantendría en futuras entregas de la saga.

Mentiras sobre GTA V y la saga Grand Theft Auto que no deberías creerte

The Legend of Zelda: Ocarina of Time

Otro mundo que nos sumergió hasta atraparnos fue el de The Legend of Zelda: Ocarina of Time. Recorrer Hyrule y sus mazmorras fue una experiencia de lo más adictiva. Y cuando pudimos cabalgar Epona ya si que no había quien nos sacase del mundo de Link. En 1998 quedamos fascinados por ese mundo del que tampoco queríamos salir, algo que volvimos a experimentar en 2011 con su remake en 3DS.

Call of Duty 4: Modern Warfare

Su campaña nos gustó mucho, pero lo que más nos vició a todos fue su modo online. Donde Medal of Honor triunfaba con su modo para dos jugadores a pantalla partida, Call of Duty 4: Modern Warfare lo hizo con su online para varios jugadores. Sus mapas pequeños, rapidez y frenetismo le aseguraron convertirse en el rey de los shooters. Muchos eran los jugadores que pasaban largas horas repartiendo plomo en sus servidores online. Un éxito que se mantendría en el tiempo, con otras entregas tan adictivas como lo fue esta.

Hasta aquí nuestra lista con los 10 juegos más adictivos de la historia, son sólo unos pocos y sabemos que hay muchos más ¿nos ayudas a completarla?

Y además