Razer Blackwidow 2019
Reportaje

Análisis de Razer Blackwidow (2019): grande en prestaciones, a precio ajustado

Por Alberto Lloret

El pasado 14 de marzo, Razer anunció el inminente lanzamiento de una nueva línea de periféricos más económica, con algunos de sus modelos más reputados a precio más bajo, prescindiendo de algunas características. En este análisis del teclado Razer Blackwidow (2019) damos cuenta del nuevo modelo.

Apenas hace dos semanas que llegó al mercado la línea de periféricos Razer más económica, compuesta inicialmente por las revisiones, o versiones de 2019, de algunos de sus modelos más prestigiosos, como el teclado mecánico Razer Blacwidow (2019) o el auricular Razer Kraken, del que daremos cuenta próximamente.

En este análisis del Razer Blackwidow de 2019 vamos a contaros en qué se diferencia este teclado mecánico respecto a anteriores modelos de la serie Blackwidow, que ofrece, que hay dentro de la caja y si realmente merece la pena esta nueva versión, entre otras muchas cosas...

Razer Blackwidow (2019), ya disponible por 129,99 euros en Amazon

Razer Blackwidow 2019: características generales

Como ya hemos adelantado, esta nueva edición del Razer Blackwidow prescinde de algunas características para poder ajustar su precio. Pero lo importante, sigue ahí: es un teclado mecánico con los reputados interruptores mecánicos verdes de Razer, que garantizan hasta 80 millones de pulsaciones, antighosting, pulsaciones simultáneas y cuentan con doble pared que garantizan una mayor duración (y que entre menos suciedad). 

Son unos interruptores que emiten el característico "clac clac" cuando son pulsados, como buen teclado mecánico. A algunos puede resultarles molesto e incluso si te dedicas a grabar contenido en vídeo, interferir en tu grabación porque emiten un nivel de ruido considerable... aunque eso, junto con la respuesta que ofrecen, es justo lo que buscan muchos jugadores.

De hecho, al igual que en otros teclados de la familia Blackwidow, es justo por lo que destaca: la respuesta y el tacto de sus teclas. Una vez que empiezas a jugar, y te familiarizas con el tacto, la profundidad de pulsación y el tiempo de respuesta, es difícil cambiar a otro teclado. Eso es algo que no ha cambiado en esta nueva versión.

Razer Blackwidow 2019

Y, al igual que en otros modelos, ofrece una robusta construcción (completamente de plástico, en esta ocasión), iluminación RGB independiente para todas las teclas (efecto tecla flotante), compatibilidad con el software Razer Synapse 3 para configurar las macros y las luces...

En este sentido, también integra la tecnología Hypershift, gracias a la cual, podemos definir una tecla cualquiera como Hypershift, que permite que todas las demás teclas tengan una función secundaria al ser pulsadas junto a la tecla Hypershift, permitiendo crear macros y acciones específicas para cada tecla. No está mal, ¿eh?

Del mismo modo, como otros modelos de la marca, monta memoria interna para almacenar hasta 5 perfiles distintos, bien por juego, bien por ordenador (además de poder subirlos a la nube), así como opción de grabar macros al vuelo.

Razer Blackwidow 2019

Desde el punto de vista de la ergonomía, se agradece que el Razer Blackwidow de 2019 incluya el sistema de doble pata para levantar el teclado, con dos pequeñas peanas de distinta altura que permiten encontrar la altura que nos resulte más cómoda para jugar o escribir.

Razer Blackwidow 2019: ¿qué es lo que cambia o no está?

Respecto a la edición Blackwidow Elite hay numerosos cambios. Los más evidentes, al poner un teclado al lado del otro, es que en la edición de 2019 no hay controles multimedia, ni dial de volumen. Para muchos será un mal menor, y más sabiendo que estos controles se han reasignado a las teclas de función (en combinación con la tecla FN).

En el lugar de los controles multimedia (esquina superior derecha), es posible encontrar ahora un gran logo de Razer, muy disimulado, y sin colores... Espacio que podía haber sido utilizado para reasignar los leds de perfil, grabación de macro y demás que hay debajo del bloque de teclas Insert, Supr, inicio, fin y avanzar página.

Razer Blackwidow 2019

Otro de los cambios más apreciable está en la propia superficie del Razer Blackwidow 2019. Frente al modelo Elite de 2018 y su superficie de metal, aquí todo es plástico. Duro, resistente, pesado y agradable al tacto, pero plástico al fin y al cabo... pero también algo entendible si queremos reducir costes.

