monitor hp omen 27c

Probamos a conciencia el HP Omen 27C y os contamos nuestra experiencia con este monitor gaming pensado para disfrutar de una gran calidad de imagen y sacarle el mayor partido posible a nuestro hardware.

Si tienes un equipo de lo más potente pero tu monitor no acompaña las exigencias, es posible que estés mirando el mercado buscando ese periférico que te haga soñar. 

Si los FPS son muy importantes para ti, la resolución 2K es tu objetivo principal y el HP Omen 27C uno de esos monitores que debes tener en tu radar sí o sí.

HP es una marca que lleva muchísimos años en el mercado y que es experta no solamente en el ámbito profesional y el doméstico más modesto, sino que la gama Omen sabe sacarle el máximo partido a sus dispositivos para el gaming. Hoy te vamos a enseñar de qué es capaz en materia de monitores.

monitor hp omen 27c

Así pues, en este análisis vamos a relatar la experiencia que hemos tenido con este HP Omen 27C, un monitor curvo con unas capacidades de lo más atractivas.

Review del HP Omen 27C, análisis, test y opinión de HobbyConsolas:

El gaming 2K como punta de lanza

A día de hoy, conseguir un equipo que sea capaz de mover una resolución 4K con una tasa alta de FPS requiere una inversión enorme. Es por esto que muchos jugadores optan por hacerse con un monitor con una tasa de actualización muy alta y resolución 2K.

Esto no solo hace que tener un equipo pensado para estas capacidades sea mucho más asequible, sino que también vamos a ahorrarnos un buen dinero en el monitor, ya que un 4K de 120 o más Hz es realmente caro. El HP Omen 27C se nos antoja como una muy buena opción en el campo del 2K gracias a sus características.

HP Omen 27C
Pantalla27 pulgadas curva con 1000R
PanelVA
Ángulo de visión178º
Resolución2K o 2.560 x 1.440
Tasa de actualizaciónHasta 240 Hz
Tecnología de tasa de actualización variableAMD FreeSync Premium
Relación de contraste3000:1
Brillo400 nits compatible con HDR 400
Tiempo de respuesta1 ms (GTG)
Gama de colores RGBRGB 99%
Conexiones1 x DisplayPort 1.4
1 x HDMI 2.0
2 x USB-A 3.2 Gen 1
1 x USB-C
1 x Jack 3.5 mm
IluminaciónNo

Como puedes ver, estamos ante un monitor de 27 pulgadas con una resolución de 2.560 x 1.440 píxeles, o lo que es lo mismo, QHD o 2K. Con una tasa de actualización que llega hasta los 240 Hz vas a tener una experiencia en pantalla realmente buena, contando con un panel VA.

Esta clase de paneles goza de muy buenos ángulos de visión y de un tiempo de respuesta muy bajo, como podemos ver en sus características que es de tan solo 1 ms. Por contra, tendremos una gama de colores menos fiel que los que podemos encontrar en los IPS, pero nada que sea determinante. FreeSync Premium, compatible con HDR 400 y un contraste 3.000:1 completan el pack gaming.

Un diseño sencillo y eficaz

La primera impresión que nos ha dejado el HP Omen 27C es que estamos ante un monitor de lo más sencillo, estéticamente hablando. Con el negro predominando en el conjunto, el monitor no tiene a la vista ni botones ni nada que llame la atención en un primer momento, lo que personalmente para mí es de agradecer.

Una vez comenzamos a ver mejor cómo es este monitor, vemos que en su parte trasera encontraremos dos botones para su uso: uno en forma de joystick para navegar por su OSD, y otro para encenderlo y apagarlo. 

Esto se agradece mucho ya que la navegación por joystick está bien, pero si debemos pulsarlo para apagarlo y encenderlo se vuelve un poco tedioso.

En la parte trasera encontramos todas las conexiones separadas en dos bloques. Por un lado tenemos las todo lo necesario para poder utilizarlo a pleno rendimiento, con el DisplayPort 1.4 que es el que ofrece los 240 Hz, y un HDMI 2.0 que llegará hasta los 144 Hz en formato 2K.

Por el otro lado encontramos las conexiones USB, incluyendo un USB-C que no va a funcionar como Thunderbolt, utilizándose solo para información y carga de dispositivos. 

Por último destacar en esta parte que tenemos una conexión de jack 3.5 mm. para conectar unos auriculares, ya que no tiene altavoces incorporados.

La peana que acompaña al HP Omen 27C va a hacer muy buen servicio ya que tiene varios puntos muy a su favor. Para empezar, permite subir y bajar la altura del monitor, así como cambiar el ángulo verticalmente, lo que hace que sea mucho más cómodo de utilizar.

En su parte trasera encontramos un pasacables y, además, una percha para nuestro headset, algo que cobra especial relevancia al llevar un conector para ellos como dijimos antes.

Por el contrario, la peana no nos va a permitir una total ergonomía, aunque hay que decir que para lo que suele ser habitual en los monitores, no está nada mal. No vamos a poder moverlo en su eje para ponerlo en modo vertical, ni tampoco nos permite moverlo lateralmente.

Al ser un monitor curvo, esto hace que se vuelva un monitor exclusivamente para uso personal, ya que al no permitir moverlo horizontalmente la perspectiva de visión va a ser óptima única y exclusivamente desde delante de él.

Omen Gaming HUB y sus opciones

Lo más habitual del mundo en los monitores es que tengamos a nuestra disposición todo un menú de opciones, accesible a él mediante botones. Ya llevamos unos años en el que un joystick en la parte trasera es la forma escogida para esto, dejando un frontal más limpio. Con el HP Omen 27C esto no va a ser distinto.

