Crítica de Lo que hacemos en las sombras temporada 4 - Staten Island vuelve a resplandecer en la noche

Lo que hacemos en las sombras 4

Crítica del arranque de la temporada 4 de Lo que hacemos en las sombras (What We Do in the Shadows), cuyos tres primeros episodios ya están disponibles en HBO Max.

Podríamos haber llegado a pensar que los vampiros de Lo que hacemos en las sombras estaban en peligro de extinción, a tenor del final de la temporada 3 de la serie en la que los vimos separarse y, en el caso de Colin Robinson, reinventarse totalmente en un final desconcertante como poco.

Parece ser que era una simple cuestión de insuflarle oxígeno a una serie que parecía haber llegado a su punto más alto con episodios realmente sobresalientes. Así que, de facto, Lo que hacemos en las sombras 4 arranca con reencuentros y reposicionamiento de personajes, sin faltar a la esencia de cada uno de ellos.

¿Sigue haciendo gracia? ¡Oh, sí! Aunque también se intuye que se está echando más carne en el asador en lo que se refiere a tramas de largo recorrido. Cada capítulo explora unas determinadas situaciones, pero hay nuevos personajes con arcos argumentales de varios episodios y otros que han pasado a ser regulares.

Si algo podría definir en una palabra lo que inspiran estos tres primeros episodios sería "curiosidad". Y como nos quedan siete por ver para completar la temporada, vamos a tener que ser cautos y pacientes hasta ver el puzle completo.

VIDEO

Tráiler de la temporada 4 de Lo que hacemos en las sombras

Lo que sí tenemos son los títulos de todos los episodios, así que ya os adelantamos que la serie vuelve más fiestera que nunca y hasta con un matrimonio en el horizonte. Son: “Reunidos”, “La lámpara”, “Gran inauguración”, El mercado nocturno”, “Escuela privada”, “Pierre Barrens”, “Date la vuelta”, “Freddie”, “La boda” y “Recuerdos”, que será el final de temporada.

Lo bueno es que Lo que hacemos en las sombras ha renovado por dos temporadas más, así que, aunque el último suene un poco nostálgico es una certeza que no supondrá el final de las aventuras de los vampiros de Staten Island. Feliz noticia, porque como siempre os decimos, esta serie es un reducto del humor en televisión: pura diversión sin grandes pretensiones pero con momentos hilarantes.

 

Aunque Lo que hacemos en las sombras mantiene el tono, busca novedades para no aburrir o saturar a los espectadores, lo que se agradece. Sigue siendo una constante el juego de contrastes entre lo anticuados que son los vampiros y sus interacciones con el mundo moderno (ver a Nadja rapear es tronchante), pero hay nuevos alicientes.

Nos movemos en el terreno de la fantasía, así que no es de extrañar que a la galería de personajes: vampiros, familiares, hombres lobo, brujas, descendientes de cazavampiros, muñecos hechizados y demás se añada ahora un djinn o, si lo preferís, un genio de la lámpara que va a venir a poner las cosas patas arriba.

Lo que hacemos en las sombras 4

La razón es que nuestro querido Nandor es quien va a estar en posición de pedir los 52 deseos que este ser le propone y los va a usar (y malgastar) en toda clase de propósitos, si bien el que más le preocupa es su situación amorosa. Así decidirá que revivan sus 37 esposas... y se arrepentirá muy rápido de su decisión, convirtiendo en polvo a 36 de ellas.

Pero, ¿quién lleva la cuenta de los deseos que ha pedido ya? ¿Acaso él mismo sabe cuántos le quedan? ¿Conseguirá el djinn enseñarle algo sobre sus deseos como sucede en cualquier cuento clásico? Es curioso que la serie aborde justo la misma temática que la nueva película de George Miller: Tres mil años esperándote, de la que os hablaremos en breve. 

La otra gran incógnita es qué sucederá con el grimoso Colin Robinson bebé que crece de forma acelerada. ¿Por dónde saldrá el vampiro energético? ¿Son los niños succionadores de energía per se? ¿Conseguirá Nandor que este nuevo Colin sea distinto del original?

Y, finalmente nos queda por saber cuándo y cómo se introducirá la familia de Guillermo, que es otro de los avances que nos ha ido dando su creador para ponernos, nunca mejor dicho, los dientes largos.

En resumidas cuentas, Lo que hacemos en las sombras tiene cuerda para rato y, aunque haya arrancado de una forma algo tímida, seguro que está por sacarnos muchas risas, como es habitual. En España vamos con cierto retraso respecto a la emisión de FX y se augura que los próximos episodios sean épicos...

FlechaIcono de flecha

VALORACIÓN:

La cuarta temporada de Lo que hacemos en las sombras arranca dejando entrever que hay arcos narrativos que se van a ir desarrollando poco a poco como el de Colin Robinson o el de los planes amorosos de Nandor... Veremos hacia dónde nos lleva.
FlechaIcono de flecha

LO MEJOR:

Que mantiene el tono que tanto nos ha encandilado en temporadas anteriores: sigue siendo igual de divertida.
FlechaIcono de flecha

LO PEOR:

Los episodios son tan cortos que se pasan en un suspiro y es una agonía que se estrenen a razón de uno por semana.
Hobby

82

Muy bueno

Y además

Lo que hacemos en las sombras (Serie de TV)

Argumento:

Lo que hacemos en las sombras (What We Do in the Shadows) es una seriede FX basada en la película homónima producida porTaika Waititi(Thor Ragnarok) de 2014, que se puede ver en España vía HBO. Realmente única, esta serie en tono de falso documental es tan hilarante como su sinopsis propone: nos lleva a seguir a un grupo de vampiros Nandor, ...