Quizá el sacrificio más importante, al menos para mí, viene por la parte de conectividad. En esta versión desaparece el puerto USB lateral, así como la entrada para auriculares, un extra muy cómodo si no tienes la torre muy a mano o accesible.

Y, en comparación con otros teclados y modelos de otras marcas, la implementación de la tecnología Hypershift ya adelanta que aquí no hay teclas macro dedicadas, algo que poco a poco va despareciendo en muchos teclados...

También cuenta con un carril para "enrutar" el cable, o lo que es lo mismo, tenerlo organizado aprovechando la estructura del teclado (tiene una salida en el centro, en la parte superior, y en los costados). Es otro detalle que se agradece, sobre todo si eres un maniático de los escritorios recogidos y organizados. 

Razer Blackwidow 2019: contenido de la caja

Es quizá uno de los aspectos que más choca respecto a otros modelos. El packaging está igual de cuidado que en otros modelos, pero el contenido que encontramos dentro, es menor. Respecto a la edición Blackwidow Elite, por ejemplo, no incluye el reposamuñecas magnético (ni reposamuñecas de ningún tipo).

Razer Blackwidow 2019

Tampoco hubiera estado mal haber incluido una pieza para levantar las teclas del interruptor, o una funda de transporte... pero la caja básicamente incluye el teclado, las instrucciones, el capuchón protector para el conector USB del teclado... y poco más. Pero por 129,99 euros en Amazon tampoco esperarías los extras de la edición Elite, ¿verdad?

Razer Blackwidow 2019: opciones de personalización

Aparte de las macros, de lo que ya hemos hablado, la otra funcionalidad estrella del Razer Blackwidow 2019 es la iluminación RGB, totalmente personalizable para cada tecla de manera individual, gracias a los ajustes Razer Chroma en la aplicación Razer Synapse 3.

Es posible crear efectos de todo tipo, e incluso asignar capas adicionales a efectos preestablecidos, pudiendo crear efectos luminosos de todo tipo. Es un apartado que requiere tiempo para conseguir el efecto que se desea, pero las opciones son, simplemente, infinitas. Si te pones a trastear, resulta difícil dejarlo.

Razer Blackwidow 2019

Por suerte, algunos de los juegos del momento, como Apex Legends, Fortnite o incluso Overwatch son compatibles con Razer Chroma, y cuentan con perfiles automáticos que permitirán que el teclado nos deslumbre al realizar ciertas acciones en los juegos.

Así, por ejemplo, en Overwatch, la iluminación del teclado variará dependiendo del personaje, si estamos causando daño o curándonos o incluso saldrán "ondas" de nuestra tecla de Ultimate cuando tengamos el ataque preparado; en Fortnite, la iluminación variará dependiendo de la hora del día en la que transcurra la partida o si estamos en la tormenta.

La iluminación, por su parte, es la justa. Ni es la más deslumbrante del mundo con el máximo de brillo, ni resulta demasiado tenue. Con poca luz, se ve de fábula; en un entorno muy luminoso, se pierde parte del espectáculo.

Razer Blackwidow 2019: conclusiones finales

Lo cierto es que este teclado mecánico Razer Blackwidow (2019) es un movimiento muy inteligente por parte de Razer de cara a llegar a más público, bien con un presupuesto más ajustado, bien que directamente no quiere gastarse 200 euros en un teclado gaming. La marca es de sobra conocida, y es sinónimo de calidad. Ahora se trata de llegar a más gente, sin perder su esencia.

Desde el punto de vista de funcionalidad, este Blackwidow no carece de ninguna de las opciones clave, si bien los recortes (controles multimedia, conectividad, materiales...) son evidentes. Pero no se le puede negar que es un teclado de calidad, en la línea de todos los productos Razer

Razer Blackwidow 2019

Por esa razón, si dispones de un presupuesto algo ajustado, la edición de 2019 del Blackwidow es una apuesta segura: es un teclado fiable, bien construido, duradero, rápido y de calidad, por 129,99 euros.

Ahora bien, no es menos cierto es que es posible encontrar las versiones del año pasado, con todos los extras y controles, por un poco más. En concreto, en estos momentos, por apenas 20 euros más... Una cantidad de dinero que no es, ni mucho menos, insalvable. 

Es el caso del Blackwidow Elite, a la venta en Amazon por 143 euros, que incluye el reposamuñecas con sistema de agarre magnético, los puertos USB y para auriculares en el lateral... Con cualquiera de los dos, desde luego, vas a tener uno de los mejores teclados mecánicos del mercado.