Ir al contenido principal

Los creadores de Juego de tronos sobre el vaso de café: "pensábamos que era una broma"

David Benioff y D.B. Weiss, creadores de la serie Juego de Tronos
David Benioff y Dan Weiss recuerdan el momento del vaso de café en una escena de Juego de tronos: "pensábamos que era una broma".

Juego de Tronos, una de las series más queridas por los fans, adorada por los expertos en televisión y los premios Emmy y Globo de oro, decidió decir adió de su andadura en la televisión con una temporada a lo grande, el problema es que no fue del todo como se esperaba. 

Y dejando a parte los problemas con el guion o la misteriosa capacidad de lo personajes para recorrer distancias en enormes en apenas pocos frames, una de las cosas que más escoció a los fans fue la aparición de un vaso de café de Starbucks en una escena de la celebración del episodio cuatro de la octava temporada, Los últimos Stark, que se convirtió en contenido viral en internet segundos después de la emisión del capítulo. 

Y la pregunta sigue siendo la misma, ¿cómo pudo alguien dejar un vaso de café en una escena de una de las series más caras de la historia? Es la misma pregunta que se hacen David Benioff y Dan Weiss, showrunners de Juego de tronos, que todavía no han conseguido contestar, tal como demuestra un extracto del libro Fire Cannot Kill a Dragon que ha obtenido The Hollywood Reporter

"No me lo podía creer", confiesa Benioff, "cuando nos mandaron el mail contándonoslo al día siguiente pensábamos que era una broma, porque siempre hemos tenido a gente que revisa y decía, "oh, mira hay una avión hay detrás", para que otra persona lo borrase con Photoshop. No podía ser que hubiese un vaso de café en la escena. Entonces cuando lo vi en la televisión me dije a mí mismo, "¿cómo no he podido verlo?". 

Juego de Tronos vaso Starbucks

"He visto esa escena cientos de veces, y siempre estábamos mirando a sus caras o cómo estaban sentados con respecto a la cámara", añade Weiss, "me sentí como si fuéramos los participantes de un experimento psicológico en el que no ves gorilas corriendo por el fondo porque estás contando las pelotas de baloncesto. Todas las producciones que han existido han tenido fallos como estos. Se puede ver a un miembro del equipo en Braveheart, hay un actor con un reloj de muñeca en Spartacus. Pero ahora las series se pueden rebobinar y cuando alguien lo ve, se lo dice a otra persona en tiempo real, que rebobina, y entonces todo el mundo lo hace". 

 

Y además