Colony TV Serie
Análisis

Crítica de Colony temporada 1, ya disponible en Netflix

Por Javier Sánchez

Ya hemos visto la temporada 1 de Colony, la nueva serie disponible en Netflix. Os contamos con nuestra crítica si merece la pena enfrentarse a la invasión alienígena.

La serie Colony es puro acero, subversiva, inteligente en todo momento a la hora de gestionar sus recursos. Precisamente como eso, una colonia. Un tangram de convivencias matizadas sobre un agraviado tapiz ideológico que no deja de querer enmendar y descoser ambos lados al mismo tiempo. Mientras unos invierten todos sus esfuerzos en desmantelar, el otro bando condena. La eterna lucha entre las dos estereotipadas fuerzas de la serie: la Resistencia y el Gobierno. Ahora llega a Netflix su 1ª temporada.

¡Consigue ya todas las temporadas de Colony de SyFy! 

Calco y retrato de lo que ya hemos visto cientos de veces incluso en la animación más clásica, y que parte de una premisa que acaba siendo vestigial. Es cierto que la intención de la serie son la claustrofobia argumental y el confinamiento del espectador. Wayward Pines hacía lo mismo, pero nos mentía a través de su lenguaje directamente a la cara. Esa transparencia intencional de Colony no deja de empañarse una y otra vez con lo que se nos muestra: un mundo postapocalíptico y entorno futurístico, una llegada,.. pero nada casa con nada definitivamente. 

colony

En lugar de estar sordos, ciegos y mudos, se nos confiesa lo que hay al otro lado, se nos muestra, pero no se nos hace partícipe de ellos. Un constante desarraigo por el dónde se nos quiere ubicar y desde dónde se nos quiere traer de vuelta: no existe sincronía con las diferentes subtramas, ni confluyen más allá de las tribulaciones de la propia colonia. Es puro aislamiento que, cumple brillantemente con algo que efectivamente parece superarnos y no estamos capacitados para lidiar con ello: una invasión alienígena, a lo Distrito 9

Sin embargo, es algo que ya se ha sedimentado en todos los estratos sociales de Colony, hasta el punto de que la guerra es contra el Gobierno en el que los extraterrestres han otorgado la posibilidad de erigirse. La proyección de ese potencial no deja de comprimirse, pero lejos de extinguirse, cobra más y más fuerza, por lo que queremos mirar incluso más. Pero todo anda de por medio: esto es una situación excepcional donde la ley trata de valerse en una sociedad derrumbada y errática. Maquilla el fin de los tiempos con un sueño americano convertido en una acérrima y agridulce dictadura que no cesa de difuminar la moralidad de ambos bandos. Evidencia toda esa pútrida maquinaria que hay detrás tras ambas instituciones, que no sabemos nada. ¿Pero qué más? 

colony

No hay mucho que decir sobre Colony porque Colony nunca quiere decir mucho: prepara, orquesta, y sí, por supuesto que acaba lanzando cosas, desarrollando situaciones; pero ninguna se siente como que sea definitiva o el hilo conductor a seguir, tras los pasos de Josh Holloway (Perdidos) y Sarah Wayne Cailles (The Walking Dead). ¿Tu hijo se ha perdido? Que a nadie le importaba ya lo sabíamos.

colony

Pese a ello y no sacarnos en ningún momento de su patio de juego con otro sentido que no sea el oído, o una singularidad de rayo proyectado hacia el cielo, lo poco, que hace Colony, lo hace bien. Recrea el sentimiento de represión, y es imparcial con ambos bandos, estamos verdaderamente en esa colonia, e igualamos en ganas a los protagonistas. En ganas por querer salir de ahí y ver qué hay más allá. Permanecerá reservado, para próximas temporadas, del mismo modo que en Attack on Titan.

Valoración

Colony es una reclusión de sí misma: encierra e incuba el germen de una resistencia entre cuatro paredes forradas con espejos. Brillantemente elige qué mostrar pero allí donde predice que caminará libremente retrocede siempre. Rencillas que encogen su propio potencial, y no sacan a relucir el verdadero interés: la invasión alienígena.

Hobby

55

Regular

Lo mejor

El episodio piloto, el lenguaje, los gestos. Aboga por las sutilezas, un Cluedo de percepciones e intriga bastante acertado pero efímero interés.

Lo peor

Enmudece, y persigue su propia cola constantemente. Aliteración de conflictos que solo se agravan, pero no trasciende a nada mayor en su 1ª temporada