Ir al contenido principal
nuevas outriders
Reportaje

5 aspectos en que Outriders consigue superar a Destiny o The Division 2

Outriders es un "looter shooter" desarrollado por People Can Fly que juega en la liga de gigantes como Destiny o The Division 2. Estos son algunos aspectos en que destaca por encima de sus competidores.

Outriders acaba de lanzarse en PS5, PS4, Xbox One, Series X (disponible en Gamepass en las consolas de Microsoft), Stadia y PC, y ya hemos tenido la oportunidad de disfrutar de este interesante "shooter" con tintes de RPG. Square-Enix y el estudio polaco People Can Fly han unido sus fuerzas para hacernos disfrutar de una épica aventura en el planeta Enoch, la última esperanza para la supervivencia de la humanidad. 

Podéis leer nuestro análisis de Outriders para descubrir qué es todo lo que ofrece el "shooter" de los creadores de Bulletstorm y Gears of War Judgment. En él, os hablamos de las cuatro clases: Piromante, que es un Outrider equilibrado, que cuenta con ataques a media distancia y poderes derivados del fuego  El Ilusionista puede alterar el continuo espacio tiempo, sorprender a los enemigos y moverse por el campo de batalla a gran velocidad.El Destructor viene a ser el "tanque" y su principal habilidad es soportar el fuego enemigo y por último, el Tecnomante es una clase diseñada para el combate a gran distancia, como un francotirador. 

El juego nos ha parecido muy divertido,  se nos han pasado volando las más de 20 de juego (si vamos sólo a lo principal, dejando decenas de secundarias y encargos de caza por el camino) y sin contar las expediciones del "endgame". Se nota que el estudio se mueve como pez en el agua en el género de los disparos, y su "gameplay" es impecable. Aquí podéis ver en qué consisten las expediciones, y si debemos jugarlas en solitario o multijugador. 

Pero es inevitable recordar que en este género ya se han batido gigantes como Destiny 2 Más allá de la luz, de Bungie, The Division 2 (desarrollado por Ubisoft Massive) o Anthem, de Bioware. ¿Qué es lo que ofrece Outriders para hacerse un hueco? En este reportaje os contamos 5 elementos en que supera a sus competidores. 

No es un juego como servicio

Aunque el diseño del juego recuerda a los MMO que hemos mencionado antes, nuestro progreso no está sujeto a pases de temporada, ni a sucesivas descargas de DLC. Es cierto que requiere que estemos conectados online para jugar, pero todo el contenido del juego está en el disco (o en la primera descarga).

outriders analisis

Outriders incluye una campaña de más de 20 horas, 55 misiones secundarias y las expediciones del "endgame". El botín está sujeto a la categoría del mundo, que nosotros mismos podemos seleccionar si nos resulta demasiado difícil o demasiado fácil (pero que nos asegura conseguir equipo legendario). 

Esto no impide que más adelante recibamos contenido descargable con nuevas historias, que completen la campaña, pero no tendremos que volver al juego de manera recurrente (si no queremos) para disfrutar de todo su contenido. Es una decisión valiente por parte del estudio, y mejora la experiencia de los usuarios. 

outriders analisis

Enemigos finales gigantescos

Destiny y The Division cuentan con emocionantes combates contra jefes finales, pero no hay criaturas tan grandes (y amenazadoras) como las que nos encontramos en Outriders. Por supuesto, no se trata tanto de un aspecto de diseño como de la propia ambientación, pero en el planeta Enoch hay "bichos" mastodónticos, y eso le da un aire especial a los enfrentamientos.

outriders analisis

En particular, en dos momentos de la historia principal nos vamos a ver las caras con bestias titánicas. Aparte de estos colosos, las mutaciones también suponen un interesante cambio en los enfrentamientos. Si queremos combates más "tradicionales", siempre tenemos la opción de vernos las caras con los peores tipos del planeta en misiones de cazarrecompensas.

outriders analisis

Un sistema de progreso muy asequible

El sistema de niveles es común a todos los juegos del género; más bajas nos otorgan puntos de experiencia, con los que mejorar nuestras habilidades. Además, cada nuevo nivel nos da acceso a un árbol de habilidades (específico de cada clase) en que podemos conseguir modificadores. En el caso de Outriders, además, se van desbloqueando progresivamente los especiales de piromante, ilusionista, destructor y tecnomante. 

Pero lo que nos ha gustado es cómo se produce el avance después de alcanzar el level cap. Mientras que otros juegos "luchaban" con elementos más confusos, como el nivel de luz, en Outriders el progreso se consigue mediante objetos, más potentes. Al jugar en categorías de mundo más avanzadas obtenemos la posibilidad de equipar objetos que estén muy por encima de nuestro nivel, y así subir las estadísticas.

El máximo nivel que podemos conseguir en Outriders se sitúa en 30, y el "loot" está bastante equilibrado con nuestro nivel. También podemos desmontar las piezas de equipo que no nos resulten útiles para conseguir piezas con que modificar nuestras favoritas. Se puede aumentar el nivel, las capacidades e incluso el nivel de rareza. 

Personalizar vehículos

Ya hemos hablado de la personalización de armas y equipo. Pero Outriders no se queda aquí, y nos permite personalizar nuestro vehículo todoterreno. Es verdad que Destiny tenía la opción de pilotar el colibrí para movernos por los escenarios más grandes, y que también nos daba la oportunidad de modificar el aspecto de nuestra nave (activa durante los tiempos de carga). Sin embargo, este aspecto es más profundo en el juego de People Can Fly.

outriders analisis

Podemos alterar nuestro vehículo de transporte con nuevos modelos de parachoques, capó, remolque o ruedas, modificar el color y el patrón de camuflaje. Y todo esto se consigue con galardones, que obtenemos con distintos logros de combate, exploración o coleccionismo. Es un aliciente extra, ya que el vehículo aparece en numerosas secuencias de vídeo y lo encontramos aparcado en cada uno de los campamentos.

Sin embargo, esto es sólo una cuestión estética. Los cambios no afectan al comportamiento del vehículo, y ni siquiera tiene un reflejo en la jugabilidad, ya que los trayectos se realizan de forma automática. 

El uso de los poderes

Para el final dejamos el gran cambio de Outriders respecto a sus competidores. Al igual que ocurría en Doom (2016) se fomenta un estilo de juego ofensivo: nuestra energía se recupera con el daño que hacemos, así que el mejor modo de mantenerse con vida es atacar sin descanso.

Y por otra parte, los poderes se recargan bastante deprisa, y podemos ir alternándolos casi sin parar (con L1, R1 y la combinación de ambos). Más adelante podemos equipar piezas de armadura que nos permite utilizar varias veces el mismo ataque sin esperar a la recarga. 

Algunos de estos poderes causan estados alterados -como enemigos ardiendo o temporalmente congelados- que se potencian si después desencadenamos, por ejemplo, un ataque de área. Es un aspecto muy cuidado que le da profundidad al combate. Y la combinación de habilidades y disparos es muy divertida; hay pocos juegos que consigan una sensación tan frenética durante los combates, sobre todo contra los jefes finales. 

Y además