El OSD que tenemos a nuestra disposición no es nada del otro mundo, permitiéndonos realizar algunos cambios rápidos mediante un par de movimientos como el tipo de imagen, la conexión a utilizar, añadirle una cruceta al centro de la pantalla... Sin embargo, HP ha incluido en su Omen Gaming HUB este monitor.

El Omen Gaming HUB es un programa que debemos descargarnos y que abre un abanico de posibilidades para nuestro PC. No es que sea algo determinante a la hora de utilizar este monitor, pero nos ofrece cierta facilidad para su uso, además de una configuración más pormenorizara de ciertos aspectos.

Por ejemplo, podremos configurar la cruceta a nuestro gusto, pudiendo escoger color, forma... Obviamente es mucho más cómodo configurar los parámetros del monitor desde un menú con un ratón y un teclado que desde su joystick trasero.

Además de las opciones que nos va a ofrecer con el monitor, tendremos otras ventajas como la posibilidad de hacer un seguimiento extenso de nuestro ordenador. De esta manera podemos ver la carga de la CPU, la gráfica o la RAM, así como la gestión de juegos y sus galerías de imágenes.

No es nada que no podamos ver en otros programas, pero tenerlo todo reunido en un solo lugar y que funcione bien, especialmente para la configuración específica del monitor a la hora de utilizarlo con un género de videojuego, es lo de más cómodo y útil que hay.

 

Pensado para la competición más salvaje

Llegamos a uno de los puntos más interesantes del análisis de este monitor HP y es que la experiencia de uso es lo más importante que te podemos contar. En este sentido es complicado hablar porque explicar con palabras la diferencia que puedes encontrar entre jugar a 60 Hz. y 240 Hz. es difícil.

Desde el punto de vista del panel, los VA tienden a no ofrecer una representación tan fiel de los colores como sí ocurre con los IPS. Sin embargo, HP ha hecho un magnífico trabajo en este sentido y las imágenes que te enseñamos más abajo hablan por sí solas.

Obviamente no solo hay que fijarse en los colores y su representación, y es que estamos hablando de un monitor pensado para puramente el gaming. Con la tasa de refresco de 240 Hz y un equipo capaz de conseguirlos de manera estable, estamos ante un dispositivo que va a mostrarnos imágenes muy nítidas aun con un gran movimiento en pantalla.

Esto se traduce en que en juegos competitivos como los FPS o juegos de disparos en primera persona como puede ser Battlefield 2042 u Overwatch 2, tenemos una gran ventaja al poder movernos y mantener imágenes nítidas y claras en todo momento.

Desde luego esta es la experiencia que hemos podido disfrutar en todo momento con el Omen 27C, un monitor pensado para la alta competición. Su tamaño lo hace perfecto, mezclando a la perfección un buen tamaño de panel con una resolución que le sienta como anillo al dedo.

En cuanto al resto de sus capacidades, no hemos encontrado ni la más mínima queja. El FreeSync Premium hace que sea compatible con cualquier tecnología adaptativa, por lo que no hemos visto tearing ni problemas derivados. Su construcción es muy sólida, por lo que tampoco hemos visto fugas de luz ni zonas grises en juegos donde el negro es importante.

Por último, destacar que al ser compatible con HDR 400, tenemos una experiencia en la iluminación magnífica, sacándole un mayor rendimiento si cabe a juegos que utilicen tecnologías como Ray Traycing.

Lo único que puede que sea un problema es su curvatura, y es que los 1.000R es lo mínimo que se puede encontrar. Se supone que es la forma más realista ya que es la curvatura del ojo humano, pero es la que menos inmersión va a ofrecer.

Precio del HP Omen 27C

Atendiendo a su precio, podemos ver que el HP Omen 27C se sitúa entre los 462 y los 500 euros, dependiendo la plataforma donde lo mires. 

En este sentido tenemos un precio bastante bien ajustado, ya que contamos con una peana que nos ofrece opciones más que decentes para su uso y, al mismo tiempo, las capacidades que ofrece el monitor son realmente de gama alta.

Omen 462,67€

La opinión de HobbyConsolas: ¿Merece la pena el HP Omen 27C?

No nos cabe dudas de que este monitor que ha sacado HP ofrece una de las mejores experiencias que podemos encontrar en el mundo gaming con estas características. Un buen panel con unos materiales de construcción, una experiencia a 240 Hz, HDR, una peana con unas prestaciones bastante interesantes...

Pocos peros hemos podido ponerle al HP Omen 27C más allá de que su curvatura no es la mejor para la inmersión en los videojuegos, algo a lo que claramente está enfocado. Con este monitor vas a poder realizar prácticamente cualquier tarea, aunque hay que tener en cuenta que va a ser para una sola persona ya que al no poder moverlo horizontalmente restringe un poco su uso.

monitor hp omen 27c

A pesar de que son muchas cosas y muy buenas las que ofrece, mirando el mercado puedes ver que su precio no está para nada disparado. La calidad de imagen y demás características técnicas que ofrece lo sitúan en la gama alta.

En definitiva, una experiencia realmente gaming. Uno de los mejores ejemplos que podemos poner a la hora de disfrutar del 2K en todo su esplendor en un monitor pensado para la alta competición.

Lo mejor

  • Una relación tamaño/resolución perfecta.
  • Calidad de imagen, color y brillo magnífica.
  • Una peana con buena ergonomía.
  • FreeSync Premium y 240 Hz.

Lo peor

  • La curvatura, es mínima y no ofrece tanta inmersión.
  • Un puerto Thunderbolt hubiera puesto la guinda al paste.

Y además

Battlefield 2042

Plataformas:

PC, PS4, PS5, Xbox One, Xbox Series X

Lanzamiento: