La adicción a los videojuegos, considerada oficialmente enfermedad por la OMS

5 juegos gratis que arrasan en 2018

Ya os contamos hace algunos meses que la Organización Mundial de la Salud (OMS) tenía la intención de incluir los trastornos asociados a la adicción a los videojuegos dentro de los problemas de salud mental. Unos meses después de incluir la propuesta en el borrador del CIE-11 ya es oficial: la adicción a los videojuegos se considerará como enfermedad.

Niños jugando a videojuegos

Lo ha confirmado la propia Organización Mundial de la Salud (OMS) a través de un comunicado. Este mes se publicará la nueva edición de la Clasificación Internacional de Enfermedades y, aunque queda pendiente el trámite de su paso por la asamblea general, la medida entrará en vigor el 1 de enero de 2022.

Las mejores teles 4K HDR para jugar: 5 modelos por menos de 500€

A pesar de la polémica generada desde entonces, y el comunicado enviado por parte de la ESA (Entertainment Software Association) para que la OMS considerara su decisión, se ha seguido adelante como propuesta y la adicción a los videojuegos podrá considerarse como problema de salud mental reconocido.

Cuando se publicó el borrador, desde el departamento de salud mental de la OMS aseguraron que la mayoría de las personajes que juegan habitualmente a videojuegos no tienen ningún trastorno, aunque hay casos en que el uso continuado y excesivo de los productos relacionados con videojuegos acaba generando un problema de salud mental serio.

Una medida que tomó por sorpresa al sector de los videojuegos. Desde la propia organización revelaron las tres condiciones negativas ligadas al mal uso de los juegos: el poco control del juego en términos de conducta, duración de la sesiones, contexto e intensidad; el hecho de que los videojuegos se conviertan en prioridad por encima de otros aspectos de la vida y mantener una rutina relacionada con los videojuegos a pesar de la aparición de consecuencias negativas. 

¿Adicto a las figuras Funko POP? Aquí tienes todas las del mundo

También han tenido parte de culpa en dicha decisión las crecientes cajas de botín o loot boxes en los videojuegos, ya que su desarrollo posee ciertas similitudes con los juegos de azar. 

Veremos qué medidas se toman al respecto. Pero desde la OMS lo tienen claro que la adicción a los videojuegos debe ser tratada como una enfermedad mental.

Lecturas recomendadas