Crítica de Esto te va a doler, la demoledora pero ágil comedia negra que expone los problemas de la sanidad pública

Esto te va a doler

Crítica de Esto te va a doler, la adaptación del bestseller homónimo de Adam Kay que estrena Movistar Plus+ el 14 de marzo contando con Ben Whishaw como protagonista.

Hoy llega a Movistar+ la serie de siete episodios Esto te va a doler (This is going to hurt you). Se trata de la adaptación del libro de memorias del médico y guionista Adam Kay titulado "Esto te va a doler: historias disparatadas de un médico residente", publicada en España por Planeta.

Como declaración de intenciones, el título no tiene desperdicio dado que supone una amarga crítica a las deficiencias de la sanidad pública, aunque sin prescindir de un humor ácido y ágil que da buena cuenta de las curiosas vivencias del propio Kay.

Se basó para escribirlas en sus diarios, cargados de ironía y un humor negro muy particular destinado a poner de manifiesto las contradicciones de un sistema que a veces parece trabajar en contra de los facultativos. Sus cifras hablan por sí solas: ha superado los 2,5 millones de ejemplares vendidos y se ha traducido a 37 idiomas.

VIDEO

Tráiler de Esto te va a doler (This is going to hurt you)

La serie, claro está, ha sido escrita por el propio Adam Kay y está dirigida por Lucy Forbes (The End Of the F***ing World) y Tom Kingsley (Fantasmas).

Esto te va a doler nos lleva a conocer su día a día en un hospital como médico residente en el ala de obstetricia y ginecología. Está tan agotado por las jornadas interminables de trabajo que se queda dormido en cualquier rincón... pero a pesar de todo eso su apartamento es enano y su coche una tartana.

Debe estar disponible a cualquier hora del día y lidiar con el estrés de sacar adelante su trabajo dándole la patada a ciertos pacientes para dar acceso a los más graves porque los recursos son limitados y la presión muy fuerte.

Las mejores series completas que puedes ver en Movistar Plus

Antidisturbios

A medida que dobla turnos y trata de hacer su trabajo lo mejor que puede, su vida personal empieza a desmoronarse. Su vocación no es alentada precisamente por la compensación económica ni mucho menos por el clima laboral.

No solo tiene la inmensa responsabilidad de acertar con el diagnóstico (de casos a veces surrealistas) sino que además está ahogado en papeleo, tiene a su cargo a una residente en formación y carga con la culpa cuando aparece el pánico a equivocarse, después de que una mala decisión lo ponga contra las cuerdas.

Con estos mimbres podría parecer que Esto te va a doler es un drama como lo fueron otras excelentes series en cuya voluntad estaba alzar la voz contra un sistema injusto y deficiente como Hipócrates pero lo cierto es que adopta un tono de comedia negra muy ágil.

Queda constancia de la precariedad, de los recortes, las desigualdades y las contradicciones que acaban redundando en darle más trabajo y quebraderos de cabeza a los trabajadores de la sanidad, sobre todo a los que aún no han alcanzado cierto estatus, pero no se renuncia al humor puro y duro con recursos como la ruptura de la cuarta pared.

Respecto al protagonista, Ben Whishaw, hay que decir que es una elección de casting excelente: tiene la capacidad de recordarnos al Gregory House de Hugh Laurie cuando tira de ironía, pero también sabe mostrar el lado más vulnerable y hasta tierno de su personaje que termina cargando con más responsabilidades de las que le corresponden y arriesgando su estabilidad emocional por seguir adelante.

Está rodeado de talento, además con intérpretes como Harriet Walter (Succession), Ambika Mod (Ciclos), Michele Austin (Meet the Richardsons), Alex Jennings (The Crown), Rory Fleck Byrne (Harlots: Cortesanas) y Tom Durant-Pritchard (Los Windsor), entre otros.

Esto te va a doler es una serie muy solvente y recomendable... aunque no apta para estómagos sensibles, porque tiene su dosis de casquería y hemoglobina. A menudo la cámara se sitúa en un lugar incómodo en el que terminas "viéndolo todo" y la dosis de realismo es importante.

En su estreno en la cadena BBC congregó a 3,2 millones de espectadores y tenemos la suerte de poder disfrutarla ahora vía Movistar+ en España. 

Ni que decir tiene que su mensaje es asimilable a la sanidad española, máxime ahora que la presión sostenida en los profesionales de la salud ha elevado el estrés a límites insospechados a causa de la pandemia. 

FlechaIcono de flecha

VALORACIÓN:

Afilada pero también jocosa, la serie Esto te va a doler sabe dar en el clavo para denunciar las precariedades de la sanidad pública sin perder el sentido del humor. Además de ser pertinente, verdaderamente duele.
FlechaIcono de flecha

LO MEJOR:

La mezcla de drama y comedia, los temazos de la banda sonora, las rupturas de la cuarta pared y la interpretación de Whishaw.
FlechaIcono de flecha

LO PEOR:

No es apta para estómagos delicados: aunque quiere aproximarnos a la realidad de un paritorio, un poco menos de sangre se agradecería.
Hobby

82

Muy bueno

Y además